SOCIEDAD › LA CIUDAD SE COMPROMETIó A ABONAR UNA PARTE DE LA DEUDA CON EL GARRAHAN

Sin más remedio que pagar

El acta firmada por el gobierno porteño con los médicos del hospital no especifica el monto, aunque se estima que rondará los 150 millones de pesos, para saldar el pago de salarios. Advierten que el Ejecutivo sigue adeudando más de 500 millones de pesos.

 Por Carlos Rodríguez

Los trabajadores del Hospital Garrahan, acompañados por padres de pacientes, realizaron ayer un “abrazo simbólico” al centro asistencial del barrio de Parque Patricios, para celebrar el anuncio del gobierno porteño en el sentido de que transferirá una parte de las partidas presupuestarias adeudadas. El acta compromiso firmada por los médicos del Hospital de Pediatría y representantes del Ejecutivo porteño no especifica el monto que será girado en los próximos días, aunque se estima que rondará los 150 millones de pesos, lo que permitiría, al menos, saldar el pago de los salarios comprometidos en la paritaria 2015. En este sentido, el legislador porteño José Cruz Campagnoli, le recordó a Página/12 que al margen de la cuestión salarial, la gestión macrista sigue adeudando una suma que supera los 500 millones de pesos, por recortes presupuestarios que comenzaron a aplicarse en 2011/2012 y que se incrementaron durante 2014 y 2015, según informó este diario en su edición del martes pasado.

“Consideramos un avance el reconocimiento de la deuda a nuestro hospital y haber logrado el compromiso de cumplir con el monto solicitado de la partida correspondiente al acuerdo paritario, pero necesitamos que se aseguren no sólo los salarios, sino también los recursos que nuestra institución necesita año a año” para atender los casos médicos más graves que ocurren a lo largo y ancho del país. El que habló, durante la manifestación, fue el coordinador de Terapia Intensiva, Aldo Haimovich, frente a una nutrida presencia de trabajadores que portaban carteles representativos de las distintas áreas del centro de salud.

Campagnoli, que estuvo presente en el acto junto a otros legisladores, precisó ante una consulta de este diario, que el acta de compromiso “no tiene un número concreto sobre el monto que se transferirá” al Garrahan, aunque se presume que rondará los 158 millones de pesos necesarios para garantizar el pago de salarios hasta fin de año.

El discurso de Haimovich estuvo centrado en un documento presentado por los jefes de servicio del hospital, en el cual se remarcó que “la deuda acumulada (por parte del Ejecutivo porteño) sigue siendo enorme”. Por esa razón, los médicos subrayaron que necesitan la actualización “del presupuesto que se elabora cada año, y que continuamos reclamando”, en relación con las pautas para 2016 que todavía no fueron consideradas en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires.

Haimovich corroboró esa idea al señalar que con el acta firmada “hasta fin de año tenemos un respiro, pero estamos muy preocupados por lo que va a ser el presupuesto de 2016, porque hay rumores de que va a haber un recorte y por eso estamos muy pendientes, no queremos que nos pase lo del 2014 cuando el Gobierno de la Ciudad recortó el 12 por ciento, que después se incrementó al 18 por ciento en 2015”.

El jefe médico del Garrahan anticipó que se mantendrán en alerta con “todas las miradas puestas en la discusión del presupuesto, y en los legisladores, porque ellos tienen que revisar el presupuesto que va a mandar el Poder Ejecutivo de la Ciudad”. El auditor general de la Ciudad de Buenos Aires, Adriano Jaichenco, opinó que se ha dado “un paso adelante” con la firma del acta de compromiso porque con eso “los salarios ya están garantizados, y también está garantizada la apertura del Centro de Día para pacientes oncológicos, que estimamos será en diciembre de este año”. Con vistas al futuro inmediato, Jaichenco sostuvo que el sentimiento generalizado es que “el hospital mantenga el nivel de excelencia”.

Jaichenco elogió “la protesta y movilización (de los trabajadores del Garrahan) que generaron un avance en las negociaciones”, a la vez que durante las jornadas de lucha “no se cortó en ningún momento la atención a los chicos” internados o los que son asistidos en los consultorios. Por su parte, el legislador Gabriel Fuks, del Frente para la Victoria, que asistió a la protesta, aseguró que fue “la participación popular” la que obligó al gobierno de Mauricio Macri a prometer parte de los fondos adeudados en el marco de una política que intenta “desfinanciar la salud de nuestros pibes por parte del Ejecutivo porteño”.

Compartir: 

Twitter
 

Un abrazo simbólico al Garrahan festejó el compromiso de la Ciudad a pagar una parte de la deuda.
Imagen: Daniel Dabove
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.