EL PAíS

Vanina Kosteki con Solá

Vanina Kosteki, la hermana de Maxi, se reunió ayer con el gobernador Felipe Solá y con el ministro de Desarrollo Humano, Juan Pablo Cafiero (los tres en la foto), para reclamar que se profundice la investigación de los crímenes de Maxi y Darío. “Me voy con muchas promesas y abriré una cuota de crédito al Gobierno para el esclarecimiento de la muerte de Maximiliano, pero si es necesario me volveré a poner dura con ellos”, dijo. Vanina llegó a la gobernación dispuesta a encadenarse en la entrada pero luego le informaron que la recibirían Solá y Cafiero. En la charla, Vanina pidió que se investigue la dependencia policial de Los Hornos. “Se la pedí porque en más de una oportunidad, autos sin patentes y otros que sabemos que pertenecen a la policía de Los Hornos, donde vivía, me han seguido de casa al trabajo y al colegio cuando voy a buscar a los chicos. Por estos motivos me mudé a Berisso”, contó tras la reunión. A su vez, el ministro Cafiero aseguró que “Vanina necesita de otros apoyos y nosotros se lo vamos a dar porque es obligación del Estado no dejar en situación vulnerable ni en desamparo a ningún ciudadano”. Desde la masacre de Avellaneda, Vanina viene reclamando el esclarecimiento del crimen de su hermano. Siempre lleva consigo una foto con la cara de Maxi y la leyenda “el artista que no lo dejaron ser”. Su madre, Mabel, murió hace pocos meses.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.