EL PAíS › PROTESTA DE LOS TRABAJADORES DEL SARMIENTO

“No queremos trabajar más así”

 Por Laura Vales

Los trabajadores de la línea Sarmiento no vendieron boletos ni controlaron el ingreso de pasajeros a los trenes, en protesta por las condiciones en que TBA hace funcionar sus formaciones. Los delegados tienen su hipótesis sobre por qué ocurrió el accidente: denunciaron que aunque los trenes requieren un compresor por vagón, la empresa los está haciendo funcionar con menos, quitándoles a las formaciones capacidad de frenado. “Los compresores se rompen, TBA no los manda a reparar y amenaza a los maquinistas con sancionarlos si quieren sacar el tren de servicio”, aseguró desde la lista Bordó la delegada Mónica Acevedo. Esta tarde harán un plenario para definir nuevas medidas de protesta.

“No queremos trabajar más de esta manera”, agregó Acevedo. Los delegados que integran la lista Bordó –opositora a la conducción nacional de la Unión Ferroviaria– advirtieron además que “tanto la empresa TBA como el Gobierno están apuntando toda la responsabilidad a los trabajadores”. Así lo señaló el dirigente gremial Rubén Sobrero, que criticó que al maquinista del tren le hayan puesto una custodia. “Le dictaron una prisión preventiva”, consideró.

“Esto lo venimos denunciando, que iban a intentar cortar el hilo por lo más delgado, el de los trabajadores. Después (desde el Gobierno) salen a hacer una conferencia de prensa diciendo que van a ser querellantes, cuando ellos deben ser investigados por su responsabilidad en la falta de control”, agregó Sobrero.

En la lista que conduce Sobrero están convencidos de que la falla se debió a la falta de inversión. “Los trenes tienen que tener, por vagón, un compresor, que hace que las puertas se abran y cierren y es parte del sistema de freno. Una formación de ocho o nueve vagones debería tener ocho o nueve compresores, pero las están haciendo andar con tres. Los maquinistas y guardas con cierta antigüedad dentro de la empresa se niegan a manejar los trenes cuando no están en condiciones; pueden hacerlo porque se sienten más seguros, nos avisan a los delegados y devuelven el tren al taller. El maquinista del tren de Once es un compañero nuevo. Nosotros sabemos que la empresa los presiona para que saquen el tren igual”, añadió Acevedo. “Creemos que la empresa lo apuró y el pibe tuvo que seguir.”

Sobre el tema de los compresores, la delegada recordó que en el Sarmiento “el año pasado cerramos los talleres porque no tenían compresores y tuvimos que reclamar para que los mandaran a reparar. El problema nunca se solucionó porque ni la Secretaría de Transporte ni la Comisión Nacional de Regulación del Transporte tomaron medidas, pese a haber recibido las denuncias”.

Entre las medidas que la asamblea general de la lista Bordó evaluará tomar está la de presentar una denuncia contra el Estado nacional por no haber controlado el uso de los subsidios que otorgó a la concesionaria. Además, los dirigentes gremiales reclamarán a la Justicia participar del peritaje que se está haciendo para determinar las causas del accidente ferroviario.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.