ECONOMíA › LEDESMA DESPLAZó A TECHINT EN LA VICEPRESIDENCIA PRIMERA DE LA UNIóN INDUSTRIAL ARGENTINA

Las fichas se acomodan en el tablero

La central empresaria tendrá desde abril un presidente con buena sintonía con el gobierno nacional. El resto de los lugares destacados de la conducción quedarán para figuras del establishment empresario, con distintos matices.

 Por David Cufré

La Unión Industrial Argentina todavía tiene piezas que acomodar en el tablero de sus nuevas autoridades. Definido por consenso que José Ignacio de Mendiguren será el nuevo presidente a partir de abril, las discusiones continúan por el armado del resto del Comité Ejecutivo. De acuerdo a cómo resulten esas negociaciones, el perfil que adquiera la conducción de la entidad empresaria más influyente del país será uno u otro. Una novedad que sorprendió el fin de semana es que el grupo Techint ya no ocupará la vicepresidencia primera, sino que debió ceder ese puesto a un ejecutivo de Ledesma, empresa con buen diálogo con el Gobierno aunque históricamente defiende las posiciones de la derecha más dura. La secretaría de la central fabril, a su vez, recaería en un directivo de la Aceitera General Deheza (AGD), en tanto que Arcor se quedaría con la vicepresidencia tercera.

El mapa, si el esquema que todavía se está negociando se confirma, quedaría con los siguientes nombres: De Mendiguren presidente, Miguel Acevedo, de AGD, secretario, que en la UIA opera como el número dos; Federico Nicholson, de Ledesma, vicepresidente primero; Luis Betnaza, de Techint, vicepresidente segundo, y Adrián Kaufmann Brea, de Arcor, vicepresidente tercero. Salvo De Mendiguren, el resto son figuras del establishment empresario, representantes de grandes holdings. Algunos de ellos tienen un pie en la Unión Industrial y otro en la Asociación Empresaria Argentina (AEA), una entidad muy enfrentada al gobierno nacional.

Con esa conformación, la UIA tendrá un presidente que llegó apoyado por la industria liviana, las pymes y los sectores “sensibles” vinculados al mercado interno, y el resto de los puestos clave del Comité Ejecutivo en manos de viejos y nuevos capitanes de la industria. El Gobierno jugó en favor de De Mendiguren y en contra de Kaufmann Brea, el candidato de Techint, buscando que la central industrial tenga un discurso amigable hacia las autoridades nacionales en un año electoral. Sin embargo, el nuevo presidente tendrá mucho que negociar internamente antes de fijar posiciones hacia afuera.

El interés de los distintos grupos por ocupar el puesto más alto posible quedó en claro con el desplazamiento de Techint a la vicepresidencia segunda y el ascenso de Ledesma a la vicepresidencia primera. Esto se terminó de definir el viernes por la noche. Fue a partir del reclamo de la lista Celeste y Blanca, una de las líneas internas de la UIA, que hizo valer un viejo acuerdo por el cual a partir de este año la vicepresidencia primera le correspondía a un representante de ese sector. Industriales argumentó que, en realidad, el convenio definía eso mismo para el actual período, y pese a ello no lo exigió en su momento. Sin embargo, Celeste y Blanca no retrocedió y se quedó con el puesto que en un principio iba a ser para el ejecutivo de Techint. Otra dura negociación se dio en torno del puesto de secretario, que finalmente quedaría para el actual presidente interino de la UIA, Miguel Acevedo.

Compartir: 

Twitter
 

José de Mendiguren asumirá en abril la presidencia de la entidad empresaria más influyente.
Imagen: Rafael Yohai
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.