EL PAIS

Elevan el superávit para destinar más recursos al pago de la deuda

No será de 3 puntos del PIB, sino de 3,2 puntos el superávit del 2005. Aumentan las partidas para obras públicas, seguridad y planes sociales.Son las principales novedades del proyecto de Presupuesto presentado ayer. Sin acuerdo con el FMI, el Gobierno igual cumple.

 Por David Cufré

El Gobierno no aumentó las partidas para pagar la deuda tanto como quería el FMI, pero hizo un esfuerzo final inesperado. La mayor sorpresa del proyecto de Presupuesto para 2005 que Roberto Lavagna presentó ayer en el Congreso es que el superávit primario será equivalente a 3,2 puntos del PIB, no ya el tantas veces repetido 3,0 por ciento. El ministro precisó que del nuevo total, “3,0 por ciento será apropiable” por los acreedores, cuando hace apenas quince días había asegurado que serían 2,7 puntos. Para el año que viene se separan 9547 millones de pesos para cancelar intereses de la deuda, un 42,8 por ciento más que en el ejercicio actual. La suba será tenida en cuenta por el Fondo en su reunión de hoy, cuando debe decidir si concede una prórroga de un año para saldar vencimientos por 1000 millones de dólares. Una de las condiciones que había puesto era que el Presupuesto incluyera más fondos para los bonistas.
Un día más tarde de lo previsto, producto de las peleas entre Lavagna y Julio De Vido por algunas partidas, el jefe de Economía fue al Congreso a entregar el Presupuesto. El cambio más notable entre las principales variables macroeconómicas anticipadas por él mismo fue el del superávit primario. Como se dijo antes, de 3,2 puntos, 3,0 irán a los acreedores y 0,22 serán del PAMI, la AFIP y fondos fiduciarios. Este año, el Gobierno se había comprometido con el FMI a conseguir un superávit de 2,4 por ciento, de los cuales 2,1 eran para la deuda. Es decir que el salto en este rubro será de 2,1 a 3,0 puntos.
El 12,3 por ciento del total de gastos presupuestados se destinará a los acreedores. En números absolutos, 3938,4 millones se los llevarán el FMI, el Banco Mundial y el BID, 3546 millones serán para cubrir los compromisos que surjan de la reestructuración de la deuda, y 2063,3 millones para los bonos que no cayeron en default. Lavagna aportó un dato relevante, para descargar en quien corresponde la responsabilidad por el incremento de la deuda: 28.184 millones de dólares se emitieron para pagar los platos rotos de la debacle de la convertibilidad.
El resto de las principales variables macroeconómicas estuvieron en línea con lo que había trascendido: para 2005 se proyecta un crecimiento del PIB del 4,0 por ciento (hasta 476.360 millones de pesos), una inflación del 7,9 por ciento y un dólar promedio de 3,05 pesos. El consumo aumentaría 3,8 por ciento, contra 6,7 de este año. Los recursos totales alcanzarán a 82.105,6 millones de pesos, con una suba del 12 por ciento. Los gastos, por su parte, sumarán 77.454 pesos, con un alza del 14,4. La recaudación llegaría a 106.905,9 millones de pesos, contando los aportes a la seguridad social. Los ingresos subirían 11,2 puntos contra 2004. De ese total, Lavagna dijo que “30.000 millones irán a las provincias” por coparticipación.
Sobre el destino de los gastos, De Vido le terminó ganando una pulseada al titular de Hacienda. Como adelantó Página/12, los recursos para el Ministerio de Planificación crecieron en 2363,3 millones de pesos, hasta un total de 7423 millones. Es casi un 50 por ciento más que este año. Una buena parte irá a cubrir los problemas energéticos: 2082,4 millones. Otros rubros que registran subas son los siguientes:
u Desarrollo Social: la cartera que conduce Alicia Kirchner pasará de un presupuesto de 2600 millones este año a 3200 millones el próximo.
u Ciencia y Técnica: el Conicet, el INTA, el INTI, la Conea y demás organismos de esta área recibirán 1198,5 millones, 19,1 por ciento más que en 2004.
u Fuerzas de Seguridad: la Policía Federal, la Gendarmería, la Prefectura y el Servicio Penitenciario tendrán 3175,5 millones, 9,3 por ciento por arriba de este año. Será para financiar el Plan Nacional de Seguridad.
u Jubilaciones y pensiones: la partida crece 9,4 por ciento, hasta 23.948,4 millones.
u Administración pública nacional: los recursos para sueldos suben 8,8 por ciento, hasta 8620,3 millones.
u Fondo de Incentivo Docente: aumenta 23,5 por ciento, hasta 1306,0 millones.
Por otro lado, llama la atención la caída en las partidas que financian el Plan Jefas y Jefes de Hogar, que pasan de 3644,2 millones de pesos este año a 3337,7 millones el próximo. La explicación oficial es que habrá una reorientación de recursos “hacia programas que promueven la actividad productiva por parte de los beneficiarios”. Otro elemento llamativo del proyecto, que generará una fuerte polémica, es que no sólo se mantiene el artículo que autoriza al jefe de Gabinete a cambiar destinos de fondos mediante un simple decreto, sino que además extiende esa facultad al resto de los ministros. El radicalismo ya señaló que rechazará la medida. Lavagna está dispuesto a defenderla, así como el imprevisto aumento del superávit. “Para un país endeudado, es la única forma de recuperar autonomía”, afirmó. El ministro describió al Presupuesto 2005 como “el de la consolidación” económica.

Compartir: 

Twitter
 

Aunque el acuerdo stand by con el Fondo está suspendido, hay un gesto pensando en Washington.
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared