LECTURAS

Aguanto la respiración

Por Darío Ares

Un vidrio gigante cae cerca mío,
por suerte hoy firmé la planilla de asistencia
si el seguro no me cubre dejo una gran deuda a mi pareja
velatorio, crematorio, urnita de roble, esas cosas.
No me puedo quejar, la nieta de Alfonsín tuvo peor suerte y murió desangrada en menos de 20 minutos. Pobre.
Thisisnota lovesong.
Terminamos de acomodar los tubos de hilo por color y por tamaño.
Roberto nos ceba mates dulces, endulzados con azúcar blanca que encontró en un locker, parecía vieja pero él dijo que el azúcar, en general,
no tiene fecha de vencimiento.
- No veo la hora de que llueva, me dice Rosi.
- Yo también, le digo.
Hoy me siento extraño, debería estar contento por un par de logros que se dieron en el transcurso de la mañana y sin embargo no he podido mantener la respiración fluida. Me arranco de a poquito, con los dientes, las comisuras internas del labio inferior.
Limpiamos la cajas y las forramos con afiches, no pudimos pretender más que los cuatro colores que nos compraron con lo último de la caja chica.
Adentro de las cajas guardamos trapitos por forma y color. Rotulamos y acomodamos en estantes.
Una vez que mi teléfono logra conectarse a la red abierta, respondo tres wsp. Chequeo facebook y veo que me volvieron a nominar para que suba una poesía o no se qué mierda.
Qué ñoñés, pienso.
Gracias, no quiero mas mates. Pero tomaste dos solamente. Gracias, no quiero más.
Los mínimos movimientos no tienen sentido: me siento como la mosca atrapada en la baba de araña, sacudiendo las alitas en vano ante la presencia absoluta de un bicho que va a devorarme.
Pienso en siglas: PAT, GUM, FPV, TOE, TSC, PRO.
Resumo, antes del picotazo mortal.
Todo negro.
Recupero la respiración.
Llegan los chicos y las chicas, con los cuadernitos y torta asada.
"La muerte no tendrá dominio".
Corremos un mueble. Limpiamos las telarañas con una manga de remera.
Advertimos la escena al costado del terremoto de monitores en desuso.
Nos acercamos al rincón. Están frente a frente, abrazadas. Dos ratas en putrefacción. Pienso en esa cita que dice:
"Lo que mas me reconcilia con mi propia muerte es la imagen de un lugar: Un lugar en que tus huesos y los míos sean sepultados, tirados, enterrados juntos... No deja de ser extrañoque esta imagen de nuestra proximidad,que no representa sino mero fosfato de calcio, me confiera un sentimiento de paz. Pero así es. Contigo puedo imaginar un lugar en donde ser fosfato del calcio es suficiente".
Aguanto la respiración.
Respiro.
Recupero el estado.
Salgo ileso.

Beep-beep-beep-beep
pienso que a 100 beeps por hora
la Tarjeta Sin Contacto generará, en 5 años,
un tumor irreversible en el cerebro del chofer del 122 verde.
Se vino el año. Por la ventanilla veo, un grupo de seis chongos que entran a una cancha de fútbol 5.
Todos con las medias altas hasta las rodillas. Algo forzado.
Sublimación.
- Profe, ¿la violencia de género se da entre dos hombres?
- Si son pareja, sí.
- ¿Pero cuál sería el género?
- Nosé... la violencia. Ayudame a correr la mesa que ya llega el resto.
Olvidé traer las cartulinas para hacer los carteles que vamos a pegar, una vez puestas las cortinas, para que los niños no se cuelguen. "No colgarse de las cortinas por favor" Muchas gracias.
Everyday robot.
Voy a tratar de no pensar demasiado.
Hoy el día será corto, el promedio de tensión que sentí cuanto entré a la Institución era de 5,5 wts. Solo me bastó saludar al de seguridad para medirlo. El aire acondicionado está muy frío. En las oficinas, los empleados atienden al público con camperitas.Mientras que en el ascensor hay un cartel pegado que concientiza acerca del uso responsable de energía.

