EL PAíS › LOS PLANES DE ARGENTINA PARA EL ENCUENTRO DEL GRUPO DE LOS VEINTE

Para poner el liderazgo en la agenda

En el análisis de la Presidenta, el problema mundial “no es económico sino de liderazgo político”. El rechazo a las recetas de ajuste, las críticas al sistema financiero y el impulso de crear empleo como política internacional.

 Por Victoria Ginzberg

Desde Nueva York

“Hay que cambiar las recetas”, dijo la presidenta Cristina Fernández de Kirchner el viernes, ante cuarenta empresarios norteamericanos que se reunieron con ella en Nueva York. Es posible que lo mismo, o algo muy similar, escuchen los líderes mundiales que encontraran en Los Cabos, México, en la cumbre de Presidentes del Grupo de los 20. La creación de empleo, la apuesta por el crecimiento antes que por el ajuste, la necesidad de reformar los organismos multilaterales de crédito, el pedido para que se ponga fin a las barreras paraarancelarias para los productos agrícolas son parte de la agenda propia que CFK llevará a una cita que estará dominada por el análisis de la crisis económica europea.

La Presidenta no disfrutó mucho ayer del soleado sábado neoyorquino. Frente al edificio donde se hospeda, residentes y turistas aprovechaban para pasear por el Central Park, pero ella pasó el día en el Hotel Mandarin, donde mantuvo reuniones con sus ministros y colaboradores que están en Estados Unidos. A las ocho y media de la mañana ya estaba preparando con el canciller Héctor Timerman la agenda de la cumbre mexicana.

“Nuestro objetivo es recuperar el espíritu de Pittsburgh”, describió un integrante de la delegación en referencia a la tercera cumbre del G-20, que se realizó en Estados Unidos en 2009. En aquella oportunidad hubo fuertes críticas al sector financiero por su responsabilidad en la crisis, también se escucharon reproches a los organismos de crédito multilaterales, como el FMI y el Banco Mundial, y se reivindicó la necesidad del trabajo como uno de los elementos de reactivación de la economía. “Ahora, si queremos volver al nivel de empleo de 2008 hay que crear 50 millones de puestos”, comentó el mismo funcionario.

“Creo que el principal problema que hoy afronta el mundo, más que económico es una falta de liderazgo político claro y concreto de cómo abordar la crisis y cuáles son los instrumentos para hacerlo”, dijo la Presidenta en el encuentro empresarial en el Council de las Americas, donde adelantó cuál es su diagnóstico de la situación económica mundial. Allí también aseguró que en “en el primer G-20 –que tuvo lugar en Washington– cuando todavía (George W.) Bush era presidente, discutimos sobre la caída de Lehman Brothers y sobre lo que aparecía como la crisis de la primera economía del mundo, esto es Estados Unidos, con una caída del 25 por ciento del PBI. En la última reunión del G-20, en Cannes, discutimos todo el tiempo sobre lo que pasaba en Grecia. Me parece que algo está fallando”.

La propuesta del gobierno argentino es conocida: inyectar al mercado de producción de bienes y servicios. “Nosotros no acompañamos las políticas de ajuste, sino las de crecimiento”, sostienen en la delegación argentina en obvia sintonía con las palabras de CFK. “El capitalismo es consumo y necesitamos aumentar el consumo, si no hay consumo, no va a haber crecimiento de la economía, no va a haber desarrollo”, señaló la Presidenta el viernes.

Para fortalecer esta posición, la Argentina está expectante de la posición que asumirá el flamante presidente francés François Hollande con quien Fernández de Kirchner mantendrá un encuentro bilateral y quien ya funcionó como aliado durante la preparación de esta cumbre para que el tema del empleo no fuera dejado de lado. La otra reunión confirmada de la Presidenta es con el presidente ruso, Vladimir Putin. Pero además, también podría llevarse a cabo una bilateral con la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff. De confirmarse, Fernández de Kirchner volvería a Buenos Aires luego de la Cumbre del G-20 y no viajaría al encuentro de Río + 20, que se realizará en Brasil la semana que viene (ver aparte).

Más allá de la crisis mundial, el gobierno argentino tiene sus propios temas para plantear ante los principales líderes mundiales. Uno de ellos, que acompañan todos los países en desarrollo, es el reclamo para que los países centrales pongan fin al proteccionismo de los productos agrícolas con barreras paraarancelarias. “Algunos países impulsan, por ejemplo, trabas vinculadas con estándares de producción que tienen que ver con el cuidado del ambiente, son estándares que perjudican a los países en desarrollo. Hay quienes basaron su desarrollo en detrimento del medio ambiente y ahora quieren obligar a otros a aplicar tecnologías a las que no tienen acceso. Nosotros planteamos la necesidad de igualar las relaciones comerciales. El compromiso debe ser igual, pero las responsabilidades son distintas”, explicó un funcionario.

Vinculado con este tema, la Argentina considera que debe haber un mayor impulso a la transferencia tecnológica. En el Gobierno pusieron como ejemplo un proyecto que se está llevando a cabo con Nicaragua, en el que la Argentina está ayudando a aumentar la producción lechera de ese país, ya que de una vaca, allí se sacan cuatro litros de leche por día, mientras que en la Argentina el promedio es de cuarenta.

Para hablar de sus propias “recetas” para la economía mundial, la Presidenta dejará hoy temprano la ciudad de Nueva York y llegará hoy por la tarde a México, donde la secretaria de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Cecilia Nahon, oficiará de sherpa.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.