radar

Domingo, 21 de octubre de 2012

TERRITORIOS > LA 8VA. SEMANA DEL ARTE EN ROSARIO

El arte siempre estuvo cerca

Delivery de arte, una línea telefónica para desacralizarlo, bares encalados que invitan al dibujo, fachadas transformadas con aval de los vecinos: desde hace ocho años, el arte invade cada vez con más fuerza las calles de Rosario, y durante esa semana una forma de ciudad posible y mejor asoma.

 Por Veronica Gomez

Son casi las 5 y media en esta tarde de domingo nublado en la ciudad de Rosario. Es principios de octubre y el emblemático Bar El Cairo, en la esquina de Sarmiento y Santa Fe, está repleto de gente. Dos muchachos emergen desde el fondo del bar y circulan entre las mesas hacia la puerta de salida. Llevan grandes baldes de plástico, pinceles, palos y una escalera. Se calzan mamelucos blancos y desde la vereda contemplan las grandes vidrieras del bar. Titubean un rato, se miran, sonríen y con cierta parsimonia cargan sus pinceles con pintura a la cal y empiezan a cubrir la superficie transparente. La luz, que ya era tenue, empalidece aún más sobre los clientes que conversan cerca del ventanal. Llovizna, pero ni a los pintores ni a la cal parece importarles demasiado. El blanco avanza con una naturalidad que vuelve un poco absurda la situación. La idea, cuenta Leopoldo Estol, uno de los pintores, es avanzar desde los laterales y, a la manera de tenaza que cierra lentamente sus garras, unir el blanco en la ochava. Su compañero, Lisandro Arévalo, es autoridad en la materia. Como propulsor del Proyecto Cal, viene realizando intervenciones desde el año 2006 en vidrieras de todo tipo, desde pizzerías hasta museos. Para Lisandro Arévalo, las superficies pintadas a la cal son una invitación al dibujo. Los locales pintados a la cal suelen estar vacíos, son inmuebles en tránsito, prontos a albergar alguna propuesta con fisonomía propia. Pero no es el caso del Bar El Cairo, repleto y en plena actividad. Cuando el blanco cubra todo, imposibilitando mirar y ser mirado, la clientela entrará en una especie de limbo, incorporada como materia prima de un proyecto, en esta ocasión, un proyecto artístico. Con un gesto bastante simple, toda la clientela es puesta en alquiler.

Durante la 8va. Semana del Arte de Rosario (8 SAR /12) los bares, plazas, calles, locales comerciales, galerías, espacios oficiales y privados de la ciudad, se transformarán en escenarios para un encuentro entre artistas y vecinos que dejará huellas, en el cuerpo físico de la ciudad y en la memoria colectiva, algunas altamente efímeras y otras perdurables.

En las vidrieras del Centro Municipal de Distrito en la Av. Wheelwright ya pueden contemplarse las delicadas pinturas de Mariana Tellería y Juan Hernández. En total serán 32 locales los que cederán sus vidrieras a la cobertura calcárea. Estas intervenciones, consignadas bajo el título “Locales a la cal”, son algunas de las tantas acciones que tendrán lugar durante la 8va. Semana del Arte en Rosario, que fue concebida en esta ocasión como una condensación de sus siete años de trayectoria, retomando aquellas actividades que mejor han funcionado en ediciones anteriores. Una de las actividades hiteras que vuelve a traerse a colación es el “Llame ya”, que surgió en la 2da. Semana del Arte bajo la idea: “¿Tiene problemas con el arte contemporáneo? Llame Ya!”. Para eso, se habilitó una línea telefónica que recibió más de 200 llamados. El objetivo era meterse en la casa de la gente con el ánimo de desacralizar el arte, de colocarlo fuera del lugar de “cosa de difícil comprensión”. Los vecinos que se inscribían podían elegir entre tres opciones: “Arte en la puerta de su casa”, donde un artista seleccionado por el vecino transformaba la fachada de la casa (o algunas veces el interior mismo), “Delivery de arte”, entrega de obra de arte por correo seleccionada por el vecino, o “Delivery de artistas”, donde un especialista (crítico, curador, artista o director de museo) iba a desayunar, almorzar o cenar a la casa de un vecino para dialogar acerca del arte contemporáneo.

