EL PAíS

A remar para reconciliar a los líderes del PRO

Tras los cortocircuitos por el cierre de listas, Macri y López Murphy vuelven a mostrarse juntos el sábado.

 Por Werner Pertot

¿Vuelve el amor a PRO? Los socios de la coalición de derecha se volverán a ver las caras tras la casi ruptura del día del cierre de listas. El jefe Mauricio Macri y el candidato a presidente de Recrear, Ricardo López Murphy, se encontrarán en Cabildo y Juramento y caminarán juntos, como una pareja que recupera el tiempo perdido. “Es el signo de la reconciliación”, festejaron desde el bulldoguismo. “Lo que pasa es que tienen una relación adulta. No es un amor adolescente”, bromearon desde el macrismo, donde todavía no le terminan de perdonar al Bulldog su doble candidatura, que los enfrenta en la provincia de Buenos Aires.

Apenas se conoció la intención de López Murphy de competir por ambas candidaturas, la relación entró en cuarentena. Macri envió a sus principales espadas, Horacio Rodríguez Larreta y Federico Pinedo, a reunirse con Esteban Bullrich, candidato a vicepresidente de Recrear. Y le anunciaron que se rompía PRO. Durante todo aquel día, de uno y otro lado dieron por muerta la alianza en la Capital. Recrear porteño llegó incluso a confeccionar una lista propia de legisladores. Sin embargo, minutos antes del cierre de listas, la relación volvió a foja cero y se presentaron juntos. Desde entonces, López Murphy no volvió a verse con Macri, quien anunció que lo apoya tan sólo en la Capital, mientras que en resto de los distritos dio libertad de acción.

Es por eso que sólo la Reina del Plata los verá juntos. Y se encontrarán en Belgrano, un barrio que le fue muy favorable a PRO en las elecciones porteñas. Desde Recrear festejaron la decisión del jefe: “De ahora en más, van a tirar para el mismo lado. A nadie le conviene hacer una mala elección en la Capital”, pronosticaron cerca del Bulldog.

“Es una ratificación del apoyo político”, señaló Pinedo a este diario. “Vamos a hacer un acto político, por el compromiso que Macri tiene con la campaña de la ciudad. No hay amor, ni desamor: tenemos una relación política y no erótica”, sostuvo. Cerca de Macri se consolaban con que es “mejor la relación con López Murphy que la que tienen Cristina y Scioli. En la provincia, está claro que apoyamos a Francisco De Narváez y él, a los suyos de Recrear”.

Y si faltaba un ejemplo para que “quede claro”, Macri lo dio ayer, cuando se paseó en un bote con el candidato a gobernador de Unión-PRO y con su primo Jorge Macri, quien lo secunda en la fórmula. Mientras hacía equilibrio en la precaria embarcación, el jefe de Gobierno electo sostuvo que sus candidatos iban a actuar “frente a la incapacidad del Gobierno para resolver el problema” de la contaminación.

A su lado, los primeros en la lista para diputado y senador por la Capital, Pinedo y Carlos Melconian, sostenían un cartel (amarillo, por supuesto) que decía: “Sigamos remando el Riachuelo”. La breve travesía (duro sólo unos minutos, como todo acto PRO) concluyó en una (también breve) charla con la prensa en la ribera de La Boca. Allí, Macri sostuvo que la contaminación del Riachuelo equivale a cuatro mil Botnias.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: Leandro Teysseire
SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.