CIUDAD

No cerrará un centro comunitario que es vital para Villa Los Andes

Lo confirmó el titular del área VIII de Salud, Miguel Rabia quien anunció la prórroga del contrato de alquiler. Rosario/12 había revelado la precaria situación sanitaria de esa zona.

 Por José Maggi

El director del área VIII de Salud Miguel Rabbia aseguró ayer que el centro comunitario Nº 47 de Juan José Paso y las vías del ferrocarril no cerrara sus puertas. "Ya hablamos con la inmobiliaria y vamos a continuar con el contrato de alquiler que vencía en unos dias" prometió el funcionario llevando tranquilidad a los vecinos del barrio. Hoy los habitantes de villa Los Andes que se atienden en ese centro de salud anunciaron que realizarían un corte de calle para reclamar que se mantenga el efector sanitario. Rosario/12 había revelado en su edición del domingo que en el mismo barrio se habían producido ocho casos de chicos con tuberculosis y la Nación había cerrado un comedor comunitario donde se alimentaban a diario trescientas personas.

"Ese centro de salud tiene el doble de recursos humanos y el triple de atenciones médicas que el último año, y hemos hecho remodelaciones en el lugar. Así que lejos estamos de cerrarlo. Es verdad que el contrato vence a fin de mes, pero lo vamos a renovar por un tiempo más. Que se queden tranquilos los vecinos que se van a poder seguir atendiendo allí" señalo Miguel Rabbia.

El funcionario de salud remarcó "los cambios en la estructura del inmueble para mejorar las prestaciones, por lo cual -reconoció- nada más alejado de la realidad y del interés del Ministerio de Salud que cerrar este efector".

De igual manera Rabbia reconoció que "este problema es solo uno en el contexto de las problemáticas que tiene la gente de este barrio, que tiene dificultades en la miseria en que vive y realmente esta debe ser una preocupación menos".

El responsable del área VII de Salud remarcó además que la comunidad toba- que está separada de la villa Los Andes por Juan José Paso- fue elegida hace más de un año por el Ministerio de Salud para implementar el programa de médicos comunitarios, mediante el cual cinco profesionales de la salud recorren el barrio atendiendo en su domicilios a los enfermos y visitando además a las familias para hacer prevención".

De igual manera Rabbia destacó el abordaje que se hizo desde el centro comunitario Nº 47 luego de los casos de tuberculosis. "Estuvimos trabajando junto al Centro Crecer con los niños con tuberculosis y seguimos estos casos de cerca a través del Hospital de Niños Zona Norte".

"Como decía Ramón Carrillo no existe política sanitaria sin política social. Por eso debemos trabajar las deudas sociales con esta comunidad que están muy lejos de ser resueltas: no hay saneamiento básico y las aguas servidas están en los terrenos de los vecinos y las condiciones de las viviendas del barrio son precarias. Es decir que faltan los condiciones sanitarias mínimas aunque hoy gracias a dios no nos faltan los antibióticos. Por eso no alcanza".

Cabe recordar que las 400 familias que habitan villa Los Andes (o Barrio industrial), en el noroeste de la ciudad, soportaron dos convocatorias fallidas con las autoridades sanitarias locales y provinciales y la comisión de salud del Concejo, que debían encontrarse en el Club Reflejos de Génova y Travesía. Pero solo los ediles Alfredo Curi y Juan Rivero fueron de la partida.

Hay críticas en distintas direcciones. Marta Aballay le apunta a la Nación "porque hasta hace ocho meses tenía el comedor del barrio por el FORPAR, donde comieron 300 chicos durante casi tres años y después lo cerraron".

Compartir: 

Twitter
 

El centro comunitario Nº 47 de Juan José Paso y las vías del ferrocarril, seguirá abierto. "Ahora tiene el doble de recursos humanos y el triple de atenciones médicas que en 2005".
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.