SOCIEDAD › OCTAVO DIA INTERNACIONAL DEDICADO A CONCIENTIZAR SOBRE EL PROBLEMA

Un día para hablar de autismo

Con el color azul como emblema, la jornada dedicada a crear conciencia sobre los Trastornos del Espectro Autista se realizaron en todo el país. Cómo desterrar prejuicios y entender qué les pasa a los chicos.

 Por Carlos Rodríguez

Como cada 2 de abril, desde 2008, la Plaza de Mayo, la Casa de Gobierno y los principales edificios porteños y de otras ciudades del interior del país se vistieron de azul, para conmemorar el Día Internacional de la Concientización sobre el Autismo. ¿Por qué el color azul? La primera vez que se utilizó ese color fue en una campaña realizada en 2010 por la organización internacional Autism Speaks que se llamó Light it up Blue. En Argentina, las Madres por la integración educativa de los chicos autistas, prefieren decir que “el azul límpido del cielo o el más grisáceo del mar, se adaptan siempre a cualquier estado en el que estemos”. En suma, el 2 de abril es una jornada destinada a crear conciencia sobre los Trastornos del Espectro Autista (TEA) y a buscar caminos tendientes a lograr “una sociedad más inclusive”.

Los padres y las madres reunidos ayer por miles en la Plaza de Mayo, con sus hijos e hijas cargados sobre los hombros, en brazos o recorriendo juntos todo el espacio público, coincidieron en llamar la atención sobre frases que quieren desterrar. “Cuando se dice, para criticar a un gobierno, que es un gobierno autista, a nosotros nos duele en el alma”, afirman en forma coincidente Laura, Clara, Catalina y Javier, cuatro padres que no se conocen entre sí y que fueron entrevistados en diferentes momentos por Página/12.

“Ojalá los gobiernos nos dieran el amor que nos dan nuestros niños”. “Sería una suerte que un gobierno, un gobernante, nos pudiera hacer mejores, más comprensivos, más solidarios y comprometidos, como nos han hecho a nosotros, nuestros hijos”. Nadie, ninguna pareja, habla en nombre propio, siempre aparece el “nosotros” y esa visión de acompañamiento, ese compromiso conjunto, no se termina, seguramente, durante la celebración de la semana de concientización sobre el TEA.

La Fundación Ineco, que participa en la organización de la concentración en la Plaza de Mayo, recuerda que el día del autismo se celebra desde 2008 por resolución unánime de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Según la entidad, estadísticas recientes estiman que uno de cada 68 chicos son identificados con Trastornos del Aspecto Autista (TEA). El licenciado Ignacio Gath, psicólogo del Departamento Infanto-juvenil de Ineco, recalca que “en la medida en que la sociedad pueda conocer más sobre las características de estos chicos, se puede lograr una relación de mayor comprensión”.

En Argentina, según un informe del Hospital Infanto Juvenil Tobar García, los TEA afectan a millones de personas en el mundo y en la Argentina, su incidencia está en crecimiento. Un especialista de ese centro asistencial, sostuvo que “el autismo es como una epidemia oculta y en constante aumento muchas veces por desconocimiento de las familias y de algunos profesionales de la salud”. Organismos especializados de Estados Unidos aseguran que en ese país hay “un caso de autismo cada cien chicos”. El acto en la Plaza de Mayo tuvo videos que dejaron frases tendientes a revertir la tendencia que estigmatiza al autismo: “Yo soy igual a tí, tú eres igual a mí, y es uno sólo el amor”. Los voceros de Ineco recordaron algunos síntomas que se pueden advertir en bebés de dieciocho meses, que tengan algunos de estos síntomas:

- Evita la mirada tanto con sus pares como con otros adultos.

- No responde a su nombre cuando es llamado.

- No señala un objeto fuera de su alcance ni comparte disfrute o saluda con los demás.

- El niño no balbucea a los 12 meses, no habla una palabra a los 16 meses.

- Tiene preferencia por el juego solitario.

- Tiene cambios repentinos en las rutinas que provocan modificaciones en la conducta.

- No sigue con la mirada objetos que otras personas le están señalando.

En la plaza estuvieron miembros del Grupo Provincia, que hicieron el lanzamiento de una campaña para ayudar a detectar tempranamente el autismo. Mientras tanto, en la provincia de San Luis, familiares de chicos y adultos con autismo pidieron que la provincia tenga una ley protectiva de las personas con ese tipo de problema. El planteo fue realizad durante las actividades públicas en la Plaza Pringles de la capital puntana.

Los familiares dijeron que es necesario que “la provincia de San Luis cuente con una ley para proteger a estos hermosos seres humanos (porque) si no tienen familiares con un buen poder adquisitivo para su atención, se encuentran desamparados”. María Ortega, madre de un chico autista, señaló que el año pasado presentaron un proyecto de ley a la diputada provincial Graciela Corvalán –del gobernante Compromiso Federal–, “pero no se ha logrado absolutamente nada hasta ahora”.

Compartir: 

Twitter
 

El acto de Plaza de Mayo reunió a varios cientos de familias que participan de la agenda.
Imagen: Adrián Pérez
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared