SOCIEDAD › ERA UN ERROR EL HALLAZGO DE QUE LOS NEUTRINOS VIAJAN MAS RAPIDO QUE LA LUZ

La teoría de la relatividad, a salvo

Los científicos del experimento Opera determinaron que el resultado erróneo se debió a fallas en los aparatos de medición.

El experimento se llevó a cabo en el marco del laboratorio de la llamada “máquina de Dios”.

Cuando los investigadores del experimento Opera en el Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN) anunciaron al mundo que los neutrinos viajan más rápido que la luz, deseaban abiertamente estar equivocándose: el hallazgo ponía en duda la teoría de la relatividad y toda la ciencia cambiaría a partir de allí. Los científicos ya pueden respirar tranquilos: Einstein no quedó cuestionado. La conclusión era en realidad producto de un error debido a una serie de problemas técnicos en los aparatos.

Según explicaron los responsables del experimento Opera en el CERN, una mala conexión de un cable de fibra óptica y la errónea sincronización entre dos cronómetros explicarían los resultados que sorprendieron a la comunidad científica.

La revista científica Science adelantó el miércoles a través de su página web, citando fuentes del experimento, la posibilidad de que diferentes problemas técnicos hubiesen influido en los resultados que concluyeron que los neutrinos viajan más rápido que la luz.

El cuestionado experimento consistió en lanzar haces de esta partícula subatómica a través de la tierra desde el CERN, en Ginebra, hasta el laboratorio italiano de Gran Sasso, ubicado a 730 kilómetros de distancia, con el que se obtuvo en repetidas ocasiones una conclusión sorprendente: los neutrinos llegaban 60 nanosegundos antes que la luz.

Los resultados ponían en entredicho la teoría de la relatividad de Einstein, aceptada universalmente y que establece que no existe nada que pueda viajar más rápido que la luz.

El portavoz del CERN, James Gilles, explicó que Opera informó a los laboratorios asociados en el experimento que se habían detectado dos problemas técnicos que podían haber alterado los resultados obtenidos hasta ahora. El primero se originó por una conexión defectuosa en el cable de fibra óptica que conecta el reloj central del experimento con el GPS exterior. La segunda anomalía fue un error en la frecuencia del oscilador del cronómetro interno del experimento.

Estos dos fallos producen efectos opuestos, es decir, mientras el ajuste del cable puede suponer un aumento en la velocidad de los neutrinos, la corrección de la frecuencia puede disminuirla.

Antes de conocerse esta eventual equivocación, estaba previsto repetir los experimentos el próximo mayo. Sin embargo, Gilles puntualizó que esta agenda probablemente se verá alterada y los experimentos se reanudarán una vez subsanados los errores.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.