SOCIEDAD › EL CITY CHASE, UNA INSOLITA COMPETENCIA MUNDIAL QUE SE DISPUTA EN ARGENTINA

Una final con fondo salteño

Parejas de todo el mundo sortearon pruebas urbanas en distintas ciudades. Las diez finalistas juegan ahora en Salta: desde limpiar el Tren de las Nubes a cocinar empanadas. Todo, filmado por la National Geographic.

Desde Salta

Limpiar los vagones del Tren de las Nubes. Preparar empanadas al estilo salteño. Jugar un partido de fútbol en el estadio mundialista Padre Mortiarena. Saltar del dique Cabra Corral. En una mezcla de show televisivo y aventura extrema, comenzó el jueves la edición 2009 de la Final Mundial de City Chase en la ciudad de Salta, donde diez parejas de distintos lugares del mundo realizan pruebas físicas y culturales para coronarse campeones de la competencia urbana. “Es una oportunidad única para mostrar los paisajes salteños y argentinos, porque las imágenes del programa se verán por National Geographic Channel ante más de 100 millones de espectadores y, por supuesto, posibles turistas”, dijo entusiasmado Leonardo Boto, secretario ejecutivo del Instituto Nacional de Promoción Turística (Inprotur). El evento encontrará su ganador hoy a la tarde y, para abril de 2010, se podrá ver la competencia en la pantalla chica.

Son diez equipos, veinte competidores y una provincia para mostrar. Hombres y mujeres: matrimonios, amigos, compañeros de trabajo e incluso hermanos conforman las parejas. Como en el mundial de fútbol, los dúos que recorrerán durante tres días Salta capital debieron previamente eliminar a otros miles de participantes en sus países de origen. “Primero ganamos en Barcelona y después jugamos contra nuestros pares madrileños en Irlanda. Además de correr y correr, remamos por el Canal Grand Dock en una tabla de surf, ordeñamos una vaca de broma y la prueba estrella fue meternos en una pelota gigante de playa y rodar como un hamster para desplazarnos por el agua”, relató entre carcajadas Alex García, uno de los dos participantes españoles de City Chase.

Además de España, para la versión salteña de la aventura urbana más importante a nivel mundial, los competidores llegaron desde Australia, Nueva Zelanda, Canadá, Estados Unidos, Brasil, Portugal e Irlanda. Al igual que en la copa de balonpié, el último equipo ganador (Singapur) y la pareja del seleccionado anfitrión (Argentina) estuvieron exentos de competir con anterioridad y pasaron directamente a la final. “Hace un mes hicimos un casting y nos enteramos de que íbamos a participar el (último) viernes –admitió a Página/12 el analista de sistemas y actual competidor argentino, Ricardo Coronel–. Aunque se nos complicó con el trabajo y las ocupaciones que tenemos en Buenos Aires, estamos muy emocionados por recorrer jugando la provincia de Salta.”

Bajo una lluvia torrencial, el show comenzó cerca de las 10.30. Fue en el cruce de España y Mitre, frente a la plaza 9 de Julio del casco histórico local. Mientras los transeúntes uniformados de traje de oficina miraban incrédulos el espectáculo de cámaras, micrófonos, orquesta y comparsa (de Cerrillo) carnestolenda, los participantes escuchaban atentos la primera pista proporcionada por el conductor televisivo. “Está muy cerca”, dijo el hombre de la National Geographic en un perfecto inglés. Entonces, todos iniciaron la búsqueda.

Enfundados con remeras distintivas del programa y zapatillas deportivas, los 20 competidores se desplazaron hacia lugares culturales de la ciudad (el Museo de Bellas Artes y el Convento San Bernardo) con la intención de encontrar los adminículos necesarios para la competencia citadina: un botiquín de primeros auxilios y una tarjeta de colectivo en pos de poder circular por la capital. Porque “no podemos llevar nada. Ni teléfono celular, ni dinero, ni saco de dormir. Nada. Sólo nos permiten cargar una chaqueta por si hace frío”, contó García, horas antes de que comenzara el desafío.

Dentro del Palacio Legislativo, los participantes hallaron el primer chase point de la jornada. La prueba se desarrolló dentro de una cervecera salteña y fue netamente física: llenar un camión con 50 cajones de cerveza y luego entregar la bebida en un bar, del que sólo “conocían” la fachada del edifico por una fotografía. Luego de la competencia, y para continuar con la línea argumental del reality show, una de las parejas fue “eliminada”: las chicas australianas (Caroline Rafferty y Jocelyn Santosa) fueron las últimas en llegar al local y las primeras en despedirse del juego.

Después, el mejor cocinero de empanadas salteñas, Roberto Argentino “Topeto” Díaz, les enseñó a las nueve parejas restantes el secreto de su especialidad. El rápido aprendizaje fue en la peña Gauchos de Güemes y concluyó con la preparación de dos docenas de empanadas que luego degustaron los ancianos del hogar San Vicente de Paul.

Pasado el mediodía, los concursantes limpiaron los vagones del Tren de las Nubes. Mientras uno de los participantes buscaba agua en una canilla cercana, su partenaire rasqueteaba con una esponja de acero inoxidable los casi cien metros que lo distanciaban de su meta. “Como son épocas de lluvia, el tren no está en funcionamiento. Así que estuvimos toda una tarde arrojando barro para que la tarea de los chicos fuera muy complicada y las tracciones de la provincia puedan ser mostradas al mundo”, admitió uno de los organizadores de la competencia.

El estadio mundialista Padre Mortiarena fue el lugar elegido para la última competencia de la primera jornada del City Chase. Por única vez unidos, los participantes jugaron un partido de fútbol con niños de un club local. Por cada gol que marcaran los competidores, obtendrían una comodidad extra para dormir por la noche: bolsa de dormir, frazada y almohada. No obstante, la madrugada del jueves durmieron literalmente a la intemperie en la base militar Belgrano. Pese al esfuerzo, los participantes de City Chase perdieron tres a cero.

Informe: Mariana Seghezzo.

Compartir: 

Twitter
 

Los competidores, en la presentación antes del arranque de la final salteña del City Chase.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.