DEPORTES › BALDOMIR PELEA EN LAS VEGAS

El Tata va en busca de su consagración

El santafesino defiende su título welter del Consejo ante Mayweather, un crack.

 Por Daniel Guiñazú

El boxeo argentino vivirá esta noche el momento más excitante de la última década. Será cuando Carlos Baldomir suba al ring del Mandalay Bay Hotel y Casino de Las Vegas para defender por segunda vez su título welter del Consejo Mundial ante Floyd Mayweather, el campeón del mismo peso en la versión de la Federación Internacional y para casi todos, el mejor boxeador peso por peso de la actualidad. La pelea, sin dudas la más exigente que haya atravesado el áspero peleador santafesino en toda su carrera, será televisada por Space a partir de las 23.

No siempre un boxeador argentino ha sido fondista de una megavelada estelar en la capital de Nevada. Y mucho menos siendo el campeón del mundo. Eso sólo le da un tinte especial a la presentación de Baldomir. Pero si además se tiene en cuenta que su rival será un crack de estos tiempos como Mayweather, la contienda adquiere un brillo inusual, casi de acontecimiento histórico.

¿Puede ganar Baldomir? Hay que decirlo con claridad. En las pizarras de los apostadores, que en Las Vegas brotan por todas partes, Mayweather, de 29 años, es favorito en proporción de 5 a 1. Y en el análisis previo, el estadounidense también acumula ventajas claras. Por historia (está invicto en 36 peleas, con 24 victorias por nocaut, y ha sido campeón del mundo en cuatro divisiones: superpluma, liviano, welter junior y welter) y por talento. Inspirado y con sus facultades a pleno, Mayweather es una maravilla de velocidad y creatividad. La rapidez de sus piernas para entrar y salir de la larga a la media distancia y de sus brazos para combinar series de golpes precisos, el poder de su jab de izquierda para abrir el camino y la justeza de su derecha cruzada o en directo lo han puesto muy por encima de todos sus contrincantes y le han permitido ganarse el crédito unánime de la crítica internacional.

Dichas así las cosas, daría la impresión de que resulta una quimera que Baldomir pueda ganar. Y sin embargo, no es tan así. Primero: Bal-domir es un welter natural (más allá de los sacrificios que debió hacer para dar los 66,678 kg límite de la categoría), mientras que Mayweather (que registró 66,225 kg) hizo buena parte de su carrera como superpluma y recién los últimos cinco años subió a las otras divisiones. Es más, en su última pelea ante Zab Judah, a Mayweather no se lo vio tan rápido y enérgico como en otras noches. Como si hubiera perdido potencia al irse tan arriba en el peso.

Segundo, como consecuencia de lo anterior, la mano del santafesino puede llegar a sentirse más, si bien la mandíbula de Mayweather ha dado sobradas pruebas de resistencia. Y tercero, a Baldomir no lo asusta ni lo acompleja pelear en condición de visitante. El tramo más importante de su carrera de 43 triunfos (13 antes del límite), 9 derrotas y 6 empates lo hizo fuera de la Argentina, lleva más de siete años sin derrotas y ha ganado seis veces en los Estados Unidos.

Si Mayweather consigue circular por el ring con comodidad y plantear la pelea en la larga y la media distancia, su velocidad y talento pueden darle la victoria, incluso antes de límite. Ahora, si Baldomir impone su mayor fortaleza y puede friccionar la pelea en el fragor del cuerpo a cuerpo, más que para un milagro, estarán dadas las condiciones para una victoria histórica y consagratoria, tal vez la más importante de todos los tiempos de un boxeador argentino en los Estados Unidos. Depende de la convicción ganadora de Baldomir. Y del genio de Mayweather, desde luego.

Compartir: 

Twitter
 

Baldomir se tuvo que esforzar para dar el límite de los welters.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.