DEPORTES › SE CORRE UNA NUEVA COMPETENCIA DE WTCC EN TERMAS DE RIO HONDO

A inflar el pecho en su casa

José María López quiere sostener su condición de líder del Mundial de Autos de Turismo en la competencia que se desarrollará en el país. Sus compañeros de equipo, Yvan Muller y el múltiple campeón de Rally Sebastian Loeb, son sus rivales más peligrosos.

Desde Termas de Río Hondo

Después de seis semanas, José María López vuelve al trabajo. El cordobés, líder del Mundial de Autos de Turismo (WTCC), retorna al habitáculo de su Citroën C-Elysee en el autódromo de Termas de Río Hondo, para la octava fecha del torneo en cuyo título ya está pensando seriamente. “No es que extrañara; después de todo, la temporada pasada en la Argentina corrí 44 de los 52 fines de semana del año y en este son sólo 12, pero no me aburro, ha sido un torneo muy movido.”

Hay una extremada expectativa en los círculos fierreros de la Argentina para ver a uno de sus pichones en acción. López lidera el torneo con 255 puntos, seguido por sus compañeros de equipo Yvan Muller (a 39 puntos) y el multicampeón de Rally Sebastian Loeb (a 65), y apuesta sus fichas a una pista que conoce al detalle. “Aquí siempre anduve muy bien”, confía a Página/12. “Trato de no pensar en el título, pero es inevitable. Ha sido un campeonato bastante ‘limpio’ y me sentiría más presionado si estuviera corriendo desde atrás”, reflexiona. “Me sorprende que las cosas no están saliendo de casualidad. No me imaginaba este arranque, cinco triunfos en trece carreras, fui muy regular, no cometí grandes errores... Ha sido uno de mis mejores años en el automovilismo.”

El dominio del equipo Citroën ha transformado este Mundial prácticamente en un ejercicio privado. Los equipos oficiales de Honda o Lada, o los privados de Chevrolet o BMW, poco pueden hacer frente al brutal poderío de la escuadra francesa, que con sus tres pilotos ganó 12 de las 13 competencias disputadas hasta ahora (la restante fue para el Chevrolet del ex F-1 Gianni Morbidelli). Eso no deja de crearle algunos dilemas al cordobés. “Al tener un súper auto, siempre peleamos los tres compañeros de equipo en la pista –resume López–. Así que es lógico que haya momentos críticos o roces, sobre todo en las largadas. El equipo es muy profesional, a nivel de Fórmula 1, pero si el auto tiene una debilidad, es que no larga tan bien como un Honda o un Chevrolet.”

Con ocho victorias en el Rally de la Argentina, Loeb compite en popularidad con Pechito en estas tierras, pero su adaptación de la tierra al asfalto lo pone en un segundo plano, de manera que el principal rival del cordobés en la lucha por el torneo es el francés Muller, cuatro veces campeón mundial de la especialidad. “Si no empiezo a descontarle fuerte a Pechito, el campeonato se hace cada vez más corto”, acepta el seco piloto galo.

En los entrenamientos de ayer, López fue el más veloz, con 1m44s254, a casi 166 km/h de promedio, y fue seguido por Muller (a 16 milésimas), el italiano ex F-1 Gabriele Tarquini (Honda, a 89 milésimas) y Loeb (a 387 milésimas). Desde las 15 de hoy se disputará la clasificación (televisa en directo Fox Sports), y mañana se corren dos carreras a 13 vueltas, poco más de 60 km cada una, a las 14.15 y a las 15.25. “No me molesta que sean carreras cortas, los autos están preparados para eso, un error y te cuesta recuperarte”, asegura López. Entre los 20 participantes habrá otro argentino, el neuquino Camilo Echevarría, que manejará un BMW de segunda clase.

Compartir: 

Twitter
 

López y dos colaboradores recorren la curva uno del circuito de Termas.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared