SOCIEDAD › RESCATADO POR UN SUBSIDIO DEL GOBIERNO NACIONAL

Hospital a salvo del remate

El Hospital Vecinal de Villa Porvenir, en el partido de Avellaneda, estaba a punto de sucumbir ante un remate judicial. Pero ayer se salvó, casi sobre la hora, al recibir un subsidio del gobierno nacional por 22 mil pesos. El centro asistencial, que ya había logrado frenar una subasta pública en agosto del año pasado, seguirá en actividad aunque todavía mantiene una deuda de 200 mil pesos. El beneficio, otorgado ayer por la ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, se convirtió en un verdadero alivio para los pacientes que en forma diaria se atienden en el establecimiento.
La ministra destacó que la acción “fue el resultado de toda una jornada de trabajo, en la que se hicieron febriles gestiones entre todas las partes para llegar a un acuerdo”. La deuda, originada en una demanda laboral, era en principio de 36 mil pesos, pero fue acordada por los abogados del hospital y los de la parte querellante en 22 mil.
El administrador del centro asistencial, Mario Manzetti, afirmó que con el beneficio “se salvó del remate un hospital que era muy necesario para la comunidad, ya que de no existir muchas personas iban a tener que trasladarse varias cuadras para atender su salud”. El conflicto se originó cuando una empresa que trabajaba en el laboratorio del hospital desapareció sin pagar los sueldos a sus empleados, por lo que los trabajadores iniciaron acciones contra el hospital que “se hizo solidariamente responsable”, según Manzetti. Sin embargo no pudo afrontar la deuda.
“Se está gestionando un proyecto de ley –adelantó Manzetti– para que el centro asistencial pase a ser de la provincia o del municipio, para que ellos se hagan cargo de las deudas y podamos seguir funcionando.” Es que el hospital tiene otros 30 juicios iniciados en su contra, que aún no llegaron a instancias de remate, pero que ascienden a la suma de 200 mil pesos.
El hospital ya había logrado frenar el remate el 26 de agosto de 2003 gracias a una rápida intervención del gobierno municipal que, impulsado por los vecinos, presentó un recurso de amparo ante un juez federal para detener la subasta pública del inmueble. Al centro asistencial le habían dado un plazo de 60 días para cumplir con el pago de 36 mil pesos. Ya en ese momento, el gobierno nacional había comprometido su apoyo para salvar el establecimiento.
Se trata de un centro de salud privado que cobra por cada consulta entre 3 y 5 pesos y brinda servicio a personas de la tercera edad. El establecimiento comenzó a funcionar en 1911 como una sala de primeros auxilios y en la actualidad atiende a 60 personas por día. El hospital vecinal está ubicado en Humberto Primo 1571 de la localidad de Piñeyro, e iba a ser rematado hoy a las 10.20, por un juicio laboral que data de 1993.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.