EL PAíS › EL GOBIERNO CONVOCO A LA PARITARIA NACIONAL EL PROXIMO JUEVES

Una nueva cita para negociar

A pesar de la convocatoria, la Ctera ratificó la jornada nacional de protesta y la movilización al Ministerio de Educación el próximo miércoles. Los gremios alineados con la CGT se muestran más dispuestos a acercar posiciones.

 Por Santiago Rodríguez

El Gobierno convocó a los cinco gremios docentes con representación nacional a una nueva reunión de paritaria docente el próximo jueves. La demora en la reanudación de las negociaciones fue uno de los motivos que llevaron a la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) a decidir la realización de una jornada nacional de protesta con movilización al Ministerio de Educación el próximo miércoles. A pesar del llamado a negociar, ese sindicato ratificó la protesta y recordó que hay “conflictos docentes y falta de acuerdo salarial en doce provincias”.

Los docentes y los funcionarios nacionales volverán a verse las caras en el Ministerio de Trabajo. Las negociaciones pasaron a esa cartera luego de que el Gobierno dictara la conciliación obligatoria en respuesta al paro al que convocaron los gremios ante la falta de acuerdo salarial y que complicó el comienzo del ciclo lectivo.

En la mesa de la paritaria volverán a sentarse los representantes de la Ctera –el mayor de los sindicatos docentes, alineado con la CTA que encabeza Hugo Yasky– y los cuatro gremios adheridos a la CGT liderada por el metalúrgico Antonio Caló: UDA, CEA, los técnicos de AMET y los privados de Sadop. Por el Gobierno estarán el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, y el de Educación, Alberto Sileoni.

Los protagonistas de la paritaria federal docente –que fija el piso salarial de los maestros de todo el país, hoy 3416 pesos– estuvieron cara a cara por última vez el jueves 13 de marzo. Ante la falta de acuerdo, ese día se decidió un cuarto intermedio de una semana. El llamado a retomar la paritaria demoró más de la cuenta y la Ctera convocó entonces a la protesta nacional con movilización al Palacio Sarmiento.

El gremio que conduce Stella Maldonado mantiene su pedido de aumento del 42 por ciento, que significaría llevar el salario inicial a 4860 pesos. En la última reunión propuso que se otorgue una suma puente para los próximos meses y negociar un acuerdo de junio a junio. Los sindicatos enrolados en la CGT no bajaron su reclamo de recomposición del 61 por ciento y en su caso plantearon que el Gobierno desista de su idea de otorgar sumas fijas por presentismo y las incorpore directamente al salario de los maestros.

Aunque en el último encuentro paritario los funcionarios nacionales se mostraron abiertos a acortar los plazos, tampoco retiraron su última propuesta formal: 22 por ciento de aumento en tres cuotas más dos sumas fijas por presentismo de mil pesos cada una durante este año y 9 por ciento en marzo de 2015 con otros mil pesos en junio de ese año.

La perspectiva para la reunión del próximo jueves no es buena. Desde la Casa Rosada dieron instrucciones a Educación y Trabajo de no ceder a las exigencias de los docentes. Si se accediera a un acortamiento de los plazos pero, sobre todo, a desvincular las sumas fijas del presentismo e incorporarlas al salario, se podría –dicen quienes siguen de cerca la negociación– llegar a un acuerdo con los gremios de la CGT.

Con la Ctera es otro cantar. “Si van para atrás con la movilización del miércoles, los convocamos el próximo martes”, le propusieron desde el Gobierno a la conducción ceterista. La respuesta fue no y la convocatoria a la paritaria quedó para el jueves. El secretario de prensa del gremio, Alejandro Demichelis, ratificó que el miércoles que viene, a las 10, los maestros se concentrarán en Corrientes y Callao para marchar desde allí hasta la sede de la cartera educativa. “El Gobierno había prometido llamarnos esta semana”, recordó Demichelis, como así también que hay “conflictos docentes y falta de acuerdo salarial en doce provincias”.

En el Gobierno tienen la impresión de que con la Ctera no hay por ahora acuerdo posible y advierten que la radicalización del conflicto en la provincia de Buenos Aires –la base de poder del gremio– no ayuda a acercar posiciones. Cerrar la paritaria sólo con los sindicatos cegetistas es una hipótesis de trabajo. Técnicamente es posible, pero en términos políticos es más complejo porque la Ctera es por lejos el más representativo de los cinco gremios docentes nacionales.

Compartir: 

Twitter
 

Los dirigentes docentes volverán el próximo jueves a la paritaria en el Ministerio de Trabajo.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.