EL MUNDO › LA FISCALIA PRESENTO CARGOS POR DELITOS SEXUALES

Acusan al presidente israelí

 Por Eric Silver *
Desde Jerusalén

Moshe Katsav, el presidente de Israel, será acusado de violación y de otros delitos sexuales contra cuatro mujeres que trabajaban para él durante este mandato y su cargo anterior, como ministro de Turismo. También enfrenta acusaciones de fraude, violación de la confianza, acoso a un testigo y obstrucción de la justicia.

El fiscal general, Menachem Mazuz, le notificó ayer su decisión a Katsav. Según explicó, existe suficiente evidencia para acusarlo, aunque decidió no procesarlo por las denuncias presentadas por otras seis mujeres. Si es condenado por violación, el padre de cinco hijos de 61 años podría enfrentar una pena máxima de 16 años de cárcel.

El presidente ha defendido su inocencia desde que la policía comenzó a investigarlo a finales de julio pasado. Su abogado, David Liba’i, dijo anoche que continuaría peleando para limpiar el nombre de su cliente, aunque insinuó que el presidente pediría una licencia mientras dure el juicio. Sus críticos han dicho que eso no alcanza.

El presidente de origen iraní, como cualquier otra figura pública que enfrenta un proceso criminal en Israel, tiene derecho a una audiencia con los fiscales antes de que la acusación se formalice. Sin embargo, Ran Cohen, un legislador de izquierda del partido Meretz, aseguró anoche: “Debe renunciar inmediatamente ahora que ha humillado la institución de la presidencia y de lo público”. Frances Raday, un profesor de derecho y un militante de los derechos de la mujer, coincidió. “La decisión de procesarlo nos da esperanzas de que la dignidad de la mujer se respetará. Pero el hecho de que el presidente no haya renunciado y que todo el sistema político no se haya levantado para pedírselo es una prueba muy seria de la naturaleza corrupta y patriarcal de la política israelí”, destacó el abogado.

Si Katsav se va, sus obligaciones serían retomadas por Dalia Itzik, el presidente del Knesset, hasta que una nueva elección se realice. Si se niega a dejar su cargo, el Parlamento podría aprobar un juicio político, que requeriría el voto de 90 de los 120 legisladores. Se mandato de siete años, y con él su inmunidad, expira en julio próximo.

* De The Independent de Gran Bretaña. Especial para Página/12.

Compartir: 

Twitter
 

Katsav, aquí con su esposa, podría ser condenado a 16 años de cárcel.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.