CORREO

Sofistas

Al analizar la retórica de varios dirigentes políticos argentinos, recordé que en la antigua Grecia, entre la segunda década del siglo V y la segunda década de la centuria siguiente, había un grupo de intelectuales llamados sofistas, quienes lograron tener enorme influencia en la juventud griega por el poder de persuasión, por utilizar muy bien el método dialéctico; basado en extensas argumentaciones que, más que la búsqueda de la verdad, estaban orientadas a evidenciar las incoherencias de la argumentación del adversario. Los sofistas convencían a su auditorio de algo, y de inmediato demostraban lo contrario.

El sofismo pretendía siempre el logro de un elevado prestigio en sus discípulos y oyentes, dado que poseía una notable retórica, además de obtener jerarquía política, social y monetaria. Manipulaba a la sociedad griega a través de falsas nociones, con el fin de obtener alguna utilidad material.

¿No será que, salvando las distancias, un sector de la clase política está emulando aquellas prácticas, sin tener el mínimo objetivo de llegar a beneficios importantes para la comunidad toda? En la actualidad, me parece que vemos a individuos con idénticas características de esos pensadores griegos. Cuentan con gran poder de persuasión, dan al lenguaje eficacia para deleitar y conmover, se valen de discursos alejados de la realidad social. Hoy se vislumbra esto, es decir frases armadas con la intención de convencer. El accionar brilla por su ausencia.

Marcelo Malvestitti

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.