SOCIEDAD › LIBERAN A LA MEDICA QUE BALEO UN AUTO EN RECOLETA

Tras los tiros, al psiquiátrico

La médica anestesista detenida el jueves en Recoleta acusada de haber efectuado siete disparos de aire comprimido contra un automóvil que ocupaba su cochera fue excarcelada y será trasladada a un hospital psiquiátrico. El abogado del dueño del auto afirmó que la mujer también le puso el arma en la cabeza al encargado del estacionamiento y que ahora solicitará al juez que se le realicen peritajes psiquiátricos.

María Verónica Ambertín (47) continuaba internada en el Hospital Fernández, en Palermo, donde por orden del juez de Instrucción 6 de la Ciudad, Fernando Mario Klappenbach, se le realizaron estudios de carácter psiquiátrico.

Como los delitos de “daño” y “disparo de arma” que se le imputan a Ambertín son excarcelables, el magistrado decidió liberarla con la condición de que un equipo interdisciplinario del Fernández analizara sus facultades mentales. Por esta razón, tras ser detenida en su domicilio de Quintana 556, del barrio de Recoleta, la médica fue en un primer momento alojada en la comisaría 19ª, con jurisdicción en la zona, y luego derivada al Hospital Fernández, a las 19.30.

Tras pasar la noche en ese centro asistencial, ayer a la mañana continuaba bajo vigilancia médica y a la espera de ser trasladada a una clínica psiquiátrica privada a través de su obra social.

El hecho por el que Ambertín fue detenida ocurrió el miércoles pasado alrededor de las 18, cuando la mujer llegó a bordo de su camioneta Ford EcoSport al estacionamiento subterráneo ubicado debajo de Plaza Francia, en Recoleta, donde tiene alquilada una cochera. Cuando quiso estacionar en el lugar que tiene asignado, notó que ya había sido ocupado por otro auto, un Peugeot 307 negro, y que no se encontraba su dueño para moverlo.

De acuerdo con la denuncia de los empleados de la cochera, enojada por no poder estacionar, la mujer bajó de su vehículo, extrajo una pistola de aire comprimido, disparó dos veces en el cristal izquierdo trasero, dos en el cristal derecho trasero y tres en la luneta y luego se retiró.

Marcelo Rocchetti, el abogado del empresario cuyo auto recibió los impactos, sostuvo que “estamos frente a una persona que es peligrosa, le apuntó a la cabeza con el arma al encargado del garaje” y aseguró que “las consecuencias de su accionar cuando se brota son claras y conocidas”. Rocchetti informó que solicitará al juez Fernando Klappenbach que “ordene medidas tendientes a preservar la integridad física” tanto de su patrocinado como de su familia.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.