DEPORTES › GRONDONA AVANZA EN LAS NEGOCIACIONES CON EL GOBIERNO POR LA FUTURA TELEVISACIóN DEL FúTBOL

De la casa del fútbol a Casa Rosada

Hoy lo recibirá la presidenta Cristina Fernández, después de haber estado reunido ayer con el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández. Ayer se rechazó la primera medida cautelar en contra de la rescisión del contrato con TSC y TyC.

 Por Gustavo Veiga

Con la misma rapidez que la AFA rescindió el contrato con las empresas que controlaban el negocio del fútbol televisado, el gobierno nacional empezó a transformarse en el nuevo socio que asoma. La presidenta Cristina Fernández de Kirchner recibirá hoy a las 18 en la Casa Rosada a Julio Grondona, para darle un marco institucional al acuerdo que se avecina entre la Asociación y el Sistema Nacional de Medios Públicos. Esta es la primera puntada de un hilo demasiado largo en el que la AFA y el Estado deberán construir una relación comercial que todavía no se vislumbra en toda su dimensión.

Las sociedades TSC (Televisión Satelital Codificada) y TyC (Torneos y Competencias), mientras tanto, avanzaron en su estrategia de presentar una medida cautelar para que la Justicia defina si el vínculo está vigente o no. Argumentan que si un magistrado les da la razón, “nos presentaremos el 21 de agosto en los estadios para televisar los partidos de la primera fecha”. Hasta anoche, desde TSC, una voz autorizada informó que no había llegado la carta documento de la AFA con la notificación oficial de la medida que había adoptado su Comité Ejecutivo el martes por la noche. Con ella, el primer paso que darán las empresas es solicitar el amparo.

Pero este diario supo en exclusiva que ayer un juzgado Comercial de la Capital rechazó la primera medida cautelar interpuesta por las sociedades el lunes, lo que podría sentar un precedente.

El encuentro entre Cristina y Grondona tuvo un anticipo ayer en la misma Casa de Gobierno. El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, y el secretario de Legal y Técnica, Carlos Zannini, recibieron a un nutrido grupo de dirigentes liderado por el presidente de la AFA. El secretario ejecutivo de la casa del fútbol, José Luis Meiszner, y los máximos directivos de Racing, Rodolfo Molina; Vélez, Fernando Raffaini; Lanús, Alejandro Marón; y Colón, Germán Lerche, además del directivo de Arsenal y hombre de confianza de Grondona, Hugo Pasos, integraron la comitiva.

Meiszner, un viejo conocido del jefe de Gabinete, con quien ha compartido la conducción del club Quilmes (él como presidente y el funcionario como miembro de la asamblea de representantes), aclaró después de la reunión, como si hiciera falta, que todavía no había un acuerdo entre las partes. Y agregó que la AFA será solidaria con sus clubes ante los juicios que se avecinan “como persona jurídica independiente y con activo propio”. Pero también dijo que va a “demandar a su ex asociada”, como lo había anticipado el vocero Ernesto Cherquis Bialo en el predio de Ezeiza, 24 horas antes.

Por su parte, Marón, quien es abogado al igual que Meiszner, Pasos y Raffaini, señaló que el contrato era “a todas luces desventajoso para el fútbol argentino”.

La precipitación del desenlace forzado por la AFA –esperado, sí, pero no con la rapidez con que se produjo– generó que todavía exista un enorme campo fértil para trabar acuerdos comerciales, jurídicos, administrativos y de tecnología. El advenimiento del nuevo fútbol televisado, aunque con características diferentes a las que se venía concibiendo hasta ahora, resulta un tanto difícil de imaginar. Sólo trascendió que el producto sufrirá una mudanza considerable desde el sistema de cable y Canal 13 al Canal 7 y Telefé, los receptores de la movida que ideó Grondona con respaldo estatal.

La iniciativa con que el veterano dirigente pateó el tablero después de 18 años de relación comercial con el Grupo Clarín y 24 con la productora TyC –por entonces estaba en manos de Carlos Avila– puso en estado de máxima alerta a los abogados del sector empresario, que en los próximos días deberán repasar todos los contratos firmados con la AFA y sus respectivas actualizaciones. La última data de 2007, cuando el fútbol había decidido entregarles a las compañías todos los partidos de Primera para su comercialización a cambio de un aumento de 93,5 millones de pesos a 180.

Desde TSC y TyC también se dejó entrever anoche que la sociedad entre ambas “no tiene fisuras” y que avanzarán por el mismo camino judicial, en un pleito que será muy largo y costoso para las dos partes en conflicto. Esto podía resultar previsible. Igual que se dijera desde las empresas que van a iniciar demandas, tomando en cuenta 800 contratos vigentes con cableoperadores que concluyen en junio de 2010, justo cuando se disputará el Mundial de Sudáfrica.

En el Gobierno describen otro escenario. Fuentes consultadas por Página/12 en las últimas 48 horas afirman que “recibimos muchas llamadas de canales de cable del interior que están muy contentos con la medida”. Una de ellas, incluso, puntualizó que TSC y TyC habían convocado a una reunión de los propietarios de esas señales, pero que fueron desairadas con una negativa. Respecto de cómo se instrumentará el traspaso del fútbol televisado en una primera etapa, esas fuentes comentaron que “o se avanza a través del Sistema Nacional de Medios Públicos o hay que crear una corporación pública o mixta que comercialice los futuros derechos”. Esa es la tarea que tomó en sus manos la Secretaría Legal y Técnica.

“Se habla de Telefé más que de América y el 9 porque éstos no mostraron voluntad de sumarse al proyecto”, señaló uno de los hombres del Gobierno. El canal que pertenece a Telefónica es el que junto con el 7 pondría su pantalla para el fútbol en una primera etapa. Un indicio clave demuestra lo contrario, al menos en el caso de América.

Daniel Vila, uno de sus dueños junto a Francisco de Narváez y José Luis Manzano, es el presidente del club Independiente Rivadavia de Mendoza y tiene mucho interés en que el campeonato de la B Nacional se transmita por su canal. Aunque no es integrante del Comité Ejecutivo, la noche que se votó la rescisión del contrato televisivo estaba en Ezeiza, participando de la reunión. La movida que hizo cuando contrató por una suma millonaria a Ariel Ortega también había sido sincronizada con su pretensión de hacer pie en el negocio con más ímpetu. A Vila se le atribuye además la voluntad de alcanzar la presidencia de la AFA. Tal parece, todo conformaría un mismo paquete.

El empresario Daniel Hadad y los propietarios de algunos canales del interior también estarían interesados en incursionar en este negocio. Aunque, por ahora, Grondona y la AFA disciplinada detrás de su figura barajan el mazo y juegan en pareja con el Gobierno. Ese es el nuevo polo de poder que está llamado a decir lo suyo en el mundo del fútbol televisado.

Compartir: 

Twitter
 

Julio Grondona llega a Casa de Gobierno. El poder le tiende una mano.
Imagen: DyN
SUBNOTAS
 
DEPORTES
 indice
  • GRONDONA AVANZA EN LAS NEGOCIACIONES CON EL GOBIERNO POR LA FUTURA TELEVISACIóN DEL FúTBOL
    De la casa del fútbol a Casa Rosada
    Por Gustavo Veiga
  • EL BALANCE DE DIEGO MARADONA TRAS LA VICTORIA DE LA SELECCIóN CONTRA RUSIA
    “Este equipo da muestras de poder”
  • PODRíAN CRUZARSE EN CUARTOS EN MONTREAL
    Del Potro mira a Nadal

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.