EL PAíS › EL PREMIER BRITáNICO ASEGURó QUE NO TIENE CUENTAS EN PARAíSOS FISCALES

Cameron busca despegarse de los Papers

Sin embargo, no pudo negar la cuenta offshore de su padre. Los medios locales y el líder opositor laborista Jeremy Corbyn pidieron que se abra una investigación independiente sobre las acusaciones que pesan sobre la familia de Cameron.

El primer ministro británico, David Cameron, aseguró ayer que no tiene cuentas en paraísos fiscales, después de que se filtrara el nombre de su padre en los Panama Papers.

“No poseo acciones, no mantengo intereses en paraísos fiscales ni fondos en paraísos fiscales, nada de eso”, dijo Cameron al ser preguntado sobre ese asunto durante un acto en Birmingham (centro de Inglaterra). Documentos del bufete panameño Mossack Fonseca filtrados a la prensa internacional revelan que el padre del primer ministro, era director de Blairmore Holdings, un fondo de inversión con domicilio en las Bahamas fundado en 1980 que todavía existe.

En su primera comparecencia ante la prensa tras la publicación de esos documentos, los periodistas preguntaron a Cameron si él o su familia se han beneficiado con operaciones en paraísos fiscales.

“En términos de mis propios asuntos financieros, no poseo ninguna acción. Cobro un salario como primer ministro y tengo algunos ahorros, de los que recibo algunos intereses, y poseo una casa, en la que vivíamos, y que ahora hemos alquilado mientras residimos en Downing Street. Eso es todo lo que tengo”, declaró. “Las dos cuestiones de las que soy responsable son mis propios asuntos financieros y el sistema de impuestos del Reino Unido”, añadió el primer ministro.

Cameron sufrió una creciente presión en los últimos días por el caso. Los principales medios locales y el líder opositor laborista Jeremy Corbyn pidieron que se abra una investigación independiente sobre las acusaciones que pesan sobre la familia de Cameron. “No se trata de un asunto privado si se han dejado de pagar impuestos, así que es necesario investigarlo”, dijo Corbyn.

Para Cameron, la publicación de los Panama Papers debe servir para mejorar la transparencia del sistema fiscal en el Reino Unido.

“La investigación que necesitamos, en primer lugar, la debe hacer Hacienda (HMRC, en inglés), nuestra autoridad fiscal, y debe utilizar toda la información que está saliendo desde Panamá para asegurarse de que se hace todo lo posible para garantizar que las compañías e individuos están pagando sus impuestos de manera adecuada”, afirmó el primer ministro.

“Creo que no hay gobierno o primer ministro que haya hecho más para asegurarse de que acabamos con la evasión fiscal”, sostuvo Cameron, que insistió en que su ejecutivo ha “recuperado miles de millones de libras” gracias a la presión sobre los defraudadores.

De acuerdo con informaciones publicadas por la cadena pública BBC y el diario The Guardian, que han tenido acceso a los documentos del despacho panameño Mossack Fonseca filtrados a la prensa el padre del líder tory, Ian Cameron, era uno de los directores del fondo de inversión Blairmore Holdings Inc, que controlaba residentes en Bahamas, no pagó un solo centavo de impuestos en el Reino Unidopor sus ganancias de 30 años, según constató The Guardian.

Los documentos revelaron que los fondos de inversión de Blairmore Holdings “se gestionaron de tal forma para que la firma no se convirtiera en una empresa británica que quedara sometida a efectos fiscales del Reino Unido”. De acuerdo con la BBC, los documentos divulgados por el despacho de Panamá dejan ver que la empresa que dirigía el padre de Cameron buscaba “la máxima discreción” empleando, hasta 2006, un instrumento habitual en operaciones realizadas en paraísos fiscales, que permitían que los títulos no incorporaran el nombre del propietario.

Según los documentos, Ian Cameron, fallecido en 2010, acudió al despacho panameño para blindar a la citada empresa y eludir el pago de impuestos a la hacienda británica. Tras publicarse esa información, Downing Street –despacho y residencia oficial del primer ministro– rehusó divulgar si la familia Cameron continúa teniendo fondos en inversiones “offshore”, al insistir en que se trata de “un asunto privado”.

El responsable de Finanzas del opositor Partido Laborista, John McDonnell, afirmó ayer que Cameron “debería liderar con el ejemplo y poner las cosas claras con sus propios asuntos fiscales”, al argumentar que es necesaria “una total y completa transparencia”.

“También necesitamos saber la verdad detrás de las informaciones de que el Partido Conservador ha recibido donativos sustanciales de personas vinculadas a este escándalo”, señaló.

A juicio del político laborista, “los tories deberían explicar exactamente cuál es la situación, si al primer ministro le parece bien recibir dinero de grandes donantes que están acusados de evasión fiscal”.

Compartir: 

Twitter
 

Cameron quedó complicado por las revelaciones acerca de la cuenta de su padre.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.