SOCIEDAD › CINCUENTA CASOS DE DENGUE EN UNA LOCALIDAD DE SANTA FE

El primer brote autóctono

En Romang, 240 kilómetros al norte de la capital santafesina, se registró el primer brote de la temporada. Autoridades sanitarias confirmaron la circulación local del virus. Hace un año había 700 casos de la enfermedad.

 Por Pedro Lipcovich

Por primera vez en esta temporada apareció un brote de dengue en la Argentina. En la localidad santafesina de Romang –240 kilómetros al norte de la capital provincial– se detectaron 50 casos, 28 de ellos confirmados por laboratorio; está constatada la circulación local del virus, y se presume que el primer caso pudo provenir de Brasil o Paraguay. Por lo demás, la situación respecto de esta enfermedad se presenta mejor que en años anteriores: en 2010, a esta altura del año había 700 casos, y en 2009 se anotaron 2000. El dengue se caracteriza por fiebre alta con mucho decaimiento pero sin síntomas respiratorios y, generalmente, dolores en los huesos y en la cabeza, detrás de los ojos. Es importante consultar al sistema de salud, para que se pongan en marcha las medidas de “bloqueo”, centradas en eliminar del entorno del enfermo los mosquitos que, al picarlo, diseminarían el virus. Se recomienda que estos pacientes no tomen aspirina ni ibuprofeno, aunque pueden medicarse con paracetamol.

“Los 50 casos son autóctonos: se infectaron en Romang –precisó Andrea Uboldi, directora de Promoción y Prevención de la Salud de Santa Fe–; 28 se confirmaron por pruebas de laboratorio y los restantes por nexo epidemiológico, es decir, por tratarse de personas que, por proximidad, pudieron ser picadas por un mosquito que había picado a un infectado.”

“Ninguno de los 50 declaró haber viajado a zonas donde hay circulación del virus –agregó la funcionaria santafesina–. Sabemos que residentes de Romang fueron de vacaciones a Brasil o en tours de compras a Paraguay; en esos países circula virus tipo 1, que es el que circula en Romang, y suponemos que alguno contrajo allí la enfermedad: tal vez tuvo muy pocos síntomas o no consultó; incluso puede ser que prefiera no decirlo, porque a veces la gente se culpabiliza por haber trasmitido la infección.”

Miguel Cappiello, ministro de Salud de Santa Fe, estimó que “la fecha probable de los primeros casos pudo estar en los primeros días de febrero, con mayor concentración en la última semana de ese mes”. De los 50, “algunos ya sanaron y otros todavía no”, señaló Uboldi. Entretanto, “vamos casa por casa y hacemos descacharrado asistido, es decir, acompañamos al vecino a que suprima todo recipiente donde puede depositar sus huevos el mosquito: el florero, el potus, el neumático abandonado”.

Ya se procedió al bloqueo de los casos detectados: “Se mantiene al enfermo aislado de posibles picaduras de mosquitos, se hace un rociado y descacharrado intensivo en las manzanas próximas”. En las localidades vecinas “también se efectúa descacharrado y fumigación, y el resto de la provincia está en alerta”, completó la funcionaria santafesina.

Máximo Diosque, viceministro de Salud de la Nación, señaló que “en 2010, a esta altura del año se habían registrado 700 casos, y en 2009 más de 2000. Y la circulación del virus sigue siendo importante en Brasil (donde en 2010 se registraron casi un millón de casos), Bolivia y Paraguay”.

Según Diosque, “hubo un esfuerzo muy serio de la Nación, las provincias y los municipios. La campaña del dengue empezó ya en el invierno pasado y hubo una inversión muy fuerte en fumigadores, insecticidas, larvicidas; desde la Nación, se contrató personal para los municipios, y en éstos se constató un compromiso muy grande”.

El funcionario recordó cuáles son los síntomas del dengue: “Hay fiebre, en general por encima de 38,5 grados. Pero no se presentan síntomas respiratorios como tos, moco o congestión. Hay dolor de cabeza intenso, generalmente detrás de los ojos. Suele haber dolor en las extremidades o las articulaciones. A veces, pero no siempre, hay sarpullido, enrojecimiento de la piel. Puede haber síntomas gastrointestinales. Al dengue se lo llamaba ‘fiebre quebrantahuesos’, porque produce un malestar muy intenso; no es un cuadro febril cualquiera, sino que voltea, la persona se siente realmente enferma”.

Ante esos síntomas, “hay que consultar al médico y abstenerse de tomar aspirina o ibuprofeno, ya que, aunque en raros casos, en presencia de determinados virus pueden producir reacciones neurológicas. En cambio, no está contraindicado el paracetamol”.

Antes del brote en Romang, se habían notificado –según el Ministerio de Salud de la Nación– tres casos de dengue en la provincia de Buenos Aires, tres en la Ciudad Autónoma, dos en Salta, uno en Mendoza y uno en Santa Fe.

Compartir: 

Twitter
 

En Romang ya se procedió al bloqueo de los casos detectados.
Imagen: Télam
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.