CIUDAD › PROCESARON A LOS REPRESORES JOAQUíN GURRERA Y ARIEL LóPEZ.

Dos tipos muy peligrosos

Gurrera era jefe de Operaciones Especiales del Destacamento de Inteligencia del Ejército. Mientras que López se desempeñaba como personal civil de inteligencia. Están acusados en 26 casos de secuestros, tortura y muerte.

 Por José Maggi

El juez federal Marcelo Bailaque procesó esta semana a dos miembros del aparato represivo: se trata de Joaquín Tomas Gurrera -jefe de Operaciones Especiales del Destacamento de Inteligencia del Ejército- y a Ariel Antonio López -Personal Civil de Inteligencia como coautores de 26 casos de secuestros y torturas y por 16 homicidios, de detenidos que pasaron por Quinta de Funes, La Intermedia, Fabrica Militar de Armas Domingo Matheu. Se les dictó un embargo de 4 millones 400 mil pesos a cada uno de ellos, y se ordenó su prisión preventiva en dependencias del Servicio Penitenciario Federal.

Para Bailaque "los elementos probatorios reseñados y valorados hasta aquí alcanzan para tener por acreditada con el grado de probabilidad requerido la comisión por parte de Joaquín Tomas Gurrera y de Ariel Antonio López en caracter de coautores en relación a los delitos de privación ilegal de la libertad, agravada, por mediar violencia y amenazas en concurso real con el delito de tormentos en diecinueve oportunidades que damnificaron a Jaime Feliciano Dri; Tulio Valenzuela; Raquel Negro; Carlos Alberto Novillo; Alejandro Novillo; Marta Maria Benassi; Daniel Oscar Capella, Fernando Dante Dusse, Ana Maria Gurmendi, Stella Hildbrand de Del Rosso, Carlos Laluf, Maria Adela Reyna Lloveras, Jorge Novillo, Pedro Retamar, Teresa Soria de Sklate, Eduardo José Toniolli, Miguel Angel Tossetti, Maria Marta Forestello y Liliana Nahs de Bruzone en concurso real con el delito de homicidio en catorce oportunidades, respecto de Marta Maria Benassi, Daniel Oscar Capella, Fernando Dante Dussex, Ana Maria Gurmendi, Stella Hildbrand de Del Rosso; Carlos Laluf; Maria Adela Reyna Lloveras, Jorge Novillo, Pedro Retamar, Teresa Soria de Sklate, Eduardo Jose Toniolli, Miguel Angel Tossetti, Maria Marta Forestello y Liliana Nahs de Bruzone".

También se los procesó por los delitos de privación ilegal de la libertad, agravada, por mediar violencia y amenazas en concurso real con el delito de tormentos en siete oportunidades que damnificaron a Adriana Elba Arce, Juan Antonio Rivero, Ramon Aquiles Veron, Olga Regina Moyano, Hilda Yolanda Cardozo, Susana Miranda y Ariel Morandi, en concurso real con el delito de homicidio en dos oportunidades respecto de los dos últimos mencionados.

Bailaque también dicto la traba de embargo sobre los bienes de los encartados, hasta cubrir la suma de cuatro millones cuatrocientos mil pesos ($ 4.400.000), para cada uno de ello, y para el caso de no poder efectivizarse, sus respectivas inhibiciones general de bienes para poder disponer de ellos.

"Ello, en el entendimiento de que el monto antes enunciado resul ta ser el necesario para asegurar las eventuales penas pecuniarias y costas del proceso", reseña en su fallo.

Se encuentra acreditado que Joaquin Tomas Gurrera se desempeñaba como Jefe de la Sección Operaciones Especiales de Inteligencia del Destacamento de Inteligencia 121, ostentando el grade de capitán, en el momento en que ocurrieron los hechos endilgados. Ello surge de su legajo personal en donde puede leerse que ingresó al Ejercito Argentino el 20/1/1964. El 22/12/77, con el grado de Teniente Primero, continuó sus servicios en el Destacamento de Inteligencia 121 en la ciudad de Rosario, provincia de Santa Fe . EI 30/11/77 se le otorgó la "Aptitud Especial de Inteligencia" Y el 30/12/77 hace su presentación en la Unidad del Destacamento de Inteligencia 121 , ascendiendo el 31 del mismo mes y año al grado de Capitán.

El 1/3/78 se lo designa Jefe de la Sección Operaciones Especiales de Inteligencia dentro del Destacamento 121 hasta el 16/10/79, fecha en la cual pasa a continuar sus Servicios en la Escuela Superior de Guerra "Tte. Gral. Luis Maria Campos", como cursante del curso RC 010 "Basico de Comando", en la provincia de Buenos Aires.

Cabe destacar que se encuentra probado que en aquellos años existió en el Destacamento de Inteligencia 121 del Ejercito Argentino, una asociación ilícita conformada por miembros de la mencionada repartición militar, tanto civiles como militares, quienes desplegaron su actividad ilícita en distintos Centros Clandestinos de detención cuya investigación conforma el objeto procesal de la presente causa.

Siguiendo las conclusiones establecidas por la Cámara Federal de Apelaciones de esta ciudad que confirmó el auto por el cual se procesó a Juan Andres Cabrera "supone un significativo indicio de que aquellos miembros de la citada repartición que actuaron en el centro clandestino de detención "Fábrica de Armas", probablemente lo hicieron también en otros lugares semejantes que funcionaron durante aquellos años en la órbita del citado destacamento. Tal hipótesis se ve robustecida por el hecho de que esté acreditada la coincidencia subjetiva entre los protagonistas de los hechos presuntamente acaecidos en todos los centros clandestinos de detención antes mencionados, habiendose confirmado los respectivos procesamientos de Jorge Fariña, Pascual Guerrieri, Juan Amelong, Eduardo Costanzo, Walter Pagano, Alberto Pelliza, Marino Gonzalez y Ariel Porra en las causas "Jordana Testoni" y "Guerrieri".

Se desprende también, de un análisis pormenorizado de la prueba obrante en autos, que en el marco de esa asociaci6n ilícita, quien se desempeñaba formalmente como Jefe de la Sección Operaciones Especiales de Inteligencia, dentro del Destacamento de Inteligencia 121, tenia entre sus tareas ilicitas, dentro del aparato represivo y secreta instaurado, la dirección de los distintos centros clandestinos de detención. Asi, en el libro "Recuerdo de la Muerte", cuyo contenido fue ratificado por el testigo Jaime Dri en sede judicial, se afirmó que: "... En aquel momento no podía asociarla a un rostro, ahora se vinculaba a las facciones despejadas e inteligentes de Sebastian, el oficial de Ejercito que conducia el chupadero ... ". No debemos olvidar que, como ya ha quedado establecido, "Sebastian" era el apodo con el cual se conocia a Jorge Alberto Fariña, Capitán por aquel entonces y Jefe de la Sección Operaciones Especiales de Inteligencia.

Compartir: 

Twitter
 

La ex Fabrica Militar de Armas Domingo Matheu, uno de los sitios operativos del aparato represivo en Rosario.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.