EL PAíS › EL SECRETARIO GENERAL DE SMATA, RICARDO PIGNANELLI, RESPALDA LA DISOLUCIóN DE LA EX SIDE

“La Presidenta tuvo una gran valentía”

El líder del gremio de los mecánicos rescató la decisión presidencial de reformar el Sistema de Inteligencia y pidió “llegar a la verdad” sobre la muerte del fiscal Nisman.

 Por Julián Bruschtein

“Hay que llegar a la verdad. La sociedad necesita la verdad. Pero es fundamental que la muerte no sea un eje político, no puede usarse la muerte como un elemento para la política y hay mucha gente que se la pasa opinando.” Enojado con la oposición por la manipulación de la muerte del fiscal del caso AMIA, Alberto Nisman, el secretario general del gremio de los mecánicos (Smata), Ricardo Pignanelli, no para de pitar un cigarrillo electrónico con el que aplaca sus ganas de prender uno de tabaco mientras dialoga con Páginal12. Con el cuadro que tiene la Constitución peronista de 1949 y los dos tomos de la doctrina justicialista detrás de sus hombros, el dirigente sindical aseguró que “la reacción de la Presidenta fue muy rápida y con mucha valentía, porque lo está haciendo al final de un mandato, al final de una gestión”, agrega apuntando a la decisión de disolver la Secretaría de Inteligencia anunciada esta semana.

–¿Cómo recibió el anuncio del desmantelamiento de la Secretaría de Inteligencia y la creación de la Agencia Federal de Inteligencia?

–La Presidenta tuvo una gran valentía en proponer este cambio a la altura de las circunstancias en las que estamos, cuando está llegando al final de su mandato. Ella quiere la verdad igual que el pueblo argentino. Y uno de los puntos más importantes es que la oficina que define las escuchas telefónicas va a estar bajo la órbita de el Ministerio Público Fiscal, que es independiente de los tres poderes, el Ejecutivo, el Legislativo, y el Judicial.

–La muerte del fiscal Nisman está hoy en el centro de la escena política. ¿Qué lectura hacen desde los gremios?

–Yo creo que hay que llegar a la verdad. La sociedad necesita la verdad. Eso sí, hay que tratar de que el que no sabe, entre los que me incluyo, que no hable porque se hace todo más difícil. Si opinamos todos, la línea de investigación que traza la Justicia no va a llegar a la verdad que tiene que ser el resultado final. Es un tema muy escabroso porque fue el fiscal que llevó adelante desde el 2003 la causa de la AMIA. La muerte no puede ser un eje político, no puede usarse la muerte como un elemento para la política. Hay mucha gente que se la pasa opinando. Sí estoy convencido de que la Presidenta no tiene nada que ver con todo esto. Pienso que su reacción con las medidas que tomó, como desmantelar la Secretaría de Inteligencia, fue acertada porque es parte de un proceso democrático que comenzó hace ya 30 años. Fue muy rápida y con mucha valentía, porque lo está haciendo al final de un mandato, al final de una gestión de ocho años.

–Este año hay elecciones presidenciales, ¿cómo ve la Argentina del 2015 en adelante?

–El proceso político que terminó en el 2001 volvió para atrás con el país industrial para imponer otra vez el país agrícola ganadero y de servicios. No podemos volver para atrás porque en ese modelo está el peligro de dejar a 15 millones de argentinos sin trabajo. Este gobierno hizo mucho, lo principal es haber vuelto a un modelo de país que era el gran cambio que había que hacer para después cumplir con las otras necesidades de la sociedad. El cambio de modelo llevó a que tengamos laburo y yo creo que si tenemos laburo y educación, vamos por buen camino. Aunque no hay que olvidarse que las mejores democracias del mundo a veces son afectadas por los capitales salvajes que, como dice Francisco, responden más a intereses que a la verdadera intención de terminar con el flagelo del mundo que es la desigualdad.

–¿Cree que la oposición va en ese camino?

–Yo creo en la democracia, y por eso hay que garantizar la gobernabilidad. Y el que venga va a encontrar un país muy encaminado. Cambiará algunas cosas y mejorará otras, pero lo que no se puede hacer es cambiar el eje del modelo porque el modelo es el sustento de los 44 millones de argentinos. Eso sí, estoy convencido de que la única forma de seguir por este camino es el peronismo. Ojalá más adelante se reestructure el radicalismo y pueda ser una opción fuerte de la oposición. Porque la gran materia pendiente es que el radicalismo se reunifique y agarre otra vez el camino histórico.

Compartir: 

Twitter
 

“La reacción de la Presidenta fue muy rápida y con mucha valentía.”
Imagen: Leandro Teysseire
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.