CULTURA / ESPECTACULOS

Calanda, una fábrica de sueños que se instaló acá

La productora audiovisual rosarina Calanda, cumplió tres años
y para este 2006 apuesta a consolidar su crecimiento con el
posible estreno de sus obras y un encuentro de realizadores

 Por Por Edgardo Pérez Castillo

A punto de iniciar las actividades de su tercer año de vida, la productora local Calanda ya ha logrado un fenómeno ineludible: el de gozar del prestigio obtenido mediante su labor como gestora de proyectos relacionados, desde aspectos diversos, con la producción audiovisual. Responsable de brindarle continuidad a la muestra local del Bafici --que en este 2006 irá por su cuarta edición--, de impulsar muestras y seminarios, y de respaldar a las realizaciones de sus miembros (a saber: Leandro Ceruti, María Laura Corvalán, Diego Fidalgo, Virginia Giacosa, Leila Ledesma, Rubén Plataneo, Pablo Romano y Fernando Romero), el proyecto buscará esta temporada consolidar el crecimiento evidenciado en el período 2004--2005, preparándose para el posible estreno de nuevas obras y comenzando a diagramar un prometedor encuentro de realizadores.

Así lo anunció a Rosario/12 Pablo Romano: "En el 2005 lo que pudimos agregar es el tema de los seminarios, que es algo que nos venía dando vueltas pero no lo podíamos llegar a implementar porque somos muy pocos y estábamos haciendo muchas cosas. Para este año la idea es continuar con los seminarios y tenemos la idea también de armar una especie de laboratorio, un encuentro de realizadores donde cada uno cuente el proyecto que está haciendo. Se acerca más a eso, a una idea de laboratorio, de encuentro para poder charlar y confrontar los proyectos antes de hacerlos".

Sin embargo, el realizador se muestra cauteloso al momento de lanzar posibles fechas de concreción para esa auspiciosa experiencia, y aclara: "Va a llevar algún tiempo ver cómo organizarla. Esperemos poder hacerlo este año, porque el tema del laboratorio es algo que nos interesa mucho. Se trata de encontrarnos para charlar los proyectos, algo que vimos de diferente manera en el 2004 cuando Diego y yo participamos del DOC Buenos Aires, al que volví el año pasado con Rubén. Son encuentros donde, más allá de que uno tiene que hablar de sus proyectos frente a productores extranjeros, hay otros realizadores que a uno le devuelven cosas, uno discute y charla de sus proyectos. Nos dimos cuenta de que es un ejercicio que, por lo menos a nosotros, nos resultaba muy interesante. Creo que a partir de eso decidimos generar algo. Todavía no está del todo claro, es más intuición que un proyecto en el sentido de algo escrito y elaborado con fechas y tiempos. Cuando ponemos objetivos en el grupo tratamos de optimizar las cosas, y eso sería algo interesante. Yo siento que el año pasado se abrió un espacio con el seminario de guión, y hay un espacio para que fecunden estas cosas".

Mientras tanto, el primer semestre del año estará dedicado a la organización de una nueva muestra del Bafici, inaugurada en el 2003 a través del proyecto editorial El Eclipse, y que ahora es responsabilidad de Calanda (www.calandaproduce.blogspot.com). Al mismo tiempo, ya se encuentran en etapa de postproducción, o en sus instancias de culminación de rodaje, films como Corresponsal extranjero (obra de Diego Fidalgo premiada por el Fondo Nacional de las Artes), Tanke P.A.P.I. y Yo me llamo de Rubén Plataneo, y El túnel del tiempo, Remanso Valerio, Alta velocidad de obturación y Planos para la construcción de una ciudad, todas firmadas por Romano.

Aunque ese marco de prolífica producción es analizado con mesura por este último, que asegura: "Siento que Calanda es un proyecto más a largo plazo, que hay que sostenerlo en el tiempo. Después de dos años pudimos ver ciertas cuestiones materiales concretas, pero creo que va a llevar su tiempo porque es así y corresponde que así sea. Como grupo nos estamos conociendo, estamos trabajando en proyectos que, más allá de la cuestión económica, llevan su tiempo. Llevan su tiempo de realización y más aun de pensarlos, sobre todo los proyectos documentales, donde por lo general el trabajo previo es bastante extenso. Lleva mucho tiempo ver concretadas las cosas, pero sí tenemos la idea de persistir en ciertos tópicos y fundamentalmente todo está atravesado por la crítica desde el punto de que no hay escalafones ni jerarquías, entonces es muy importante la crítica constante para poder seguir avanzando y poder ver cuáles son los deseos y objetivos personales para compartirlos con el resto. Eso está bueno".

Y agregó: "Creo que a nivel de grupo este año van a cambiar varias cosas, desde el punto de vista de cómo vamos a organizar las actividades. Son más intuiciones, pero creo que se van a llevar adelante porque el salto cualitativo y cuantitativo del 2004 al 2005 fue muy grande. Aunque no queremos expandirnos tanto como para no poder abarcar todo, preferimos ir más lentamente, inclusive revisando y siendo sistemáticos en lo que hacemos para poder avanzar sobre seguro".

En medio de ese cuidado progresar, por el momento Calanda continuará produciendo las obras de los integrantes del grupo, sosteniendo además las actividades abiertas al público que tan buenos resultados le arrojaron en el 2005, año en la que la 3er muestra del Bafici congregó a más de tres mil espectadores. Al respecto, el realizador descartó, por el momento, un posible apoyo de producción a proyectos de otros realizadores.

"Por ahora Calanda no está abierta a terceros, porque se nos hace complicado llevar adelante nuestros propios proyectos. La estructura que tenemos es muy chiquita, muy pequeña, pero nos alcanza para sostener una oficia, banda ancha, para haber podido comprar otra computadora. Tenemos una estructura que estamos alimentando, pero todavía nos resulta complicado eso otro, porque estamos en un momento bisagra. Inclusive recién ahora, desde hace un mes, hemos conseguido distribución para una de nuestras películas, Muertes indebidas, con Primer Plano. Es muy difícil entonces pensar en poder elaborar una producción para alguien que no esté en el grupo. Pero tampoco estamos cerrados, constantemente se acerca gente a charlar y consultarnos cosas, pero todavía hay cuestiones que estamos organizando en el funcionamiento interno. Además recién a fines de 2005 empezamos a poner objetivos concretos a corto plazo, entonces es muy difícil asumir un compromiso con otro, a excepción de estas cosas que hemos tenido, como el Bafici, las muestras o el seminario", concluyó.

Compartir: 

Twitter
 

Una mancha en el agua, de Pablo Romano, miembro de la productora. "Seguirán los seminarios y armaremos un laboratorio", anunciaron.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared