UNIVERSIDAD

Los alumnos y docentes del Pelle presentaron su contrapropuesta

La toma de la escuela cumplió dos semanas. Hoy siguen las negociaciones. Mañana habría una manifestación en el Consejo Superior.

 Por Julián Bruschtein

Los estudiantes, docentes y no docentes que mantienen tomada desde hace dos semanas la Escuela Superior de Comercio Carlos Pellegrini les presentaron a las autoridades de la Universidad de Buenos Aires (UBA) una contrapropuesta para salir de la crisis. Hoy mantendrán una nueva reunión y, si la negociación culmina de manera negativa, marcharán mañana hasta la sede del rectorado para impedir que el Consejo Superior sesione y ratifique el nombramiento como rector de la escuela de Juan Carlos Viegas, uno de los ejes del conflicto.

En la asamblea matutina de ayer decidieron sostener la toma con dictado de clases por lo menos hasta el miércoles, cuando debe sesionar el Consejo Superior de la UBA para, entre otros temas, aprobar las designaciones ad referéndum de los rectores del Pellegrini y del Nacional de Buenos Aires. A las diez de hoy, los estudiantes se sentarán en la sede del rectorado a la mesa de negociación que mantienen junto a docentes y no docentes con las autoridades universitarias. Lo que está en discusión es una serie de puntos producto de una reformulación de las propuestas que, la semana pasada, les ofreció el secretario general de la UBA, Carlos Más Vélez, en un intento por destrabar el conflicto.

El primero de los reclamos es la vuelta atrás en la designación de Viegas como autoridad académica y administrativa del colegio. “La anulación de la designación del rector es un tema que tenemos que discutir y Hallú (Rubén, rector de la UBA) se niega a hacerlo”, afirmó a Página/12 Julián Asiner, presidente del centro de estudiantes. “Mañana (por hoy) se puede resolver el conflicto. Si las autoridades de la UBA insisten en reafirmar la designación de Viegas el miércoles, vamos a marchar para impedir que sesionen”, agregó.

En el texto de la contrapropuesta, la comunidad educativa del colegio le pide al rectorado que garantice “la creación de un consejo directivo con una conformación tripartita de docentes, no docentes y alumnos”, que tenga la facultad de elegir al rector y se reconozca a la escuela como unidad académica. Además, piden “un período de transición encabezado por los tres vicerrectores” que actualmente están en funciones, y la conformación de comisiones y ámbitos de discusión para, en el término de sesenta días, consensuar la forma de funcionamiento y el número de integrantes del nuevo gobierno, entre otras cosas. También enfatizan “el sostenimiento y la defensa del proyecto educativo y su carácter universal, humanista, científico y laico y la aspiración de un perfil de egresado crítico y autónomo”, así como “afirmar que dicha defensa está reñida con un proyecto técnico profesional”. Clara alusión al perfil técnico que se atribuye a la Facultad de Ciencias Económicas y que representaría Viegas.

El documento incluye una serie de reivindicaciones gremiales de larga data, impulsadas junto al centro estudiantil por el gremio docente AGD: “titularizar a todos los docentes, docentes auxiliares y profesionales que tengan a la fecha tres años de antigüedad en la escuela”, así como el pase a planta del personal no docente contratado y el compromiso de no adoptar “sanción alguna contra cualesquiera” de los actores del conflicto, entre otros puntos. Enfrentada con la AGD, la Ctera presentó también su propuesta y decidió continuar con un paro de actividades hasta que se recupere la institucionalidad.

Anoche, los padres mantenían una asamblea en la que discutían nuevamente qué posición tomar, después de apoyar durante estas dos semanas la protesta de alumnos y docentes. Pese a las diferencias internas, hasta el momento pesaron más las opiniones de quienes piensan que sólo habría que apoyar las decisiones de sus hijos. Ahora comenzó a hacerse escuchar un sector que cree que si “el rector de la UBA se compromete por escrito a sostener el proyecto educativo en marcha”, podrían negociar con Hallú. Aunque el resultado de la reunión de ayer sería –se especulaba al cierre de esta edición– “apoyar lo que proponen los chicos hasta el miércoles”. Por lo bajo, como forma de llegar a un acuerdo, algunos barajaban la idea de que el rector de la UBA nombre a algunas líneas medias de la gestión del rector saliente, Abraham Gak, como forma de garantizar la propuesta educativa vigente. Trascendió también que mantuvieron reuniones con organismos de derechos humanos para solicitarles su adhesión.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.