En la oficina todo bien, exepto por el mate que quedó con yerba desde el viernes.
En el medio pasó la revolución y la ballena de cemento del faraón.
Qué tragedia.
Compartimos comentarios acerca de la cena navideña y lo que cada uno comió el fin de semana. Todo muy afable.
Se evitaron comentarios políticos o puntos de vista acerca de lo cada uno piensa de cualquier cosa.
Ese Lebensraum me tranquilizó.
Cruzo el patio. Afuera todo de plomo. Pesado. Húmedo. Entro a mi espacio, enciendo la luz.
Anoto compromisos en mi agenda, muevo cosas de lugar, limpio sobre lo limpio. Me detengo a mirar un punto fijo de cualquier cosa. Saco hojas secas de la kokedama del escritorio. Todo en su lugar.
Hoy el día será corto me prometo.
Me entusiasma la idea de llegar a casa en penumbra.
Me hace feliz el recuerdo de mi abuelo
limpiando de noche la capa de tierra de la lámpara para que dé más luz.
No quiero olvidarme de nada y antes de salir escribo Necropolíticaen un papelito que dejo arriba del teclado.

Afuera gotea.

Sin paraguas.

Un beep y llego a casa.

Por Nora Pignataro

El amanecer

El sol sale
la luna se esconde
las flores se abren
los frutos maduran
un poco más.

El aroma del amanecer
es hermoso
el campo revive
las gallinas cacarean
los pájaros cantan
va a ser un lindo día.

Y todo continúa
como tú y yo
que nos seguimos amando.

Te ama,
Nora

El arco iris

El sol se asoma frente al río, tus ojos se ponen de colores y en tu cara se posan los colores del arco iris imitando la cara de un payasito.
Estás hermoso y juntos somos mayoría.

Te extraño y te amo,
Nora

El girasol

Gira con el sol, el girasol.
Yo como el girasol giro con el sol.
Tú eres mi sol y yo giro alrededor tuyo durante todo el día.
Y nuestras semillitas dan mucho aceite.

Te besa,
Nora

El invierno

El cielo está cubierto
y el sol sale de a ratos.
Todo indica que es invierno
y yo te espero para tomar unos mates.
Hoy pensé en ti y vendí el cereal.
Me cobraron el 26% de retenciones.
Perdí una fortuna pero te quiero.

Nora

El paisaje nuestro

Las rosas de otoño largan su aroma mientras yo te amo.
Los azules del cielo se ven encontrados con el gris de las nubes.
Los pájaros cantan y se bañan en los charcos.
Las cotorras cantan y hablan en nuestro idioma.
Todo nos divierte y nos acompañan a pasar la tarde enamorándonos.

¡Te quiere!
Nora

Necesito

Necesito que me beses
Y me abraces
Necesito que me sueñes
Y que luego,
Cuando estés conmigo
Descubras que soy más linda
Que cuando me soñaste.

Te necesito cerca.
Te necesito bullicioso y silencioso
Te necesito como sos
Y quiero que vos me necesites como soy

Te quiere,
Nora

Te elegí

Amo la naturaleza
los árboles altos
los caminos entre árboles
las flores de colores
y las blancas también
el césped cortado
el aroma a tierra mojada
todo me recuerda a ti.

Te estoy esperando y ya creo
que te tengo cerca
mi cuerpo hierve
mi alma se calienta
y si te veo
me pongo colorada.
Es que te amo
y te elegí para que
seas mi marido.

Vení pronto
a alegrar mi día.

Te quiere,
Nora.

*Zona X

Selección de textos: Hernán Camoletto.

Zona X es un espacio de cruce de prácticas, estéticas y experimentaciones literarias así como un dispositivo de visibilización y circulación de textos de autores de GUAU! | taller de escritura de la Colonia Psiquiátrica de Oliveros y escritores rosarinos contemporáneos.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.