ESPECTáCULOS

Ese animal de teatro

 Por Horacio Peña *

Hablar de Alfredo en pasado es difícil. Es una presencia entrañable, y seguirá siéndolo por mucho tiempo, cada vez que se levanta un telón en Buenos Aires. Siempre trabajar con él como un privilegio, y tener además su reconocimiento y su consideración, un premio.

Alfredo es un animal de teatro; estar con él en un escenario frente a frente es como estar frente a una fuerza de la naturaleza que nos abarca y nos sorprende. Verlo actuar es como ver el surgimiento de un algo que, aunque a veces no comprendamos, está en la esencia del arte dramático. Su capacidad de comprensión de un texto, su manera de decirlo (las comas, los puntos, las pausas siempre tienen sentido en su voz), su estatura interior y la veracidad de la carnadura de sus personajes hacen de él un ejemplo a seguir.

Otro tema es su cultura, su conocimiento y esa maravillosa capacidad de contar cualquier cosa y hacer de eso un acto creativo. Su anecdotario es infinito y no exagero, siempre tenía algo para contar y siempre lo hacía de la mejor manera. Uno no se puede despedir de Alfredo, “lo juzgo tan eterno como el agua y el aire”...

* Actor.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
ESPECTáCULOS
 indice
  • A LOS 84 AÑOS, MURIO AYER ALFREDO ALCON
    El hombre que fue un gigante en el escenario
    Por Hilda Cabrera
  • LA INOLVIDABLE COMBINACION ALCON-FAVIO
    El Diablo en pantalla
    Por Luciano Monteagudo
  • COMENTARIOS Y REFLEXIONES DE ALFREDO ALCON EN ENTREVISTAS CON PáGINA/12
    “Cada cual defiende su locura”

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.