EL PAíS › LA DIPUTADA SE REUNIO CON EL EX DIRECTOR DE LA ADUANA JUAN GOMEZ CENTURION

Carrió azuza la interna con Angelici

La aliada de Cambiemos convocó a Gómez Centurión, separado de la Aduana por una denuncia de corrupción, para conocer qué había pasado. En el entorno de la diputada sospechan de la mano del amigo de Macri y titular de Boca, Daniel Angelici.

 Por Werner Pertot

Sorpresas te da la política. La aliada de Cambiemos y líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, recibió al ex director de la Aduana Juan José Gómez Centurión, quien fue separado del cargo la semana pasada por el presidente Mauricio Macri por denuncias de presunta corrupción, que son investigadas por el juez Ariel Lijo. La cita fue gestionada por la dirigente de la Coalición Cívica, quien sospecha que detrás de la salida del funcionario está la mano del Daniel “El Tano” Angelici. “Tengo el deber de no dejar solo a Gómez Centurión”, dijo Carrió.

La disputa entre Carrió y Angelici –a quien la dirigente sindicó como un “operador judicial” en una causa que investiga el juez Sebastián Casanello– viene desde el comienzo del Gobierno. Incluso, llegó a discutirlo con Macri, quien respalda al presidente de Boca. Angelici es, además, uno de los integrantes de la mesa chica macrista. Según cuentan en el PRO, con Gómez Centurión Angelici no tenía una particular simpatía. “El Tano le pidió que pasara a un conocido suyo de la Aduana a Ezeiza, porque le servía para acelerar los trámites con los jugadores. Lo habían mandado a Aeroparque. ¿Sabés qué hizo Gómez Centurión? Lo mandó a una oficina en Munro”, comentaban. “Era igual con todos los ministros”, aclaraban sobre la capacidad del ex funcionario para hacer amigos en el gabinete. Su relación era con Macri, quien lo aprecia por ser un incondicional.

Por eso, impactó en el Gobierno la noticia de la salida del primer funcionario de Cambiemos, que llegó abruptamente. Se cocinó a fines de la semana pasada, cuando la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, le llevó una denuncia anónima unos audios de escuchas, donde presuntamente se oye a Gómez Centurión. El ex funcionario señaló que introdujeron mensajes de audio de Whats- App suyos en conversaciones ajenas. El empresario paraguayo involucrado en la causa judicial, Carlos Oldemar Barreiro Laborda, señaló como responsable a la segunda de la AFI, Silvia Majdalani, quien responde a Angelici.

En el Gobierno no acusan a Gómez Centurión, pero igual recurrieron a su separación preventiva. Primó el temor, en el contexto negativo de la discusión de las tarifas, de que les estallara una denuncia por corrupción. De todas formas, en el Ministerio de Seguridad se comentaba que hay “algo más” sobre Gómez Centurión que llevó al Presidente a tomar la decisión de separarlo. ¿Qué cosa? Nadie quiere decirlo, aunque su salida cada vez huele más a una interna.

En ese clima enrarecido, Carrió hizo su entrada a raíz de que sospecha que Angelici fue uno de los que orquestó la salida del ex militar. “Así como fue correcta la separación preventiva del cargo, es correcto defender la verdad y el honor del funcionario –dijo Carrió–. Yo, que estoy acostumbrada a quedarme sola junto con los míos durante muchos años frente a una denuncia, tengo el deber de no dejar solo a Gómez Centurión”, indicó Carrió. En su entorno, confirmaron que ella fue la que gestionó el encuentro y que lo que buscaba era recibir algunos datos de primera mano sobre las acusaciones. Pero también sobre sus sospechas del involucramiento de Angelici.

“Esto se lleva adelante en el convencimiento de que quienes quisieron cambiar la Aduana, que es el lugar de mayor fraude en el país, se encontraron con la muerte, como fue el caso del brigadier Etchegoyen o con un fusilamiento mediático anticipado. Y teniendo conocimiento que hay funcionarios de la Aduana que son, a la vez, parte de los servicios de inteligencia, me pareció imprescindible escuchar sus palabras precisas frente a las preguntas sobre nuestra investigación”, explicó.

Carrió detalló que está preparando un informe sobre la Aduana, que presentará ante el Poder Judicial. “En la confianza de que es un hombre honesto, de que ha arriesgado su vida en nombre de la Patria y que fue reconocido con la Cruz de Heroico Valor en combate, esta reunión no sólo era un deber moral, sino también una necesidad política. Lo contrario sería entregar la Aduana a los que robaron millones y millones de dólares a lo largo del tiempo”, remarcó Carrió, quien se fue satisfecha.

Compartir: 

Twitter
 

Elisa Carrió se fotografió junto a Gómez Centurión y dijo: “Tengo el deber de no dejarlo solo”.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.