DEPORTES › CENTRAL OBTUVO SU PRIMER TRIUNFO COMO LOCAL EN EL GIGANTE

Los tres puntos se quedaron en casa

Le ganó 3 a 2 al débil San Martín de San Juan, con dos goles de Vizcarra -el goleador del equipo- y uno del mediocampista Borzani.

 Por Alejo Diz

3 Central: Alvarez (6); Espinoza (4), Raldes (5), Ledesma (5),

Imperiale (4); Messera (4), Borzani (6), Cristian González (5), Papa (4); Arzuaga (3), Vizcarra (7). DT: Leonardo Madelón.

2 San Martín (SJ): Monasterio (4); Frontini (4), Brusco (5),

Agüero (4); Franco (4), Décima (5), Gómez (4), Roth (4); Nanía (5); Tonelotto (7), Nicolás Herrera (6). DT: Fernando Quiroz.

Goles: PT: 11m Vizcarra (C), 19m Tonelotto (SM). ST: 35m Borzani (C), 37m Vizcarra (C) y 40m Tonelotto (SM).

Cambios: ST: 6m Maximiliano Herrera por Nanía (SM), 15m Zelaya por Arzuaga (C), 21m Ortíz por Brusco (SM), 36m Carreño por Gómez (SM), 38m Calgaro por Messera (C) y 45m Martín García por Cristian González (C).

Arbitro: Rafael Furchi

Cancha: Central

Cambió lo que tenía que cambiar: el resultado. Todo lo que acompañó el esperado triunfo no fue diferente a lo que se venía viendo: un equipo de convicciones inestables, de a ratos avasallador, en otros persignado al mandato del rival, pero al final fue quien pudo alzar los brazos. El precio a pagar fue dramático, con San Martín anotando un gol sobre el cierre, el murmullo rondando en las tribunas y los ojos clavados en el árbitro, a la espera del pitazo final. Y el silbatazo llegó para darle a los hinchas un bocanada de aire y a Leonardo Madelón un baño de credibilidad que no gozaba en su asunción.

Central hizo lo más difícil para su fútbol: ganar un partido en el Gigante. La abrasiva tarde en Arroyito había arrancado con clima turbio, con los barras a los tiros en las adyacencias del estadio. Y nada nuevo se podía esperar en materia deportiva, tras sólo tres días de trabajo del nuevo entrenador. Es por eso que se lo que vio a lo largo de los 90 minutos fue copia fiel de lo presenciado en los anteriores juegos que protagonizó el canaya ante su gente. De hecho, todo comenzó con un gol Vizcarra a poco de iniciar, al quedar frente al arquero tras centro atrás de Papa, y continuó con el visitante igualando, en ingenua acción, donde Tonelotto anotó de cabeza al ganar por arriba un tiro libre.

Hasta allí, los indicios anticipaban que la tarde se cerraría sin sonrisas. Ello se fue potenciando con al pasar de los minutos, donde los sanjuaninos cada vez se animaban un poco más y Central cada vez un poco menos. Es que Messera se perdió por el lateral derecho, el Kily estaba en sintonía errática y las corridas de Papa dejaron de desequilibrar tras le exitosa experiencia en el gol.

El aporte de San Martín fue una buena disposición física y una mala puesta en escena futbolística, justificado ello por los notorios recortes de recursos que presente el plantel de Quiroz. Sólo el veterano oficio de Tonelotto se puede rescatar del equipo. Pero Central no daba cuenta de ello. Porque no generaba peligro y los minutos se desvanecían con apenas una volea desviada de Messera y un tiro cruzado de Vizcarra. Las generales del juego se agravaron para Central en el complemento. No por imposición del rival, sino por impericias propias: recién a los 29 minutos, con un forzado tiro alto de Vizcarra, el equipo probó el arco rival. Pero repentinamente todo cambió en Central: primero fue la actitud, luego el marcador.

Tras aquel disparo de Vizcarra el canaya se volcó con desconocida decisión al área de San Martín. Metió en el área más hombres que ideas, pero ello alcanzaría para desbordar a un rival de serias debilidades defensivas. Fue suficiente un centro atrás de Zelaya para que Borzani quede frente al arco y resuelva con derechazo bajo para anotar la ventaja. Desorientados los sanjuaninos, una avivada del Kily dejó a Vizcarra corriendo hacía el arco y al pisar el área el punta anotó el tercero con otro derechazo. Dos goles de diferencia trajeron serenidad desconocida al Gigante. Pero duró segundos. Porque el desenlace del partido se inspiró en el pasado reciente: a poco de final Central recibió un gol en contra, en este caso otro de Tonelotto. Pero lo que no pudo hacer San Martín fue cambiar el destino de triunfo que tenía escrito el canaya tras gozar de una tarde donde Borzani hizo un gol y Vizcarra dos.

Compartir: 

Twitter
 

Vizcarra celebra el primer gol del partido.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.