SOCIEDAD › FUE DETENIDO EL 24 DE DICIEMBRE EN LA CAUSA POR TRáFICO DE EFEDRINA

Ricky Martínez, otra vez en prisión

El padre del actor Mariano Martínez, involucrado en la causa desde el año pasado, fue detenido por orden de la Cámara de Casación y pasó la Nochebuena en la cárcel de Ezeiza. Habría sido uno de los proveedores del precursor químico a Sebastián Forza.

 Por Emilio Ruchansky

Por tercera vez, y luego de varias titubeos judiciales, Ricardo “Ricky” Martínez fue detenido en el marco de la causa por el tráfico de efedrina. El padre del galán televisivo Mariano Martínez fue llevado en la madrugada del jueves pasado al penal de Ezeiza, donde pasó la Navidad, debido a una decisión de la Cámara de Casación Penal. Aunque al comienzo se lo acusó de ser “partícipe secundario” de la organización que exportaba efedrina a México, al avanzar la investigación, tanto el suspendido juez Federico Faggionatto Márquez como sus colegas de la Cámara Federal de San Martín entendieron que estaba directamente involucrado en el hecho. Habría sido uno de los proveedores de ese precursor químico a Sebastián Forza, una de las víctimas del triple crimen de General Rodríguez, a quien admitió conocer.

Según describieron fuentes policiales, Ricky Martínez fue arrestado a la 1.20 del jueves, en su casa en la avenida Directorio al 3400, donde se invocó la orden del juez federal subrogante de Campana, Adrián González Charvay. De allí lo trasladaron al juzgado para hablar con el magistrado una hora después. Recién a las 17, informa un comunicado del Servicio Penitenciario Bonaerense, fue llevado al Centro de Detención Judicial U28 y luego al penal de Ezeiza.

Su nombre fue mencionado en la causa de la efedrina por Marcelo Tarzia, quien falleció el 1° de enero en la cárcel y había sido detenido en julio de año pasado junto a nueve mexicanos, en una casaquinta de la localidad bonaerense de Ingeniero Maschwitz. En ese lugar, los narcos habían montado un laboratorio para sintetizar drogas ilegales a base de efedrina. El padre del actor fue apresado a mediados de octubre del 2008, acusado de ser el contacto con los despachantes de aduana para exportar suelas de zapatos y curtiembre a México. Dentro del cargamento se había camuflado la efedrina, una sustancia prohibida en ese país si no tiene fines médicos.

Como el grado de participación, a la luz de las pruebas, era secundario, Martínez quedó procesado por tráfico ilegal de estupefacientes y asociación ilícita, pero debieron excarcelarlo, tras permanecer catorce días privado de su libertad. La mayor parte del tiempo estuvo internado porque tuvo un preinfarto en la cárcel (es un hipertenso con antecedentes cardíacos). Por entonces, admitió a la Justicia que conocía al supuesto jefe de los narcos mexicanos, Jesús Martínez Espinoza.

Al mexicano se lo había presentado Tarzia, declaró ante el juez, y tuvo un par de reuniones con ambos en las que le pidieron “contactos” en la aduana, un lugar para despachar cierta mercadería y una ayuda para “blanquear” 200 mil dólares diarios que iban a traer desde México. El no sospechaba nada, dijo, y menos que se dedicaban a fabricar metanfetaminas. Tarzia lo había “engañado”, invitándolo a una serie de negocios, entre ellos el de exportación de cueros, zapatos y hormas y la compra de un laboratorio.

Carlos Olita, abogado del actor Mariano Martínez, defendió a Ricky Martínez por pedido de su cliente. Olita contó a este diario que Martínez padre había trabajado en el Ministerio de Salud, en la gestión de Héctor Lombardi, durante el gobierno de la Alianza. Allí conoció a Forza, con quien dijo tener una relación de amistad. “También tuvo un laboratorio con su hermano y al momento de la primera detención trabajaba como administrativo en una empresa de mantenimiento. Tenía muchos contactos por el tema medicamentos”, dijo Olita, quien dejó de defenderlo por pedido del hijo del acusado.

La investigación ya avanzó y algunos testigos señalaron a Ricky Martínez como proveedor de efedrina de Forza. Entre ellos estaba el cirujano Gustavo Alfredo Ricchiuto, que trabajaba con otro de los jóvenes asesinados: el farmacéutico Damián Ferrón. Faggionatto Márquez libró una orden de captura contra Martínez, pero por un error procesal sólo estuvo un día detenido, en el que se descompensó. Antes de dejar la defensa, Olita elevó un recurso extraordinario a la Cámara de Casación, calculando que antes de fin de año le dictarían la falta de mérito. Pasó todo lo contrario.

Martínez ya había sufrido un embargo de 100 mil pesos y perdió su trabajo pocos meses después del escándalo mediático que generó su vinculación con el caso. Otro de los testimonios que lo involucra, aunque pertenece al expediente por el triple crimen, es el del hermano de difunto Damián Ferrón. En una columna que publicó en el sitio web Periódico Tribuna, comenta, como al pasar, que su hermano le había contado un días antes de que lo secuestraran, a mediados de agosto de 2008, que había dos padres de famosos metidos en la importación y exportación de efedrina: el de Mariano Martínez y el Pablo Echarri.

“En una reunión entre familiares de las víctimas se supo que Damián Ferrón, Leopoldo Bina, Sebastián Forza y, por detrás, José Luis Salerno (liberado por falta de méritos) formarían una “sociedad” para importar efedrina legalmente. Hasta que se desbarató la quinta de Ingeniero Maschwitz y aparecieron muertos los tres jóvenes era totalmente legal y nadie hablaba de precursores químicos”, escribió Diego Ferrón.

En este sentido, no es casual el orden de los factores de la acusación contra Martínez en la causa: dice tráfico ilegal de sustancias y no tráfico de sustancias ilegales. Este caso ya tiene más de veinte personas detenidas en condiciones de afrontar un juicio oral y unas 10 mil fojas. La vinculación con la causa del triple crimen es constante. En algún momento se sospechó que Forza fue asesinado porque habría sido quien llamó al 911 para delatar la ubicación de la quinta de Ingeniero Maschwitz, para regular la competencia en el millonario tráfico de efedrina a México.

Compartir: 

Twitter
 

Ricky Martínez dejó de tener la asistencia del abogado de su hijo.
Imagen: Télam
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.