EL PAIS › EL GOBIERNO PORTEñO RECORTO GASTOS EN BARRIOS CARENCIADOS Y LOS TRANSFIRIO AL PRIVATIZADO ZOO DE PALERMO

Mejor en el zoológico que en la villa

De acuerdo con un informe elaborado por la agrupación La Fábrica porteña, Macri recortó cinco millones de pesos destinados a las villas para la construcción de un acceso al zoológico. La concesionaria paga un millón y medio de canon.

 Por Werner Pertot

El gobierno de Mauricio Macri recortó cinco millones de pesos de fondos destinados a las villas y se lo transfirió a la construcción de un nuevo acceso del Zoo en Palermo. La concesión del zoológico se mantuvo en las mismas manos privadas luego de una polémica en la Legislatura el año pasado, donde se planteó la posibilidad de estatizarlo. La empresa concesionaria mantiene un canon de un 1.100.000 pesos. Según un informe de La Fábrica porteña –que conduce el ministro de Trabajo, Carlos Tomada–, con esta transferencia de fondos sociales al Zoo “le estarían devolviendo a la concesionaria casi la mitad del canon de un año”.

No es el primer recorte de este año a fondos sociales, tras los 40 millones que la gestión PRO les cercenó a 28 hospitales y centros de salud y a programas de Desarrollo Social para destinarlos a publicidad (ver aparte). “Toda decisión gubernamental manifiesta un modelo de Estado y un modelo social que uno elige”, advirtió Matías Barroetaveña, coordinador de La Fábrica y subsecretario de Políticas de Empleo del Ministerio de Trabajo nacional. “En esta reasignación presupuestaria, como en tantas otras, pero en ésta al límite del absurdo, Macri manifiesta su modelo de intervención estatal a favor de los negocios privados, que profundiza la desigualdad”, indicó.

La transferencia de fondos a la obra de remodelación del zoológico de Palermo se hizo mediante la resolución 524/13 que firmó el ministro de Desarrollo Económico, Francisco Cabrera. Los detalles del ajuste, publicados en el Boletín Oficial porteño, son los siguientes.

n Les quitaron dos millones y medio de pesos a las actividades comunes en la Comuna 15 de los programas de Hábitat, Inclusión Social y Mejoramiento de Villas de la Secretaría de Hábitat e Inclusión. En la Comuna 5 recortaron otro millón de pesos. En la Comuna 8, otros 59.479 pesos.

n Ajustaron en 1.045.693 pesos el presupuesto para la Comuna 7 de la Unidad de Gestión Intervención Social (UGIS), que se ocupa principalmente de brindar servicios a las villas. En el informe de La Fábrica señalan que la partida original de la UGIS, de 2.426.673 pesos, ya había sido reducida a la mitad antes de este nuevo ajuste.

El total del recorte es de 5.100.000 pesos. Según detalla el informe de La Fábrica porteña, el dinero de esos programas estaba destinado a construcciones en terrenos públicos o privados en las villas. El dinero se transfirió a la Dirección General de Concesiones. Más concretamente se asignó al programa “Concesiones sobre predios existentes en la Ciudad de Buenos Aires”. La resolución 524/13, firmada por Cabrera, revela el fin del recorte: “... el ministro de Desarrollo Económico solicita una modificación presupuestaria fundada en la necesidad de realizar la obra de puesta en valor y remodelación del acceso por Plaza Italia al Jardín Zoológico”, que permanece en manos de una empresa privada y cuya entrada es paga.

La concesión del zoológico fue motivo de una polémica en la Legislatura porteña, el año pasado. Desde 1991, cuando la cedió por 20 años el intendente menemista Carlos Grosso, se encuentra en manos de una empresa llamada Jardín Zoológico SA. En 2008, la Auditoría General de la Ciudad había hecho un informe que detallaba las pésimas condiciones en las que el concesionario tenía el zoológico: mencionaba la pérdida de 100 especies y una sistemática falta de mantenimiento. Pese a esto, el gobierno de Macri le renovó la concesión por otros cinco años más. El período no es casual: es el plazo máximo que la gestión PRO le podía renovar el contrato sin pasar por la Legislatura porteña, aunque la idea original de los macristas era darle el zoológico por 20 años. La adjudicación se hizo mediante un remate, donde ganó el mejor postor.

“Es el remate más absurdo, que seguramente será noticia en varias partes del mundo, porque en la mayoría de las ciudades el zoológico es estatal”, sostuvo en su momento el legislador del Partido Socialista Auténtico, Adrián Camps, quien cuestionó que el criterio para definir el concesionario fuera el dinero y no el proyecto faunístico y educativo para la ciudad. Camps detalló que el pliego les permitía a los empresarios descontar del canon las inversiones que hicieran en el zoológico. El legislador viene presentando pedidos de informe sobre el Zoo (ver recuadro). Otros legisladores, como Francisco “Tito” Nenna o Juan Cabandié, cuestionaron esta nueva concesión y el canon que se fijó: de 1.100.000 pesos por mes.

Según el informe de La Fábrica, con esta obra el gobierno porteño “le devuelve casi la mitad del canon anual a la empresa en una mejora gratuita de su acceso con dinero que estaba destinado a construcciones para el mejoramiento de las villas, inclusión social e integración de personas con discapacidad”.

Compartir: 

Twitter
 

El privatizado zoológico de Palermo, con los favores presupuestarios de la gestión de Mauricio Macri.
Imagen: DyN
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared