SOCIEDAD › CRUCE ENTRE NACION Y PROVINCIA POR LAS DEMORAS EN UN TREN

Viaje de doce horas desde la costa

Una protesta de pasajeros que tardaron doce horas en llegar desde Mar del Plata a Constitución despertó cruces entre el gobierno nacional y el bonaerense. Según informó en un comunicado la empresa Ferrobaires, prestataria del servicio hacia la costa atlántica, “no hubo ningún desperfecto técnico” sino que la demora se originó por una protesta de vecinos a la altura de un paso a nivel ubicado en la localidad de Alejandro Korn. La Unidad de Gestión Operativa Ferroviaria de Emergencia (Ugofe) confirmó esa versión, aunque fue relativizada por el ministro del Interior y Transporte de la Nación, Florencio Randazzo: “Las vías no están en condiciones”, sostuvo. A los pasajeros les devolvieron el dinero del pasaje.

El tren debía llegar a Constitución antes de la medianoche. Tenía hora de partida desde Mar del Plata a las 16.55, pero llegó recién pasadas las 18. A esa misma hora, vecinos de Alejandro Korn comenzaban una protesta en el paso a nivel. Allí hace dos semanas que no hay guardabarreras “por problemas de seguridad”, reconoció un vocero de Ugofe a Página/12, por lo que el paso permanece cerrado. “Ferrobaires fue notificada formalmente del corte de vías en curso inmediatamente de producido, con lo cual hubo tiempo suficiente para informar a los pasajeros acerca de las circunstancias ajenas al ferrocarril que impedían la normal circulación”, precisó Ugofe en un comunicado para deslindar su responsabilidad por el problema.

Marta, una pasajera que ayer por la mañana reclamaba explicaciones por lo sucedido, contó que en el tren se quedaron “varados primero unas dos horas en Coronel Brandsen, en la medianoche, sin explicación concreta de nadie”. Otro usuario, Juan Manuel, contó que en Korn bajaron del tren al ser informados de que había un piquete: “Unos vecinos furiosos habían bloqueado el paso a nivel más cercano. La policía, en vez de ayudarnos, disparó dos o tres tiros al aire para que reingresáramos”, denunció.

Desde Ferrobaires aseguraron que los dos problemas que se sucedieron “fueron ajenos a la empresa”: “Por un lado, hubo un piquete a otra empresa ferroviaria que obstaculizó las vías, y por otro, los micros que pedimos y que programamos para que lleguen a las 12 y 12.30 de la noche (para que vayan a buscar a los pasajeros) se retrasaron cuatro horas”.

Ante este panorama no tardaron en llegar las críticas por parte de Florencio Randazzo, quien responsabilizó al gobierno provincial por las condiciones en que se presta el servicio. “No quiero pegarle al gobierno bonaerense, pero hay que ser responsable. Nosotros lo dijimos en varias oportunidades: no se está en condiciones de prestar el servicio ferroviario a Mar del Plata, se lo hicimos saber al responsable de la empresa que depende del gobernador Daniel Scioli.”

Respecto de la protesta que despertó este inconveniente, voceros de Ugofe explicaron que por “problemas de seguridad”, hasta hace dos semanas, los banderilleros asistían en el paso nivel sólo durante el horario en que hay servicio. “Este problema viene de hace meses, se buscaron soluciones, pero se agravó. Se conoce que no es una zona segura, entonces los banderilleros no van desde hace dos semanas y las barreras están bajas”, contó el vocero de la prestataria del servicio de la Línea General Roca. La solución, dijo, llegará recién a mediados de marzo, ya que se determinó la instalación de una barrera automática, que debe estar conectada con el nuevo sistema de señalización que fue instalado en esa zona.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.