SOCIEDAD › UN PASAJERO INTENTó ENCENDER UNA SUSTANCIA EXPLOSIVA

Pirotecnia y pánico en un vuelo

Un pasajero de un avión que iba hacia Detroit, Estados Unidos, intentó encender una sustancia explosiva y causó quemaduras a otros dos pasajeros y a sí mismo. El individuo, que había volado desde Nigeria pasando por Amsterdam, afirmó pertenecer a la organización Al Qaida. Las autoridadeas aseguraban anoche que se trató de un “intento de acto de terrorismo”.

En la mañana de ayer, el vuelo 253 de Northwest Airlines (subsidiaria de Delta Airlines), que había partido desde Amsterdam con 278 pasajeros, se disponía a descender en Detroit. Un hombre intentó encender “un artículo de pirotecnia” pero fue “inmediatamente reducido”, según un primer comunicado de la aerolínea. Según funcionarios de Inteligencia estadounidenses citados por la agencia Associated Press, lo que el sujeto intentó encender era “un artefacto explosivo compuesto por una parte en polvo y otra líquida; cuando intentó detonarlo, falló”. El humo fue detectado por el sistema de alarma de incendio de la aeronave y el piloto comunicó la situación a Detroit. Cuando el avión aterrizó, a las 11.53, lo esperaba una dotación de bomberos. El sospechoso sufrió quemaduras de segundo grado, “lo cual es consistente con un artefacto de pirotecnia”, según fuentes policiales; otros dos pasajeros también padecieron lesiones.

Según oficiales federales, “el sospechoso dijo que había llevado un polvo explosivo fijado a su pierna con cinta adhesiva y que había utilizado una jeringa con sustancias químicas para mezclar con el polvo, lo cual causó la explosión”. Agregaron que “ese método es consistente con técnicas terroristas” y que “el artefacto fue adquirido en Yemen”.

Según las mismas fuentes, “el hombre dijo que la organización Al Qaida le había ordenado hacer explotar un pequeño artefacto, en vuelo sobre Estados Unidos, pero esta información no está corroborada y la credibilidad del sospechoso es cuestionable”. Las fuentes –que requirieron el anonimato– lo identificaron como Abdul Mudallad, de nacionalidad nigeriana. “El sospechoso estaba incluido en una base de datos de Inteligencia, pero no se hallaba en la lista oficial de personas a las que no se les permite volar”, según uno de los investigadores. Anoche, continuaba siendo interrogado. El presidente Barack Obama “fue inmediatamente notificado y monitorea la situación”, afirmó anoche un vocero de la Casa Blanca.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.