“Lo que muestra la Semana del Arte es que los vecinos se pueden apropiar de eso que pasa por allí, y que pasa cerca, como puede ser el arte callejero”, con estas palabras inaugura el evento Roberto Echen, director del Centro de Expresiones Contemporáneas y creador, junto a Fernando Farina, de la Semana del Arte. “Este año nos planteamos dos ejes que tienen que ver con el reciclado, el reciclado tomado como una forma de pensamiento, no solamente la idea de que tal material en desuso se pueda usar para otra cosa. No, lo que vamos a reciclar son ideas. Así surgieron dos reciclados, el Llame Ya! y Locales a la Cal”, explica Echen. “La Semana del Arte es mucho más hija de la ciudad que de los museos. En todo caso la Semana del Arte es como una sobrina de los museos, pero hija del espacio urbano”, declara. Y agrega inmediatamente con convicción: “Se puede hacer arte desde cualquier lugar. Es más, se hace arte muchas veces sin la intención de hacerlo”.

La Semana del Arte de Rosario es una propuesta de la Secretaría de Cultura, llevada adelante en esta edición desde el Departamento de Agenciamiento artístico del CEC. Por primera vez se desarrolla simultáneamente en otras ciudades de la provincia como Rafaela, Santa Fe, Sastre y Funes. Roberto Echen analiza las relaciones entre la Semana del Arte y los hábitos de la ciudad que la alberga: “La ciudad de Rosario comenzó a apropiarse muy fuertemente del arte callejero. La gente empezó a cambiar la mirada. Al principio los vecinos pensaban: ‘Mirá estos pelotudos que me pintan el frente de la casa’, y ahora dicen ‘Qué bueno que está’. Si los graffiteros salen a pintar de noche es por romanticismo, porque en Rosario no hace falta, vos podés pintar de día y está todo bien, la gente se interesa, te pregunta qué estás haciendo, te traen un mate. Lo que hacemos entonces es institucionalizar esa práctica que ya existe en la ciudad, la ponemos dentro de la agenda. Con Fernando Farina compartimos un mismo pensamiento: lo que es clandestino dejémoslo clandestino y anónimo, no lo caguemos, porque ése es su lugar, llevarlo a un museo es destruirlo. Si la cosa es de la calle que siga siendo de la calle”.

En su Octava Edición, la Semana del Arte ya está instalada en los corazones rosarinos. Echen nos da la pista para arribar a esta conclusión: la gran cantidad de llamados que recibieron por el Llame Ya! de vecinos pidiendo que un artista intervenga su fachada. “Por un lado se postulan los vecinos y por el otro los artistas. Y yo me postulé como una especie de Roberto Galán que forma parejas. Si hay coincidencia, hay matrimonio”, concluye Echen y es lindo pensar que la tarea de un curador no es más que un serio oficio de celestinaje.

Entre las ofertas incluidas en la 8 SAR /12 y que involucran espacios oficiales cabe destacar la muestra Política y Belleza de las tareas, curada por Inés Katzenstein en el Museo de Arte Contemporáneo de Rosario (Macro), que pone en diálogo obras de la colección Castagnino+Macro y obras de artistas invitados, vigente hasta el 20 de noviembre y la exposición curada por Silvia Dolinko Impreso en la Argentina, un recorrido por la gráfica social, vigente hasta el 3 de diciembre en el Museo Municipal de Bellas Artes J. B. Castagnino.


Octava Semana del Arte en Rosario

Para más información sobre los eventos de la 8 SAR y las ediciones anteriores:http://www.cecrosario.org.ar/semanadelarte/8sar12/


Universo
Hasta el 3 de noviembre
Cultura Pasajera
Córdoba 954, Rosario- Santa Fe
Lunes a viernes de 10 a 14
y de 17 a 20 hs.

Compartir: 

Twitter
 

Una vidriera rosarina encalada y dibujada.
 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.