EL PAíS › RATIFICAN QUE CARLOS TELLELDíN DEBE IR A JUICIO POR EL ATENTADO A LA AMIA

Otra vez en el banquillo

Está acusado de haber preparado la camioneta que explotó en la AMIA sabiendo que se iba a usar para el atentado. Como ya estuvo preso diez años, él argumenta que tendría la condena cumplida, pero la fiscalía y las querellas sostienen que no es así.

 Por Raúl Kollmann

La Sala I de la Cámara federal ratificó ayer la decisión del juez Rodolfo Canicoba Corral de elevar a juicio las acusaciones contra Carlos Telleldín por el atentado contra la AMIA. De esa manera, El Enano, como le decían a Telleldín, va camino al juicio oral, aunque es seguro que seguirá apelando, lo que no interrumpirá el proceso hacia el juicio que seguramente se iniciará en 2015. Telleldín estuvo preso diez años, por lo que argumenta que, tomando en cuenta la llamada ley del dos por uno, vigente en la época del atentado, tendría cumplida la pena de prisión perpetua. Sin embargo, el fiscal Alberto Nisman y las querellas –AMIA, DAIA, Familiares y Memoria Activa– consideran que la pena debe ser de reclusión perpetua, por lo que le faltarían cumplir diez años en la cárcel.

En concreto, Canicoba Corral, sobre la base de la investigación de Nisman, acusa a Telleldín de armar la camioneta que explotó en la AMIA. Y –según la imputación– preparó el vehículo sabiendo que se iba a usar para el atentado.

Las bases de esa acusación son dos:

- Que la camioneta que armó Telleldín es la que explotó en la AMIA. Esto surge del juicio oral en el que los jueces absolvieron a todos los acusados, pero escucharon el testimonio de decenas y decenas de expertos y peritos, después de lo cual sacaron como conclusión que la Trafic que armó Telleldín, con partes robadas, fue la usada como coche-bomba.

- Que Telleldín sabía que se iba a usar para el atentado. Nisman lo afirma diciendo, por ejemplo, que reforzó los elásticos supuestamente para que pudiera cargar con los explosivos. Que, además, no entregó –como hacía habitualmente en una venta– la documentación del vehículo. A esto se agrega que armó la Trafic con partes distintas de distintas camionetas, para que no pudiera ser identificada, y que tras el atentado huyó a Misiones, supuestamente para fugar al exterior.

Esta última parte de la acusación –que Telleldín sabía que se iba a usar el vehículo para un atentado– será difícil de probar. Habría que demostrar, por ejemplo, alguna vinculación con los terroristas, pero eso no apareció, al menos hasta ahora, entre otras cosas porque no está claro cuál fue la conexión local del atentado.

Lo cierto es que la Cámara ayer confirmó que Telleldín debe responder a las imputaciones en un juicio oral. El Enano había pedido la nulidad de la elevación argumentando que no estaba fundada por el juez. Como era esperable, la Cámara rechazó la pretensión de Telleldín y éste apelará a Casación que, seguro, también le va a rechazar el recurso. La diferencia es que esta nueva apelación no interrumpirá el proceso.

Teniendo en cuenta la cercanía del final de año, y que todavía no se determinó el Tribunal Oral, la lógica indica que Telleldín será juzgado en 2015. El argumenta que, aun si resultara condenado, ya prácticamente cumplió con la pena porque estuvo diez años preso, pero el fiscal y las querellas sostienen que el dos por uno no corre en caso de que se lo condene a reclusión perpetua, por lo que le faltaría cumplir con otros diez años de prisión.

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

La Cámara Federal confirmó que Carlos Telleldín debe responder a las imputaciones en un juicio oral.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.