libero

Lunes, 29 de diciembre de 2014

CUELLAR

Un insaciable del nocaut

Tres defensas exitosas de su título interino en los EE.UU. lo transformaron en el púgil de 2014.

 Por Daniel Guiñazú

En verdad, todavía no es tiempo de cierre de balance para el boxeo nacional. Dos argentinos (Israel Pérez mañana y Omar Narváez el miércoles) habrán de buscar uno y defender el otro sendos títulos del mundo en Japón. Por lo que la idea que aquí se exponga, bien puede quedar desacomodada en función de lo que allí resulte. En todo caso, se tratará de describir la situación al momento. Aunque ya hayan caído 361 de las 365 hojas del almanaque pugilístico de 2014.

Hasta aquí, Jesús Cuellar ha sacado las mejores calificaciones del año. El zurdo peleador del barrio bravo de Santa Paula, en José C. Paz, defendió tres veces con éxito en los Estados Unidos su título interino de los plumas de la Asociación. Y aunque sus rivales no han sido ni por asomo de los más calificados de la categoría, sus dos triunfos por fuera de combate (noqueó en dos rounds al ex bicampeón del mundo puertorriqueño Juan Manuel López y en cinco al mexicano Rubén Tamayo) y su estrecha victoria por decisión sobre el californiano Rico Ramos ubicaron a Cuellar en una posición expectante a los ojos de los peces gordos del negocio pugilístico mundial. Y quizás como el boxeador argentino de mayor proyección internacional de cara al inminente 2015.

Manejado por el mismo equipo que conduce la campaña de Marcos Maidana (Sebastián Contursi es su manager y Robert García, su director técnico), no es ése el único punto de contacto que reconocen Cuellar y el peleador santafesino. Los dos se asemejan muchísimo en su estilo comercial, decidido y sin reservas, jugado a todo o nada en cada golpe. Y cortado a la medida de lo que pretenden los promotores más importantes y los compradores del pay-per-view. Cada pelea de Cuellar destiló adrenalina, excitación, búsqueda insaciable del nocaut de campana a campana. Y exactamente eso es lo que se quiere ver en los Estados Unidos.

En 2015, a Cuellar lo esperan más peleas importantes. Y acaso la esperada unificación de su corona ante el campeón regular, el jamaiquino Nicholas Walters. Seguirá siendo uno de los protagonistas centrales del boxeo argentino. Ese boxeo que, con Maidana, Lucas Matthysse y Javier Maciel en la primera línea, volverá a plantar la bandera celeste y blanca en el lugar de los grandes acontecimientos.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: Télam
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.