EL MUNDO

Ultimas imágenes de ruego de Chirac

El presidente francés, Jacques Chirac, dio un acalorado mensaje televisado en defensa del voto por el “sí” a la Constitución Europea, de cara a las elecciones del domingo. Los sondeos dan una victoria del “no”, aunque hay un alto porcentaje de indecisos.

“Tomemos la opción de una Francia fuerte. El próximo domingo, cada francés tendrá una parte del destino de Europa en sus manos”, pidió el presidente francés, Jacques Chirac, ayer en su última intervención por radio y televisión para apoyar el “sí” a la Constitución Europea, cuando los sondeos pronostican una victoria del “no” por un 55 por ciento de los votos. Los indecisos alcanzan todavía casi un 25 por ciento. Los nuevos miembros de la UE también temen un resultado negativo. “Si los franceses rechazan la Constitución Europea, somos nosotros los que pagaremos los costos”, advirtió claramente el primer ministro checo, Marek Belka. El jefe de Estado español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el canciller alemán, Gerhard Schroeder, participan hoy en actos en Francia a favor del “sí”.
El ex jefe de gobierno español Felipe González aseguró que si Francia no ratifica la Constitución Europea, los únicos satisfechos al día siguiente serán la extrema derecha y la extrema izquierda, que no son “ninguna alternativa de poder”, mientras el resto de Europa entraría en el “euroescepticismo o el europesimismo”. Asimismo, Chirac alertó que es una “ilusión” creer que, en caso de rechazo, Europa se pondría en marcha de nuevo con “otro proyecto”: “No hay otro proyecto”, sentenció el presidente francés. González, no obstante, se mantuvo optimista y recordó que la “suerte no está echada”. El ex jefe de gobierno español recordó que en los años ’80, cuando España votó en referéndum sobre su adhesión a la OTAN, los sondeos aseguraban que ganaría el “no” y al final ocurrió lo contrario.
Chirac instó a los franceses a “no equivocarse de pregunta” el domingo, pues “no se trata de decir sí o no al gobierno”, aunque prometió responder a las “inquietudes y expectativas” con “un nuevo impulso a nuestra acción” en aras de más “solidaridad” y “dinamismo”. De lo que se trata en el referéndum es de Europa y del “futuro de Francia en Europa”, explicó, y advirtió que un “no” abriría un período de “división, dudas e incertidumbre” en el Viejo Continente. “El rechazo del tratado sería vivido por los europeos como un ‘no’ a Europa”, afirmó Chirac.
Los socialistas franceses realizan hoy a la noche un acto por el “sí” en Lille, al norte de Francia, en el que participa el jefe del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero. Mientras tanto, el canciller alemán, Gerhard Schroeder, se presenta en París para apoyar la campaña del gobierno de Chirac.
Según el presidente francés, ferviente defensor de este proyecto, si su país vota no, “Europa quedará averiada, en busca de un consenso imposible. Aquellos que tienen una concepción ultraliberal nos conducirían a una Europa sin ambiciones políticas, reducida a una zona de librecambio, en la que los más vulnerables sufrirán con más fuerza”, explicó. Con este mismo argumento, los nuevos europeos temen pagar las consecuencias de un “no” de los franceses, que significaría además un rechazo a la reciente ampliación hacia el este de la Unión Europea. “Parecería que algunos comenzaron a tener miedo de Europa, del progreso y de la vitalidad que le aportamos”, estimó recientemente el ministro de Relaciones Exteriores de Lituania, Artis Pabriks.
Chirac recordó que 25 naciones soberanas se han unido para hacer frente a los principales desafíos económicos, a la lucha contra la desigualdad, el terrorismo o la inmigración irregular, en favor de la paz y la justicia. “No nos equivoquemos de cuestión el próximo 29 de mayo. La decisión supera los desafíos políticos tradicionales. No es elegir entre la derecha o la izquierda, entre un gobierno u otro: se trata del futuro de vuestros hijos, del futuro de Francia y Europa”, aseguró.
Señaló que la Constitución también hace a Europa más democrática y respetuosa de los ciudadanos y aportará “nuevas protecciones” en materia de defensa, lucha contra el terrorismo y crimen organizado, control de fronteras y en el combate de la inmigración irregular. Consciente de la oposición mayoritaria al eventual ingreso de Turquía en la UE –explotadapor los defensores del “no”–, recordó que los franceses tendrán la última palabra al respecto. Chirac también argumentó que esta Constitución es la respuesta de Europa a los cambios en el mundo y a la globalización que se acelera.

Compartir: 

Twitter
 

“No hay otro proyecto”, sentenció Chirac, en caso de que los franceses rechacen la Carta Magna.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.