CIUDAD › LA DELEGACIóN LOCAL DEL GREMIO DOCENTE ADELANTó SU RECHAZO

A Amsafé Rosario no le gusta

El dirigente Gustavo Teres consideró insuficiente la oferta salarial del gobierno y apuntó que la cláusula gatillo por inflación no figura en el acta. La secretaria general de Amsafé, Sonia Alesso, consideró que la propuesta es "superadora".

Si bien el viernes se sabrá si los docentes públicos y privados aceptan o no la oferta salarial del 22,5 por ciento, ayer el secretario general de Amsafé Rosario, Gustavo Terés, manifestó "disconformidad" y aseguró que "con la lucha de los trabajadores se mejoran las propuestas", por lo que señaló como "probable" que Rosario rechace lo ofrecido. Al mismo tiempo, la secretaria general de Amsafé en toda la provincia, Sonia Alesso, consideró que "no se puede negar que la oferta es superadora, aún más que en Buenos Aires y Córdoba; pero la aceptación o el rechazo será determinado por los docentes". Además, la gremialista salió al cruce de los reclamos de Terés sobre el salario de los jubilados, y aclaró que el aumento "llegará a todos los jubilados y lo cobrarán al mismo tiempo que los activos". Por otro lado, el dirigente rosarino insistió con que "si el dinero está, por qué se ofrece pagar el aumento escalonado"; y señaló que en Rosario habrá mociones de continuidad del plan de lucha.

Luego de la oferta salarial realizada anteayer por el gobierno provincial a los docentes, ayer comenzaron las asambleas departamentales de Amsafé, y el viernes se realizará la asamblea provincial en Santa Fe.

Desde Amsafé provincial, Alesso destacó que la propuesta "es superadora; incluso es superior a la paritaria nacional docente". En ese sentido, explicó: "En marzo, para el maestro de grado, el sueldo de bolsillo va a tener un aumento de 290 pesos (para quienes no tienen antigüedad); mientras que los docentes con antigüedad, cobrarán en marzo 421 pesos más". Además, en la segunda etapa de pago, que según la propuesta sería en julio (5,5 por ciento restante), "los docentes que recién se inician completarán 390 pesos de aumento; mientras que los que tienen antigüedad terminarán con un incremento salarial de 552 pesos".

Pese a ello, señaló que "nunca una propuesta va a conformar a todos los sectores, ni va a ser el máximo de las expectativas de los docentes; pero analizando la propuesta y teniendo en cuenta la que significa el aumento en el bolsillo, es superadora". Aunque aseguró que "hay que esperar a ver qué resuelven los maestros el viernes".

Entre los demás puntos que respeta la propuesta del gobierno para los docentes, Alesso destacó "la escala de antigüedad, la jerarquía, la proporción de jornada completa y de jornada extendida". Además, la dirigente provincial aclaró: "Hay un error con lo que planteó Terés sobre los jubilados. Hay una ley provincial que dice que los haberes de aumento tienen que ser en blanco, por tanto todos los salarios son unificables, y llega a los jubilados. Mientras que otra ley dice que los jubilados docentes van a cobrar su salario respetando la proporcionalidad, y se les pagará el mismo mes que a los activos".

Al respecto de la cláusula gatillo que anunció el gobierno dentro de la propuesta y que Terés aseguró "no se nombra" en el acta; Alesso indicó: "En realidad, en Amsafé siempre planteamos que la cláusula gatillo no nos garantiza la discusión del aumento salarial, porque cuando se discute un salario que está atrasado, las cláusulas que se usan son las cifras del Indec o el Ipec. Lo que planteamos históricamente es que la paritaria no esté cerrada y que haya una mesa de seguimiento de la inflación". Eso mismo aseguró la ministra de Educación, Elida Rasino, quien indicó que "la paritaria está abierta permanentemente"; y en ese sentido remarcó que "el sector gremial tiene la posibilidad de plantear la disidencia y generar otra negociación".

Tras manifestar su desacuerdo con la propuesta salarial para los docentes, ya que el reclamo de Rosario fue un 30 por ciento de aumento, Terés aseguró que "todo lo que se fue consiguiendo, se logró con la lucha". En ese sentido, explicó que los dirigentes rosarinos están "en contra del pago escalonado; porque cierra todo tipo de posibilidad de negociación durante el año", y aseguró que "no aparece una cláusula que permita discutir el salario durante el año". Además, indicó que "no hay nada (en el acta) que remita a los temas asignación familiar (los docentes cobran la más baja: 80 pesos); jubilación y viviendas". En esos términos, el dirigente de la departamental Rosario aseguró que "en promedio, el aumento no es de 22,5"; sino de "un 20 aproximadamente", porque hay que dividir lo ofertado por diez meses. En definitiva, consideró que lo más "probable" es que Amsafé Rosario rechace la propuesta y exija que se mejore.

Compartir: 

Twitter
 

Sonia Alesso recordó que serán los docentes quienes decidirán si aceptan o rechazan la oferta salarial.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.