CULTURA › MAÑANA COMIENZA EL FESTIVAL “EXPERIMENTA”

Teatro de riesgo y búsqueda

El encuentro teatral, que se concreta en Rosario, presenta en esta quinta edición a grupos argentinos, europeos y sudamericanos.

 Por Silvina Friera

Una empecinada persistencia los convierte en auténticos animales de teatro. El laboratorio de teatro El Rayo Misterioso, grupo organizador de la quinta edición del Festival Internacional Experimenta –que comienza mañana–, representa eso en la escena rosarina. “Aunque tuvimos muchos reparos vinculados con la cuestión económica, pensamos que todos los que tenemos un resguardo moral, los que rechazamos la ideología de este sistema político, y por eso nos sentimos sapos de otro pozo, debemos seguir peleando, porque los que se tienen que ir son ellos, jamás nosotros”, dice convencido Aldo El-Jatib Amato, director del grupo fundado en 1994, en diálogo con Página/12. El Festival, que se realiza anualmente en las salas Antonin Artaud, Jerzy Grotowski y Julian Beck (San Martín 473, sede de El Rayo...), contará esta vez con la participación del Birte Bruderman theater CIE (Austria), Taun Taun teatroa (España), Fabbrica del vento y Compagnia delle vigne (ambas de Italia) y el grupo Sarao (Ecuador). Entre las compañías nacionales estarán el grupo Ojcuro (Buenos Aires), La Gorda Teatro (Córdoba), el Círculo de Tiza (San Juan) y los grupos rosarinos Seisenpunto, Par 5 Producciones, Punto 0 Teatro y Mabel.
El Rayo Misterioso presentará Macchina Napoli, reciente creación colectiva que condensa un trayecto de imágenes, acciones y conflictos surgidos de un entrenamiento antropológico y de la investigación de la historia genealógica de una familia italiana que llega a la Argentina. Cipriano Argüello Pitt, director de La Gorda Teatro (Córdoba), que ofrecerá Tantalegría, sostiene que los festivales son importantes por el intercambio con otros artistas. “Ver lo que hacen otros colegas te posiciona en el lugar desde donde uno produce. En cuanto a corroborar lo que muchos dicen respecto de que el teatro argentino está entre los mejores del mundo, no me parece una afirmación del todo feliz. Por un lado habría que ver lo que se programa en los grandes festivales internacionales cuando se habla del teatro argentino. Hay una diversidad de poéticas que no se enmarcan dentro de lo que los festivales programan. Los festivales son instancias de legitimación y de consagración; entonces sería interesante analizar cuáles son esas programaciones que se consagran y legitiman.”
Casi un año después del 20 diciembre, la sensación de vivir en un estado de permanente crisis afecta los proyectos de vida de la mayoría de los grupos. “Estábamos ingresando a una red de Festivales Internacionales Alternativos y todo se cortó abruptamente. En septiembre habíamos sido invitados a un festival en Lituania y otro en Eslovaquia, y fue imposible costear los pasajes. En cuanto al trabajo artístico, nuestro grupo dio un giro en la dramaturgia para anclar el trabajo más en la palabra. Un crítico leyó en Tantalegría la crítica a la fiesta menemista, cuestión que en principio no nos propusimos, pero los acontecimientos políticos permitieron estas lecturas”, comenta Argüello Pitt. La pieza sucede en una fiesta, un espacio aprovechado para indagar en la celebración como un olvido tangencial del mundo cotidiano. Los personajes acuden como parte de un deber ser y un deber actuar; pero allí es donde afloran los comportamientos imprevistos, se cae el velo, se descubre la máscara y el otro puede ser un cómplice o un enemigo. Según Argüello Pitt, La Gorda Teatro busca una permanente tensión entre la palabra y el cuerpo. “Estos polos han definido la historia del teatro y el problema de la autonomía del teatro, aparentemente superado. Los cuerpos que pueden ser leídos como un texto y el texto que se puede inscribir en los cuerpos no es exclusivamente una afirmación teórica; se comprende en la práctica escénica de una manera indisociable”, aclara el director.
El Círculo de Tiza, otro de los grupos participantes, presentará Murmullo, pieza de su autoría inspirada por la indiferencia y falta de compromiso social que mostraron los sanjuaninos frente a la desaparición,en 1998, de la psicóloga María Rosa Pacheco (caso policial todavía no resuelto). Juan Carlos Carta, su director, admite que últimamente le están dando mayor importancia al texto, especialmente si se corresponde con una dramaturgia originada desde los integrantes del grupo. “En las provincias siempre fue un poco más difícil hacer teatro. El teatro del interior es considerado de menor calidad y, a veces, cuando algún grupo accede a representar sus obras en Buenos Aires, se lo discrimina. Pensamos también que en Buenos Aires se capitalizan ciertas tendencias que, al no coincidir con la perspectiva del interior o con sus búsquedas propias, son automáticamente descalificados.”
Experimenta promueve todos los años el encuentro y el intercambio de grupos de teatro profesionales que desarrollen su trabajo con un criterio innovador, de búsqueda y exigencia estética. Además de los espectáculos, cada compañía prepara un taller-seminario, relacionado con el tipo de trabajo y estéticas que identifican al grupo. Entre los invitados especiales, el mexicano Nicolás Núñez, especialista en teatro antropológico, dictará un seminario sobre el teatro de las fuentes y revelará detalles de su experiencia al frente del taller de investigación teatral de la Universidad Nacional Autónoma de México (ver recuadro). Vale destacar que todos los grupos e invitados serán alojados por los miembros de El Rayo... que viven en comunidad. Ellos mismos, además, se encargarán de cocinar para todos los participantes.

Compartir: 

Twitter
 

La Compagnia Delle Vigne presentará “Il fantasma del Palcoscenico”.
 
CULTURA
 indice
  • MAÑANA COMIENZA EL FESTIVAL “EXPERIMENTA”
    Teatro de riesgo y búsqueda
    Por Silvina Friera

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.