EL PAíS › ENVIó A LA LEGISLATURA UN PROYECTO PARA PERMITIR LA CONSTRUCCIóN DE UN CENTRO DE EXPOSICIONES Y EVENTOS EN LA RURAL

Macri no se olvida de su socio político

De Narváez, que explota el predio de La Rural, necesita la rezonificación para construir un centro apto para convenciones y espectáculos. Telerman envió un proyecto en 2007, que no fue aprobado. Ahora, Macri intenta de nuevo.

 Por Eduardo Videla

El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, envió a la Legislatura un proyecto que beneficia directamente a su socio político, el empresario Francisco de Narváez. Se trata de la rezonificación del predio de La Rural, en Palermo, que le permitiría construir allí un Centro Nacional e Internacional de Exposiciones y Eventos. La iniciativa, presentada en diciembre, está a punto de ingresar en la Comisión de Planeamiento Urbano. Se trata de una propuesta fuertemente resistida por asociaciones vecinales de Palermo, que aseguran que la obra tendrá un impacto ambiental negativo para ese sector del barrio, que ya está colapsado.

Se trata de un proyecto idéntico al que presentó en agosto de 2007 el entonces jefe de Gobierno Jorge Telerman, que durante dos años no pudo pasar la aprobación legislativa y perdió estado parlamentario en noviembre de 2009. No será fácil para el oficialismo imponer el tema en la agenda parlamentaria: tiene 26 legisladores sobre 60, menos que en el período pasado. Aunque no se descarta que pueda lograr el apoyo de alguna fuerza opositora.

Macri y De Narváez fueron aliados en las elecciones del 28 de junio de 2009. Desde entonces, las expectativas que cada uno tiene para 2011 fueron creando recelos. Pero en materia de negocios, por lo visto, no parece haber diferencias.

“Macri les entrega los principales negocios a sus socios políticos”, dijo el diputado Eduardo Epszteyn (Diálogo por Buenos Aires) adelantando el rechazo de la oposición al proyecto. “Es cierto que la ciudad necesita un centro de convenciones, pero puede construirse en el sur de la ciudad, en la zona donde está el estadio de tenis, en Parque Roca”, agregó.

El proyecto consiste en rerzonificar el predio de La Rural: desafectarlo del distrito UP (Urbanización Parque) y afectarlo al distrito E4 (equipamiento). Con esas limitaciones para hacer nuevas construcciones, el predio fue vendido en 1991, en 30 millones de dólares a la Sociedad Rural. La rezonificación, se supone, aumentaría el valor de mercado, se estima, en otros 30 millones.

En efecto, al permitir el cambio de zonificación, se habilitaría la construcción de un centro de 20 mil metros cuadrados más cocheras. Como única contraprestación, la empresa ofrece la apertura de la calle Darregueyra, entre la avenida Santa Fe y Juncal. Pero esa misma apertura dejaría un sector del predio disponible para la construcción de un hotel y edificios en altura.

La Sociedad Rural cedió la explotación del predio, por 25 años, a la empresa Ogden, que fue adquirida en 2003 por De Narváez. El gobierno porteño le autorizó obras para construir el centro de convenciones en 1998, pero un año después las clausuró porque el proyecto incluía un complejo de cines y locales comerciales, que no estaban permitidos. Entonces quedó abierto un enorme pozo que se convirtió, con el tiempo, en un verdadero foco de infección.

Telerman intentó reactivar el proyecto enviando otro a la Legislatura en agosto de 2007, en plena transición tras la victoria electoral de Macri. El 14 de noviembre de ese año salieron dos dictámenes de la Comisión de Planeamiento Urbano de la Legislatura: uno, que respaldaba el proyecto, estaba firmado por Juan Manuel Olmos –actual presidente del PJ Capital– y diputados del PRO; el otro, suscripto por legisladores de la oposición. En marzo de 2008, el macrismo –ya en el gobierno de la ciudad– intentó tratar el tema en una sesión ordinaria, pero no consiguió el número para lograr su aprobación. Desde entonces, la iniciativa transitó el camino del olvido legislativo hasta que perdió estado parlamentario, tras dos años sin tratamiento.

Vecinos de Palermo, nucleados en la Asamblea por los Espacios Verdes, entre otras organizaciones, presentaron un recurso de amparo contra la iniciativa. Finalmente, el recurso fue rechazado porque, al perder el proyecto su estado legislativo, el planteo judicial se tornó abstracto.

Pero la iniciativa volvió a escena en noviembre pasado, esta vez con la firma del jefe de Gobierno. Aunque en los considerandos habla de la construcción de un Centro Nacional e Internacional de Exposiciones y Convenciones, su artículo primero dice que la rezonificación tiene como destino levantar un Centro Nacional e Internacional de Exposiciones y Eventos. La palabra “eventos” daría pie para que el lugar sea escenario de espectáculos artísticos y deportivos.

El proyecto ya fue analizado en Labor Parlamentaria, que lo enviará a la Comisión de Planeamiento, integrada por legisladores ingresados en 2007 y los que se incorporaron en diciembre último. Hasta ayer, las comisiones todavía no estaban integradas.

“Es un proyecto que no está dirigido a beneficiar a la sociedad o a un barrio, sino que está pensado para favorecer a una sola persona”, dijo a Página/12 el arquitecto Pedro Kesselman, de la Asamblea por los Espacios Verdes. Desde la organización, advierten que si el proyecto avanza en la Legislatura, presentarán un nuevo recurso de amparo.

Voceros del Ministerio de Desarrollo Urbano aseguran que el proyecto no pasó por esa cartera –donde se encuentra el área de Planeamiento– y sostienen que fue presentado por la Jefatura de Gabinete, a cargo de Horacio Rodríguez Larreta. El diputado Patricio Di Stéfano (PRO) se manifestó de acuerdo con el proyecto: “Es importante que se realice una inversión en esa zona, que es un lugar desperdiciado de la ciudad”.

En cambio, Eduardo Epszteyn sostiene que la obra tendrá un “alto impacto en una zona donde el tránsito está desbordado en horas pico”. “La experiencia del último año con el shopping DOT de Saavedra demuestra que un gran equipamiento tiene que prever una zona de mitigación, para no afectar la calidad de vida del vecindario”, evaluó el legislador.

Compartir: 

Twitter
 

El pozo abierto después de que la construcción fue paralizada llegó a convertirse en un foco infeccioso.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.