SANTA FE › LA CRISIS DEL CAMPO IMPACTO DE LLENO EN LA INTERNA PERONISTA

Eran pocos y apareció el Lole

Muchos reutemistas albergan la idea de reflotar el espacio en medio de la adhesión que recibe el senador en los piquetes chacareros.

 Por Pablo Feldman

La crisis que afronta el gobierno nacional por su enfrentamiento con los sectores del campo, tiene directa implicancia en la interna del peronismo santafesino. Podría decirse inclusive que de no haber sido por esta impensada situación -de grave conflicto en pleno crecimiento económico- el PJ santafesino hubiera seguido a la deriva, como lo está desde hace años, sólo que antes ganaba las elecciones. La derrota electoral frente a Hermes Binner, y la ausencia de un referente claro para la conducción partidaria -como que el candidato perdedor se volvió a Capital Federal- hizo que el Presidente del bloque de Diputados del Frente para la Victoria, Agustín Rossi asumiera posiciones de pretendido liderazgo que debería ratificar en una compulsa interna. En realidad, Rossi es el único dirigente Kirchnerista de Santa Fe, más que nada porque no fue Reutemista, y hasta llegó a irse del partido por disidencias con el ex-piloto de formula uno. Eso para los despachos "K" es un blazon, pero para la interna santafesina tal vez sea insuficiente. Y eso en el mejor de los casos, ya que a caballo de la protesta chacarera reapareció Carlos Reutemann, tomando partido por sus colegas productores y firmando junto al Gobernador socialista el único documento elaborado por un mandatario o fuerza política a lo largo de los dos meses que lleva el conflicto.

"Ante el primer ruido de cacerola, se pasa de bando", dijo Rossi del Lole, motivando la ira de los seguidores del senador nacional. Al "Chivo" no sólo le molestó que Reutemann firmara junto a más de un centenar de intendentes peronistas el apoyo a los reclamos en contra de las retenciones, sino que un par de semanas antes había recibido instrucciones de Puerto Madero de mantener la armonía ya que el ex-piloto se había alineado con Néstor Kirchner y había hecho pública su adhesión a la nominación del patagónico como Presidente del PJ. Pero la pelea con el campo desarmó todo, y lo que era un acuerdo tácito (Reutemann candidato a senador y Rossi a diputado) estalló en mil pedazos, que a partir de ahora diferentes dirigentes intentan recoger, sin pretensiones de "pegarlo" nuevamente, sino de quedarse con la mayor parte del mosaico. En ese sentido, la exigencia del Senador Ricardo Spinozzi de acelerar el cronograma electoral para las internas es una señal clara de que el reutemismo quiere reaparecer, tanto como el Lole en motocicleta visitando los piquetes cercanos a su estancia de Llambí Campbell. Pero el senador por el departamento General López, candidato a presidir el PJ, va más allá y "apunta" no sólo a Rossi -en principio su rival para la conducción partidaria- sino a Norberto Nicotra (que ostenta el sello de Presidente del partido) y el ex-gobernador Jorge Obeid que padece de "afonía política" ya que no se lo oyó ni una sola vez hablar del problema con el campo. Pero para ser justos hay que decir que estuvo en el acto de Cristina Kirchner al que también asistió el "equilibrista del oeste", que mandó a su Secretario de Gobierno a firmar el documento junto con Binner y el Lole. Por cierto Omar Perotti suma otra semana a su récord de "no-contest" manteniendo el misterio acerca de si está a favor o en contra del reclamo de los productores agropecuarios. Y no es casual tanto interés por Perotti, su nombre aparece como alternativa a Rossi en algunos pasillos de la Casa Rosada -para liderar el PJ y eventualmente reemplazar al Lole en el Senado-. Lógicamente para que esto ocurra, Perotti debería tomar partido claramente, y eso parece poco probable, no sólo por el temperamento del Intendente rafaelino, sino por la diferente realidad que se vive en la provincia en relación a la Capital Federal. Aún solucionándose rápidamente el conflicto -cosa poco probable- a Rossi le va a costar mucho trabajo recorrer la provincia como lo hizo ya en dos oportunidades, cuando fue candidato a diputado nacional, y el año pasado en la interna contra Bielsa. "Rossi es un buen presidente de bloque pero un mal candidato", dijo a este diario un funcionario nacional, que comparó al Chivo con "Chacho Jaroslavsky" el Presidente del bloque de la UCR durante la presidencia de Raul Alfonsín. "Sin Kirchner el Chivo está listo, no puede hacer más política", sostiene el dirigente que juega en el mismo equipo pero que asegura que "como se está poniendo Binner tenemos que armar el PJ de Santa Fe con gente propia".

El jueves el gobernador Binner va a recibir a los dirigentes de las cuatro entidades en conflicto con el gobierno. En la Casa Gris, se va a ornamentar el Salón Blanco por si "aparecen" los senadores nacionales, Rubén Giustiniani y Carlos Reutemann.

Compartir: 

Twitter
 

El reutemista Ricardo Spinozzi que aspira a presidir el PJ.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.