OPINIóN

La lucha continúa

 Por Alicia Gutiérrez y Gustavo Gamboa

Este 24 marzo estaremos en la Plaza de Mayo recordando a nuestros compañeros desaparecidos y asesinados por el terrorismo de estado, festejando los años de democracia, aunque con muchas deudas sociales y genocidas aún impunes. Aplaudiendo a los testigos y querellantes, Madres de Plaza de Mayo, Abuelas, HIJOS, Familiares y todas las organizaciones de derechos humanos que han permitido que muchos terroristas de estado, militares, policías, gendarmes, servicios, jueces y civiles puedan estar entre rejas. Condenados por las consignas de "Memoria, Juicio y castigo", "Basta de impunidad", "Cárcel a los genocidas", que hemos llevado adelante todo este tiempo. Aún contra las leyes de perdón, indultos, punto final y obediencia debida.

Estamos repudiando una dictadura, producto de un golpe cívico﷓militar que trajo la muerte, la persecución ideológica del que pensaba distinto, de las organizaciones sociales, gremiales y políticas que se nucleaban para resistir. No podemos olvidar que uno de los factores centrales de estas persecuciones fue el accionar del Terrorismo de Estado iniciado por la Triple A, con la complicidad de políticos conservadores, empresarios y sindicalistas partícipes con acción y delación, en la cacería de los compañeros y compañeras que luchaban por un país mas justo e independiente de los imperialismos de época.

Nuestra lucha sigue en pié para revertir injusticias que aún no se han logrado modificar, por impericia, porque los enemigos han sido mas fuertes o por falta de voluntad política de los gobiernos circunstanciales. La pobreza creciente, la exclusión social, la falta de acceso a la educación y la salud, la violencia contra la mujer, su derecho a decidir sobre su cuerpo, la corrupción de arriba, la contaminación producto de la prioridad del enriquecimiento antes que el respeto por la salud, los juicios de lesa humanidad pendientes, la dependencia económica de las provincias respecto al poder nacional ante la falta de un federalismo real son algunas de las deudas que aún siguen vigentes.

Los sectores de derecha acechan permanentemente por recuperar sus privilegios. Lo vemos claramente en las políticas de Macri en Buenos Aires o numerosos gobernadores del interior del país. El campo popular tiene la responsabilidad de no pretender convertir a los disidentes en levantamanos ni cobrasueldos del poder, sino en pensamiento crítico para generar debate sobre un proyecto nacional.

El 24 de marzo es un día de lucha, no es un feriado común. Nadie se puede apropiar del mismo por mas poder que se pretenda ejercer. Con los ojos vigilantes, los oídos y la mente abierta. Tengamos memoria y compromiso social. La lucha continúa.

* Partido SI Santa Fe

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.