EL PAIS › EL EX COMISARIO FUE TRASLADADO A UNA CARCEL DE REGIMEN ABIERTO

Los beneficios de Fanchiotti

A casi diez años del crimen de Kosteki y Santillán, por el que fue condenado a prisión perpetua, Alfredo Fanchiotti fue transferido a un penal al que sólo debe ir para dormir. Los abogados querellantes dicen que el procedimiento fue irregular.

 Por Adriana Meyer

Los diez años de la masacre de Avellaneda, que se cumplen el martes 26, llegaron con un sabor amargo para los familiares de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán. Así dicen haberse sentido cuando se enteraron de que el ex comisario Alfredo Fanchiotti fue trasladado a una cárcel de régimen abierto, la Unidad 11 de Baradero, a la que sólo debe volver para dormir. “No lo puedo digerir, un baldazo de agua fría, una provocación a horas del aniversario, pero buscan un precedente a ver cómo reaccionamos cuando sueltan a estos asesinos, como la semana pasada con el que mató al maestro (Carlos) Fuentealba”, dijo a Página/12 Leonardo Santillán, hermano de Darío. El jueves habrá una caravana a Baradero para “rechazar la provocación de la Justicia bonaerense” y exigir “basta de impunidad”. Al ex chofer de Fanchiotti, el ex policía Alejandro Acosta, también lo trasladaron a una cárcel abierta, la de Gorina.

La Unidad Penal 11 tiene un alto registro de presos que nunca volvieron a dormir y eligieron la fuga. Junto a Gorina y otras pocas cárceles, su régimen es abierto y de reinserción social, y está destinada a presos con buena conducta que estén cumpliendo la última etapa de su condena. “Están dando libertad anticipada al asesino de Puente Pueyrredón”, se quejó Claudia Ferrero, abogada de los Santillán y del Partido Obrero. Pero más allá de la gravedad de los hechos por los que Fanchiotti fue condenado a prisión perpetua en enero de 2006 –esto es, el asesinato de los piqueteros Kosteki y Santillán y las heridas de centenares de personas durante aquella represión que precipitó el final del gobierno de Eduardo Duhalde–, la letrada puntualizó que la decisión del Tribunal Oral 7 de Lomas de Zamora es irregular. “No se cumplen los requisitos del período de prueba y la Ley de Ejecución Penal establece que con una condena a prisión perpetua tiene que haber cumplido 15 años en prisión, no me dan las cuentas ni siquiera sumando los años previos a la condena”, dijo a Página/12.

Ferrero relató que la Cámara de Casación le había otorgado la autorización para el traslado en 2009, pero por presión de los familiares no se hizo efectiva. Ahora, con fecha del 6 de marzo, el tribunal oral lo ratificó, pero recién se concretó el jueves pasado, cuando se produjo una vacante. “Pero la irregularidad mayor consiste en que el Servicio Penitenciario Bonaerense le respondió al tribunal, que pedía el beneficio para Fanchiotti, que hay una lista de 344 internos que esperan lo mismo por falta de vacantes en esos establecimientos abiertos, a lo cual los jueces argumentaron que no lo podían privar al ex comisario de sus derechos por una lista que no era problema de ellos”, describió la abogada. “Eso sí, para cubrirse, les pidieron que avisen si alguno de esa nómina está a disposición del tribunal que integran”, completó.

Claudio Pandolfi, abogado querellante en el juicio que condenó a los autores de la masacre de Avellaneda, opinó que “esta impunidad se construye en tribunales que no dan la cara, como ocurrió en diciembre cuando la Cámara de Casación absolvió y disminuyó penas a los demás policías condenados, y mandó investigar a los piqueteros a la Justicia Federal antes de irse de feria”. El letrado destacó que ese tribunal se tomó seis años para confirmar las condenas de Fanchiotti y Acosta, que ahora apelaron a la Corte provincial y por lo tanto siguen sin estar firmes. Esto implica que rigen para ellos las condiciones de una prisión preventiva. “Esto pasa porque el poder político no fue investigado por el Poder Judicial, Luis Genoud era ministro de Justicia y ahora que está en la Corte bonaerense debería excusarse de juzgar lo que hicieron sus compañeros de gabinete. Van y vienen, por eso no se investigan a sí mismos y nunca se avanza en las responsabilidades políticas”, afirmó.

El Frente Popular Darío Santillán convocó a una conferencia de prensa para mañana a las 8, antes de la salida de la caravana a Baradero, para denunciar “la impunidad por la cual a seis años Fanchiotti no tiene sentencia firme”.

Los hechos indican que la Justicia no tuvo en cuenta las salidas irregulares de Fanchiotti en 2007, cuando estaba en la Unidad 25 de Olmos, una de las cuales quedó registrada en el libro de guardia, fue investigada y les costó el cargo a los agentes penitenciarios que la permitieron. En aquella oportunidad, adujeron que lo dejaron salir porque el ex comisario estaba “deprimido”, pero mintieron sobre el destino del paseo. Fanchiotti no había salido a un taller a pocos metros del penal, sino a comer un asado con amigos. El ex jefe de Vigilancia y Tratamiento de esa unidad penitenciaria Diego Borba justificó ante la Justicia el paseo porque “nos preocupa lo espiritual”.

Compartir: 

Twitter
 

El Tribunal Oral 7 de Lomas de Zamora dispuso que se trasladara al ex comisario a la Unidad 11 de Baradero.
Imagen: DyN
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared