CIUDAD › MAS DE 30.000 CLIENTES SIN SERVICIOS POR INCENDIO EN SORRENTO

Amanecer sin luz y sin agua potable

Un incendio y explosión afectaron a tres transformadores de media tensión de la estación eléctrica Sorrento y el centro de Distribución Alberdi de la Empresa Provincial de la Energía, en el norte de la ciudad. Faltó agua porque durante varias horas estuvo detenida la planta potabilizadora.

El noroeste rosarino amaneció sin luz y sin agua. Un incendio y explosión gravísimos afectaron a tres transformadores de media tensión de la estación eléctrica Sorrento y el centro de Distribución Alberdi de la Empresa Provincial de la Energía, en el norte de la ciudad. A partir de las 2 de ayer 30.000 rosarinos que habitan el norte y parte del oeste se quedaron sin suministro eléctrico. El interventor de la Empresa Provincial de la Energía (EPE) Luis El Halli Obeid y el propio gobernador Jorge Obeid señalaron que se trató del problema "más grave que en el área eléctrica afectó a Rosario en los últimos 25 o 30 años". Ayer a partir de las 18 se restableció el servicio de electricidad en la ciudad -y también de agua- aunque durante la jornada de hoy continuarán los trabajos de reparación de la red de energía eléctrica y de cambio de uno de los transformadores que quedó destruido. Sin energía eléctrica hacia la empresa concesionaria del servicio de agua, el corte del servicio también se produjo desde Aguas Provinciales de Santa Fe que durante varias horas tuvo detenida la planta potabilizadora.

El incendio en la estación transformadora Sorrento y el corte generalizado sobre todo en la zona norte, pero también en el oeste de la ciudad, dejó a 30.000 clientes sin servicio y como consecuencia casi inmediata a la ciudad sin agua porque la planta potabilizadora Rosario de la empresa Aguas Provinciales de Santa Fe también se quedó sin luz. De allí en más la EPE dio a Aguas una parte del suministro para que con lentitud se fuera restableciendo el servicio.

El incendio, según fuentes de la misma EPE, se detectó a las 2 de la mañana y afectó un canal de salida de todos los cables de media tensión: se trata de 27 conductores que unen los 3 transformadores de 30 megavatios cada uno -la estación es de 90- con la línea de distribución. Durante todo la jornada se fueron brindando los horarios en los que el servicio sería restablecido y recién hacia las 11.30 se había logrado reconectar a 4.500 clientes. Luego, poco antes de las 17 se puso en funcionamiento la primer parte de dos transformadores y se terminó el cambio de todo el cableado hacia las 18 para restablecer el suministro a los 30.000 usuarios que se vieron afectados por el problema. En el tercer transformador, el dañado y que debe ser reemplazado, se trabajará durante el fin de semana.

El incendio y a la vez explosión afectó en un 100 por ciento el centro de Distribución Alberdi y la Estación Transformadora y el corte de energía comprendió el límite norte de la ciudad, el Paseo Ribereño, la avenida del Valle, un amplio sector del macrocentro, bulevar Avellaneda, avenida de la Travesía y Camino de los Granaderos.

Al mediodía de ayer estaba repuesto sólo el 15 por ciento del servicio eléctrico. También desde la EPE se informó que se había logrado restablecer parte del servicio para el Policlínico Pami II y parte de la planta potabilizadora de Aguas Provinciales de Santa Fe.

Mientras tanto desde la empresa concesionaria del servicio de agua, el responsable de Relaciones Públicas, Alfredo Parcel, explicó durante el día y en diálogo con LT8 que "la dificultad era muy grande porque el corte de energía se produjo en los horarios en que normalmente se recupera la red porque la demanda disminuye".

A las 7 de la mañana primero, y luego después de las 9, la EPE pudo hacer llegar una parte del suministro y se empezó a dotar de agua a la ciudad aunque en muchas zonas el servicio tardó en llegar. Parcel explicó que "la puesta en marcha de la planta de agua costó mucho, luego de que se estuviera 5 horas sin suministro y cuando con temperaturas tan altas el consumo es mucho". Hasta el mediodía Aguas contaba sólo con el 70 por ciento del suministro que necesitaba.

El gobernador Jorge Obeid llegó hasta Sorrento ayer a las 10 y confirmó el número de los usuarios sin servicio, 30.000, y puso énfasis en señalar que era alrededor de 70 operarios trabajaban para encontrar una solución a la situación creada a partir del incendio. También reconoció que era el problema más importante que el terreno del suministro eléctrico había sufrido la ciudad en los últimos 25 años.

Por su parte Osvaldo Luciatti, gerente de la EPE, explicó que el incendio en Sorrento se debió a que se averiaron los cables que vinculan los transformadores de potencia con la red de distribución. "El problema se originó en el defecto de un cable que no pudo controlarse y se extendió a todos los cables que componen ese vínculo", señaló.

Desde la EPE se dijo que la semana próxima se analizarán las causas por las que se produjo el gran cortocircuito en un cable que luego se extendió a los demás. "Habrá que ver si se trató de fallas en las protecciones, en algún material o en alguna operación realizada", se dijo desde la EPE.

También se explicó que en lo que va del período estival el aumento de consumo de promedio por día es de un 20 por ciento y que se estuvo a 6 megavatios del consumo récord que fue el pasado 22 de diciembrre.

Compartir: 

Twitter
 

Decenas de operarios trabajaron para encontrar una solución a la situación creada a partir del incendio.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.