DEPORTES

La Guardia del Mar

Un grupo de barrabravas de Racing, liderados por el jefe de la hinchada, Raúl Escobar Barrios, alias Huevo, protagonizó una escandalosa pelea mientras descansaban en un lujoso crucero que navegaba por la costa de Brasil. Tras el incidente, los integrantes de La Guardia Imperial fueron amenazados por el capitán con ser obligados a descender en el siguiente destino (Punta del Este), si continuaban con ese comportamiento, según publicó el diario La Nación. Escobar –que será juzgado este año, al igual que otros once imputados, por el crimen de Gustavo Rivero, un hincha de Independiente asesinado en febrero de 2002– se encontraba vacacionando, junto a ocho barras más, en las instalaciones del crucero Costa Serena, que tiene un valor de 1700 dólares por persona.

Compartir: 

Twitter
 

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.