ECONOMíA › LA CONSTRUCCION CRECIO FUERTE EN 2006, PERO SE VIENE FRENANDO

Un gran año, pero con un flojo final

La actividad fue una de las locomotoras de la economía el año pasado. Registró una expansión de 15,2 por ciento por el boom inmobiliario y la obra pública. Pero se nota la desaceleración.

 Por Fernando Krakowiak

La actividad de la construcción acumuló en 2006 un crecimiento de 15,2 por ciento respecto del año anterior, según informó ayer el Indec. El boom inmobiliario privado y el incremento de la obra pública posibilitaron que la expansión alcance los dos dígitos por cuarto año consecutivo. En lugar de desacelerarse, el sector mostró una mejora de 0,8 punto con relación al 14,4 por ciento logrado en 2005, lo que le permitió ubicarse ocho puntos por encima del pico histórico de agosto de 1998. Hasta aquí, los datos positivos. Sin embargo, esos resultados son producto del extraordinario desempeño del primer semestre, pues desde agosto la actividad comenzó a frenarse lentamente, evidenciando en diciembre los peores indicadores del año: una caída desestacionalizada de 4,3 por ciento respecto de noviembre y de 1,5 por ciento con relación al mismo mes del año anterior.

Hasta julio la construcción creció a un ritmo muy fuerte acumulando una mejora de 21,7 por ciento respecto de 2005. A partir de entonces, la comparación interanual comenzó a mostrar signos de desaceleración. En agosto, 21,1; en septiembre, 19,9; en octubre, 18,5; en noviembre, 17,2; y en diciembre, 15,2 por ciento. El freno no es inesperado. Los propios referentes del sector han asegurado públicamente durante los últimos meses que esta situación es producto de la “normalización” que le espera a la actividad luego de cuatro años de crecimiento ininterrumpido, sobre todo si se toma en cuenta que el piso del que se parte para realizar la comparación es cada vez más alto.

No obstante, la caída de diciembre fue más abrupta de lo esperado, quebrando 48 meses consecutivos de variaciones interanuales positivas. El Indec aseguró que la baja estuvo motivada principalmente por un mayor número de días de lluvia en comparación con el mismo mes del año anterior. Como ejemplo, menciona que el Servicio Meteorológico registró para la ciudad de Buenos Aires un nivel de precipitación acumulada seis veces superior al de diciembre de 2005, y aclara que estos factores climáticos “no son considerados en el método de desestacionalización del indicador”. También hubo dos feriados que cayeron en días de semana, provocando una baja en la cantidad de días laborales, pero ese dato no incide en la cifra desestacionalizada.

Las variaciones de los despachos acumulados durante 2006 registran subas en todos los insumos, siendo encabezadas por las partidas de ladrillos huecos que aumentaron 52,8 por ciento con relación a 2005. En diciembre, en cambio, se evidencian caídas respecto del mismo mes del año anterior en pinturas para la construcción (-26,1) y pisos y revestimientos cerámicos (-4,9 por ciento), mientras que en el resto de los rubros la subas están muy por debajo del promedio anual.

Las empresas encuestadas por el Indec se manifestaron optimistas respecto de la evolución de la actividad durante el primer trimestre de este año. El 60 por ciento de las firmas que realizan principalmente obras privadas asegura que la situación se mantendrá igual y el otro 40 por ciento sostiene que aumentará. Mientras que entre las compañías que se especializan en obras públicas, el 43,5 por ciento indicó que la situación no cambiará y el 52,2 que aumentará. Eso no significa que los empresarios consideren, como dio a entender el Gobierno ayer, que la caída de diciembre fue algo meramente estacional, pues la actividad puede seguir creciendo en un contexto de desaceleración.

Cuando se les preguntó a los empresarios qué tipo de políticas incentivarían al sector, los que realizan obras privadas ubicaron en primer lugar las medidas destinadas a la estabilidad de precios con un 32,4 por ciento, dejando entrever que no todas las firmas están en contra de la política de control de precios. Entre los que realizan obras públicas, el 28,2 destacó la necesidad de que se otorguen créditos, mientras que un 26,2 por ciento mencionó la estabilidad de precios.

Compartir: 

Twitter
 

El índice de la construcción superó el pico de actividad de 1998.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.