SOCIEDAD › LA RESISTENCIA DE 50 FAMILIAS EN EL BARRIO DE ALMAGRO

Un film sobre el derecho a la vivienda

 Por Eduardo Videla

“La única forma de resistir es con alegría.” Con esa frase –entre otras– comienza el documental Gascón 123, domicilio del barrio de Almagro que hace referencia a un edificio ocupado, desde hace 30 años, por familias que luchan por su derecho a una vivienda. La película se estrenó el sábado último en ese mismo espacio, entre vecinos, dirigentes políticos y sociales y organizaciones que participan del mismo reclamo en la ciudad de Buenos Aires.

El edificio, ubicado junto a las vías del Ferrocarril Sarmiento, fue construido en la década del ’60, pero sólo quedó el esqueleto de hormigón debido a que un decreto de la dictadura de Onganía destinaba ese espacio a la construcción de una autopista. Esa obra nunca se hizo y los vecinos ocuparon la estructura en 1983. “Lo dividimos, le hicimos las paredes, colocamos las puertas y las cañerías”, cuentan ante la cámara y el micrófono, en manos de los directores, Kevin Malcolm y Gervasio Muñoz.

Ese período de construcción se frenó, dicen los habitantes, con la llegada del macrismo al gobierno. “Dos días después de que ganó Macri vinieron a censarnos”, cuenta Flavio Maizares. “Después aparecía una camioneta, de noche, con gente que bajaba y sacaba fotos”, relata el abogado Andrés Bernal, que asiste legalmente a los ocupantes.

La amenaza se hizo realidad con un juicio de desalojo, que vienen resistiendo los vecinos. A la lucha judicial se suma otra, política: lograron que la Legislatura sancione una ley para regularizar la situación de los vecinos. Pero esa ley no se cumple. “El reloj de la clase política atrasa bastante –cuestiona Fernando Muñoz, dirigente social que acompaña a los vecinos de Almagro–. Van detrás de los acontecimientos, no comprenden las urgencias.”

El objetivo de la película es “visibilizar el problema de la vivienda en la ciudad de Buenos Aires y que las organizaciones que hoy luchan por ese derecho puedan ver que la misma problemática que los afecta a ellos también aflige a otros y cómo se puede elaborar una respuesta organizada”, dice a Página/12 Muñoz, uno de los directores. En Gascón se conformó una cooperativa de vivienda en 2001, y un comedor para los chicos del barrio, dos años después.

La película se va a exhibir en noviembre en la ex ESMA, en la fábrica recuperada IMPA y en algunas villas de la Ciudad. “La política y el arte son herramientas para la transformación”, dice en la película la rapera Sara Hebe, que apoya la lucha de Gascón y estuvo en la presentación. También asistieron el candidato a diputado Pablo Ferreyra (Alternativa Popular), el titular de la cooperativa IMPA, Eduardo Murúa, y dirigentes de organizaciones sociales.

El subtítulo de Gascón 123 es “Detrás de cada puesta está alerta mi pueblo”. Esa frase, entonada por Alfredo Zitarrosa en su “Adagio en mi país”, cierra el film con un mensaje de aliento para “resistir con alegría”.

Compartir: 

Twitter
 

El frente de Gascón 123 en una imagen de la película.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.