SOCIEDAD › ORDEN DEL JUEZ CONTRA UN ACUSADO DE VIOLACION

Detención en el caso Tejerina

La Justicia de Jujuy tarda pero al final tomó la resolución que todos esperaban. Ayer, un juez ordenó la detención del presunto violador de la joven Romina Tejerina, la chica que hace más de siete meses mató a su beba recién nacida, que habría sido concebida en aquel ataque sexual. El hombre ya no vive en la localidad jujeña de San Pedro, donde se habría producido la agresión, sino en la ciudad de Salta. Según anunció ayer su abogado, el acusado se presentará hoy en el Tribunal y quedará detenido.
La orden de detención fue dictada por el juez de Instrucción Penal Nº 5 de San Pedro, Jorge Samman, tras un pedido en ese sentido del fiscal Carlos Cattan. La denuncia fue radicada hace más de siete meses, en el momento en el que Romina fue detenida, tras matar con un cuchillo a su beba recién nacida. La chica ocultó su embarazo a su familia y relató luego que en el momento del parto “vio en la niña el rostro del violador”. También ocultó el delito de que habría sido víctima nueve meses atrás.
El caso de Romina tuvo gran repercusión nacional ya que su reacción habría sido consecuencia de los “efectos postraumáticos generados por el recuerdo de la violación vivida”, según afirma su abogada, Mariana Vargas. La chica, de 20 años, está detenida en la Unidad Carcelaria Nº 2 de Jujuy acusada de “homicidio calificado por el vínculo”.
Romina asesinó a su hija el 23 de febrero, en el baño de su casa, situada en un barrio humilde de San Pedro de Jujuy, a 65 kilómetros de la capital provincial. Tras ser detenida declaró que había quedado embarazada como consecuencia de una violación y acusó con nombre y apellido a un vecino. Su abogado, René Roy Barrionuevo, anunció ayer que el hombre se presentará hoy ante el juez, con un escrito, “con la idea de aclarar su situación”. El hombre vivió siempre al lado de la casa donde vivía la chica, pero cuando se lo empezó a acusar por la violación, se mudó a Salta.
En cuanto a la causa contra Romina, la indefinición se mantiene desde hace siete meses. Ahora se aguarda una resolución judicial que determine si la joven queda libre o si se la procesa y su caso se eleva a juicio oral y público.
La situación de Romina despertó un movimiento de solidaridad, especialmente de organizaciones de mujeres y de derechos humanos con enorme repercusión en el orden local, nacional e internacional, ya que se interesaron por su estado procesal organizaciones de derechos humanos y civiles tanto argentinas como de otros países. El 23 de setiembre último, numerosas organizaciones no gubernamentales protagonizaron protestas en Jujuy y en la Capital Federal, exigiendo la libertad de la chica.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.