EL PAíS › OPINION

Varios caminos, un mismo proyecto

 Por Carlos Heller

En los últimos días, el Partido Solidario formalizó su incorporación al Nuevo Encuentro en la provincia de Buenos Aires. Nos integramos así a un espacio donde ya estaba el EDE, de Martín Sabbatella; el SI de Carlos Raimundi y el Partido Comunista. Creemos que es un nuevo paso en la construcción de una alternativa política transformadora en el país. Un espacio amplio, plural y de izquierda. Donde se afiance la respiración de una cultura política que resuma antiguas tradiciones de las diversas izquierdas y de muchas organizaciones populares que, a lo largo de la historia de nuestro país, han contribuido a fundir en un solo movimiento a la sociedad y los programas de cambio. Donde confluyan diversas experiencias y organizaciones en un marco de permanencia y respeto de sus identidades. Una alternativa política con capacidad de incidir en los procesos de transformación. Y que para ello, para incidir, sepa que esos procesos nunca tienen la medida exacta de nuestras teorías ni de nuestros deseos. Que no son lineales, ni puros. Que son históricos. Una alternativa política que sepa que las contradicciones laten en todo proceso de transformación y que, en su permanente vaivén, a veces nos deparan avances significativos y otros retrocesos incomprensibles. Es necesario hoy construir una alternativa urgente para tiempos urgentes. Con autonomía pero con vocación de actuar desde el interior del proceso. Abriendo nuevas agendas. Profundizando otras. Debatiendo y cuestionando. Insistiendo con temas imprescindibles para la izquierda como el imperativo de avanzar hacia una mayor equidad y una mayor distribución del ingreso. Y teniendo en cuenta que, enfrentado al actual proceso de transformación, se erige una derecha amenazante con vocación desestabilizadora. Una derecha que une fuerzas para detener o bloquear este proceso. La alternativa política que estamos construyendo, en oposición a esta derecha, quiere mejorar y profundizar este proceso de cambio. Ellos quieren ir para atrás. Nosotros para adelante. Nosotros queremos llenar el vaso. Ellos quieren vaciarlo. Por eso también la urgencia: para llenar el vaso e impedir que la derecha se salga con la suya y lo vacíe, es necesario construir espacios políticos nuevos, plurales y democráticos. Espacios que contribuyan a acercar el proceso de transformación a la sociedad. En este marco, el punto de confluencia al que llegamos con Nuevo Encuentro en la provincia de Buenos Aires no es el último ni es el único. En otros distritos, la confluencia de fuerzas para construir esa alternativa política se produce con otros actores. Porque, como ya anticipamos, los procesos no son lineales. La historia también avanza con la fuerza de su desorden. El Partido Solidario se integra a espacios de unidad diversos. Si el futuro es una promesa, estos espacios diversos a nivel distrital confluirán mañana en una fuerza única nacional. Y no sólo por voluntad nuestra. Sino por necesidad de defender y profundizar el proceso de cambio. En la ciudad de Buenos Aires integramos el Encuentro Popular para la Victoria, que se constituyó en las elecciones legislativas del 2009 con fuerzas nacionales y locales. En esas elecciones fui electo diputado junto a un valorable núcleo de legisladores de la ciudad. Desde ese lugar trabajaremos para continuar fortaleciendo ese espacio político en la ciudad de Buenos Aires. Es necesario que el Encuentro Popular para la Victoria continúe creciendo en la ciudad para disputar eficazmente con un exponente de la derecha como es Mauricio Macri. En ese esfuerzo estamos comprometidos a fondo. En Mendoza, para las elecciones de concejales de fines de marzo, el Partido Solidario coincide en un frente con fuerzas locales. Paralelamente, tenemos la voluntad de construir confluencias en otros distritos a partir de los mismos acuerdos programáticos que nos permitieron integrarnos al Nuevo Encuentro en la provincia de Buenos Aires o trabajar dentro del Encuentro Popular para la Victoria en la ciudad de Buenos Aires. Hay varios caminos. Pero un único punto de llegada.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.