SOCIEDAD › LUZ PATRICIA MEJIA, RELATORA DE LA OEA

“Diálogo sin presiones”

 Por Mariana Carbajal

“El aborto es uno de los grandes problemas de derechos humanos de la mujer, porque afecta de manera directa dos derechos fundamentales que son el derecho a la vida y a la integridad personal, además del derecho a la salud, a la salud reproductiva, al derecho a decidir de las mujeres. Estos derechos humanos y fundamentales para la mujer se ven claramente vulnerados cuando una mujer es víctima de un aborto clandestino, cuando es perseguida penalmente por habérselo practicado o cuando fallece o queda incapacitada como producto del mismo”, afirmó al ser consultada por Página/12 la abogada venezolana Luz Patricia Mejía, relatora especial para los Derechos de las Mujeres y para la Argentina de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA.

Mejía fue la única oradora invitada en la audiencia pública de la Comisión de Legislación Penal de Diputados que se hizo el 13 de julio para avanzar con el debate sobre el aborto. Al enterarse por este diario de que originalmente se había convocado a una reunión para sacar un dictamen sobre el tema en el marco del proceso electoral, Mejía dijo: “Debatir el tema del aborto no punible es algo necesario y urgente, eso es lo que hemos dicho en la presentación que tuvimos hace unos meses en el Congreso. Ahora bien, lo que veo como un reto y creo que podría comprometer negativamente el debate libre y plural sobre este tema vital para los derechos humanos de las mujeres es que ocurra en el marco de un proceso de polarización política preelectoral, sin el tiempo y la vitalidad que requiere, lo que podría generar que se interrumpa, se banalice. Como hemos dicho, el diálogo debe ser abierto, público y sin presiones, donde participen todos y todas las actoras que deben opinar en este proceso y donde lo que debe imperar es el interés político por el bienestar de las mujeres y no sólo el interés por la búsqueda de votos en una coyuntura electoral. Aprobar un proyecto que regulará un aspecto esencial del derecho a la vida y la integridad de las mujeres requiere tiempo para la participación activa de todos los sectores”.

–Algunos diputados proponen limitar el debate a la reglamentación de los abortos no punibles. ¿Qué opina? –le preguntó este diario.

–Lo que creo que estaba en el ambiente parlamentario es debatir la despenalización, pues la reglamentación del aborto no punible existe en Argentina y de hecho ya hace unos años nos pronunciamos por la necesidad de que se aplicara, y también señalamos que no era suficiente para el problema existente de mortalidad de mujeres por causa de abortos clandestinos o mal practicados. Hablamos siempre de la necesidad de debatir que el aborto no fuese punible.

–En los países en que se despenaliza, ¿aumenta la cantidad de abortos?

–De acuerdo con la información que nosotras manejamos, los países que tienen políticas claras y masivas para garantizar los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, así como su derecho a la salud, no sólo tienen menos incidencias en abortos, sino menos incidencias en muertes vinculadas con la salud materna de las mujeres.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared